Depresión resistente al tratamiento

A veces, la depresión no mejora, incluso con tratamiento. Averigua qué puedes hacer al respecto.

Escrito por el personal de Mayo Clinic

Si recibes tratamiento para la depresión pero tus síntomas no mejoraron, tal vez tengas depresión resistente al tratamiento. Tomar antidepresivos o recibir asesoramiento psicológico (psicoterapia) alivia los síntomas de depresión en la mayoría de los casos. Pero cuando se tiene una depresión resistente al tratamiento, los tratamientos estándar no son suficientes. Puede que no ayuden mucho o puede que tus síntomas mejoren y después regresen.

Si tu médico de atención primaria te recetó antidepresivos y los síntomas de depresión persisten a pesar del tratamiento, pídele a tu médico que te recomiende un proveedor de atención médica que se especialice en diagnosticar y tratar trastornos de salud mental.

El psiquiatra revisará tu historia clínica y puede:

  • Preguntarte acerca de situaciones de la vida que podrían estar contribuyendo a tu depresión
  • Considerar tu respuesta al tratamiento, incluidos medicamentos, psicoterapia y otros tratamientos que probaste
  • Revisar todos los medicamentos que estás tomando, incluso los fármacos no recetados y los suplementos herbales
  • Hablar acerca de si estás tomando los medicamentos como te los recetaron y si estás siguiendo los pasos del tratamiento
  • Considerar las enfermedades de salud física que a veces pueden causar o empeorar la depresión, tal como trastornos de la tiroides, dolor crónico o problemas de corazón
  • Considerar un diagnóstico de otro trastorno de salud mental, tal como trastorno bipolar, que puede causar o empeorar la depresión y puede necesitar un tratamiento diferente; distimia, una forma de depresión leve pero a largo plazo (crónica); o un trastorno de la personalidad que contribuya a que no mejore la depresión

Los síntomas de depresión resistente al tratamiento pueden ir de leves a graves y puede que sea necesario probar varios enfoques para identificar uno que ayude.

Estrategias de medicación

Si ya has intentado con un antidepresivo y no ha funcionado, no pierdas las esperanzas. Es posible que tú y tu médico simplemente no hayan encontrado la dosis correcta, el medicamento o la combinación de medicamentos que mejor se adapten a ti. Aquí se indican algunas opciones de medicamentos que tu médico puede analizar contigo:

  • Dale más tiempo a tus medicamentos actuales. Los antidepresivos y otros medicamentos para la depresión, por lo general, tardan entre cuatro y ocho semanas para ser totalmente eficaces y para que se reduzcan los efectos secundarios. En algunas personas, tardan todavía más tiempo.
  • Aumenta la dosis, si está indicado. Como las personas responden de distinta forma a los medicamentos, es posible que para ti sea beneficioso recibir una dosis más alta que lo usual. Pregunta a tu médico si esto es una opción en tu caso (no cambies la dosis por tu cuenta, ya que existen varios factores que se deben tener en cuenta para determinar la dosis adecuada).
  • Cambia de antidepresivo. Para algunas personas, el primer antidepresivo que toman no es efectivo. Es posible que tengas que probar varios hasta encontrar uno que te sirva.
  • Agregar otro tipo de antidepresivo. El médico puede recetarte dos clases distintas de antidepresivos al mismo tiempo. De esa manera, afectarán un grupo más amplio de sustancias químicas del cerebro vinculadas al estado de ánimo. Estas sustancias químicas son neurotransmisores, como por ejemplo la dopamina, la serotonina y la norepinefrina.
  • Agregar un medicamento utilizado usualmente para otro trastorno. Tu médico podría indicarte, junto con un antidepresivo, un medicamento que, por lo general, se utiliza para tratar otro problema de salud mental o físico. Este proceder, conocido como aumento, podría incluir antipsicóticos, estabilizadores del ánimo, medicamentos para la ansiedad, hormona tiroidea u otros fármacos.
  • Considera las pruebas farmacogenómicas. Estas pruebas detectan genes específicos que indican el nivel en el que tu organismo puede procesar (metabolizar) un medicamento o cómo tu depresión podría responder a un medicamento en particular con base en factores adicionales. Actualmente, las pruebas de farmacogenética no son una forma segura de mostrar si un medicamento funcionará en tu caso, pero estas pruebas pueden ofrecer pistas importantes para el tratamiento, en especial en personas que sufren muchos efectos secundarios o que han tenido pocos resultados con algunos medicamentos. El seguro no cubre siempre estas pruebas.

Asesoramiento psicológico

El asesoramiento psicológico (psicoterapia) de un psiquiatra, un psicólogo o a otro profesional de salud mental puede ser muy eficaz. Para muchas personas, la psicoterapia funciona mejor en combinación con medicamentos. Ayuda a identificar las preocupaciones subyacentes que pueden sumarse a tu depresión. Al trabajar con tu terapeuta, también puedes aprender comportamientos y estrategias específicos para superar tu depresión. Por ejemplo, la psicoterapia te puede ayudar a:

  • Encontrar mejores maneras de enfrentar los desafíos de la vida
  • Lidiar con traumas emocionales del pasado
  • Manejar las relaciones de una manera más sana
  • Aprender la forma de reducir los efectos del estrés en tu vida
  • Abordar problemas de consumo de sustancias

Si el asesoramiento parece no ayudar, habla con tu psicoterapeuta para probar un enfoque diferente. O considera ver a alguien más. Al igual que con los medicamentos, encontrar un tratamiento que funcione puede llevar varios intentos. La psicoterapia para la depresión puede incluir:

  • Terapia cognitivo conductual. Este tipo común de asesoramiento aborda pensamientos, sentimientos y comportamientos que afectan tu estado de ánimo. Te ayuda a identificar y cambiar patrones de pensamiento distorsionados o negativos y te enseña habilidades para responder a los desafíos de la vida de forma positiva.
  • Terapia de aceptación y de compromiso. La terapia de aceptación y compromiso, una forma de terapia cognitivo conductual, te ayuda a tener comportamientos positivos, incluso cuando tienes pensamientos y emociones negativos. Está diseñada para afecciones resistentes al tratamiento.
  • Psicoterapia interpersonal. La psicoterapia interpersonal se enfoca en resolver problemas de relaciones que puedan contribuir a tu depresión.
  • Terapia familiar o de pareja. Este tipo de terapia incluye a los miembros de la familia o a tu cónyuge o pareja en el asesoramiento. Resolver las situaciones de estrés en tus relaciones te puede ayudar con la depresión.
  • Terapia dialéctica conductual. Este tipo de terapia te ayuda a crear estrategias de aceptación y la capacidad para resolver problemas. Es útil para los pensamientos suicidas crónicos o los comportamientos de autolesión, que a veces acompañan a la depresión resistente al tratamiento.
  • Psicoterapia de grupo. Este tipo de asesoramiento incluye a un grupo de personas que luchan con la depresión y que trabajan junto a un psicoterapeuta.
  • Atención plena. La atención plena implica prestar atención y aceptar los pensamientos y sentimientos propios sin juzgarlos como "correctos" o "equivocados" en un momento dado.
  • Activación conductual. Este tipo de tratamiento trabaja con individuos deprimidos para reducir progresivamente su evasión y aislamiento y aumentar su participación en actividades de las que alguna vez disfrutaron o actividades que han demostrado mejorar su estado de ánimo.

Procedimientos para tratar la depresión

Si los medicamentos y la psicoterapia no están funcionando, tal vez quieras hablar con un psiquiatra sobre otras opciones de tratamiento:

  • Estimulación magnética transcraneal repetitiva (EMTr). Este tipo de tratamiento utiliza campos magnéticos para estimular las células nerviosas en el cerebro con el fin de mejorar los síntomas de depresión. Se coloca una bobina electromagnética sobre el cuero cabelludo, cerca de la frente. El electroimán usado en la EMTr crea corrientes eléctricas que estimulan las células nerviosas en la región del cerebro que controla el estado de ánimo y la depresión. Por lo general, este tratamiento se hace en sesiones de 30 minutos en ráfagas rápidas. Ahora este tratamiento se puede hacer en sesiones más breves, con una dosificación llamada estimulación de ráfagas theta intermitente.
  • La ketamina es un medicamento que se administra por vía intravenosa en dosis bajas. Se usa para el alivio rápido de los síntomas de depresión que son difíciles de tratar y sus efectos pueden durar de días a semanas. Por lo general, la frecuencia de administración se reduce a lo largo de varias semanas. La FDA aprobó una forma intranasal llamada esketamina que se administra en el consultorio del médico o en una clínica bajo la supervisión del proveedor de atención médica para controlar posibles efectos secundarios graves y debido al potencial de abuso y empleo erróneo. La esketamina es para adultos que han probado al menos otros dos medicamentos antidepresivos que no controlaron los síntomas de forma adecuada. La ketamina y la esketamina trabajan en el cerebro de manera diferente a los antidepresivos comunes, y normalmente cada una se usa junto con un antidepresivo oral.
  • Terapia electroconvulsiva (TEC). Cuando duermes, una dosis cuidadosamente medida de electricidad pasa a través de tu cerebro, lo que dispara una convulsión pequeña y breve de manera intencional. La TEC al parecer provoca cambios en la química del cerebro que pueden revertir relativamente los síntomas de la depresión mayor. Aunque hay posibles efectos secundarios, tal como confusión temporal o pérdida temporal de la memoria, una serie de tratamientos con TEC puede brindar un alivio significativo de la depresión grave.
  • Estimulación del nervio vago (ENV). Generalmente, la ENV solo se trata después de que otras terapias de estimulación del celebro como la TEC y la EMTr no hayan tenido éxito para mejorar los síntomas de depresión. La ENV estimula el nervio vago con impulsos eléctricos. Este tratamiento usa un dispositivo implantado en el pecho que se conecta mediante un cable a un nervio en el cuello (nervio vago). Las señales eléctricas del implante viajan a lo largo del nervio vago hacia los centros de estado de ánimo del cerebro, que pueden mejorar los síntomas de depresión.

Asegúrate de averiguar si tu seguro médico cubre el tratamiento que se te recomienda.

Otras medidas que puedes tomar

Cómo aprovechar el tratamiento para la depresión al máximo:

  • Cumple con tu plan de tratamiento. No faltes a las sesiones o citas de tratamiento. Llevará un tiempo para que mejores. No dejes de tomar los medicamentos, aunque te sientas bien. Si dejas de tomarlos, los síntomas de la depresión pueden volver a aparecer, y puedes experimentar síntomas parecidos a los de la abstinencia. Si los efectos secundarios o el costo de los medicamentos son un problema, habla con tu médico y farmacéutico para hablar sobre las opciones.
  • Deja de beber alcohol y de consumir sustancias recreativas. Muchas personas con depresión beben demasiado alcohol o consumen sustancias recreativas o marijuana. A largo plazo, el alcohol y las sustancias empeoran la depresión y hacen que sea más difícil su tratamiento. Si no puedes dejar de beber alcohol o de consumir sustancias por tu cuenta, habla con tu médico o profesional de la salud mental. El tratamiento de la depresión puede no ser exitoso hasta que resuelvas el consumo de sustancias.
  • Controlar el estrés. Los problemas en tu relación, los problemas financieros, una vida laboral insatisfecha y muchos otros problemas pueden contribuir al estrés, que a su vez empeora la depresión. Intenta con técnicas de reducción del estrés, como yoga, taichí, meditación, atención plena, relajación muscular progresiva o escribir tus pensamientos en un diario.
  • Duerme bien. Dormir poco puede empeorar la depresión. La cantidad de horas que duermes y cómo duermes pueden afectar tu estado de ánimo, nivel de energía, capacidad de concentración y resiliencia al estrés. Si tienes problemas para dormir, busca formas de mejorar tus hábitos de sueño o pídele ayuda a tu médico o profesional de salud mental.
  • Haz ejercicio de forma regular. Hacer ejercicio tiene un efecto directo sobre el ánimo. Incluso actividad física como la jardinería o caminar pueden reducir el estrés, mejorar el sueño y aliviar los síntomas de depresión.

No te conformes con un tratamiento que sea parcialmente eficaz en el alivio de tu depresión o uno que funcione pero que te cause efectos secundarios intolerables. Trabaja con tu médico y otro profesional de salud mental para encontrar el mejor tratamiento posible; incluso te puede llevar un tiempo y esfuerzo encontrar nuevos enfoques.

July 21, 2017 See more In-depth

Ver también

  1. La dieta MIND puede reducir el riesgo de padecer enfermedad de Alzheimer
  2. Enfermedad de Addison
  3. Trastornos de adaptación
  4. Fatiga suprarrenal: ¿qué la provoca?
  5. Después de una inundación, ¿es seguro usar los alimentos y los medicamentos?
  6. Enfermedad de Alzheimer: nuevos tratamientos
  7. Principios básicos de la enfermedad de Alzheimer
  8. Conoce la diferencia entre los tipos de demencia
  9. Enfermedad de Alzheimer: ¿puede una lesión en la cabeza aumentar el riesgo?
  10. Enfermedad de Alzheimer
  11. Enfermedad de Alzheimer: ¿Puede el ejercicio físico prevenir la pérdida de la memoria?
  12. Medicamentos para la enfermedad de Alzheimer
  13. Genes de la enfermedad de Alzheimer
  14. Aerosol nasal para la enfermedad de Alzheimer: ¿un nuevo tratamiento?
  15. Enfermedad de Alzheimer o depresión: ¿podrían ser las dos cosas?
  16. Prevención del Alzheimer: ¿Existe?
  17. Estadios del Alzheimer
  18. Pruebas de Alzheimer: detección en los estadios tempranos
  19. Ambien: ¿debería preocuparme por la dependencia?
  20. Abstinencia de los antidepresivos: ¿existe algo así?
  21. Antidepresivos y alcohol: ¿Cuál es el problema?
  22. Los antidepresivos y el aumento de peso: ¿cuál es su causa?
  23. Antidepresivos: ¿pueden dejar de funcionar?
  24. Antidepresivos: Efectos secundarios
  25. Antidepresivos: Elección del adecuado para ti
  26. Antidepresivos: ¿cuáles causan la menor cantidad de efectos secundarios sexuales?
  27. Los antidepresivos y el embarazo
  28. Antidepresivos atípicos
  29. Depresión atípica
  30. Axona: Alimento médico para tratar el Alzheimer
  31. Dolor de espalda
  32. Rutinas para la hora de dormir: no son solo para los bebés
  33. Los beneficios de ser bilingüe
  34. Trastorno por atracones
  35. Conceptos básicos de la sangre
  36. Trastorno límite de la personalidad
  37. Lactancia y medicamentos
  38. Video del Dr. Wallace
  39. Paratiroides
  40. El papel de la alimentación y el ejercicio en la prevención de la enfermedad de Alzheimer
  41. ¿Puede la música ayudar a alguien con la enfermedad de Alzheimer?
  42. Los suplementos de zinc, ¿pueden ayudar a tratar la hidradenitis supurativa?
  43. ¿No puedes dormir? Prueba con hacer ejercicio durante el día
  44. Cuidado de las heridas de hidradenitis supurativa
  45. Celiaquía
  46. Dieta para la celiaquía: ¿Cómo consumo la cantidad suficiente de granos?
  47. Ahuyenta la depresión de invierno
  48. Maltrato infantil
  49. Encefalopatía traumática crónica
  50. Enfermedad de Creutzfeldt-Jakob
  51. Depresión clínica: ¿Qué significa?
  52. Ensayos clínicos para la hidradenitis supurativa
  53. Aceite de coco: ¿puede curar el hipotiroidismo?
  54. ¿Café después de cenar? Que sea sin cafeína
  55. Hemograma completo
  56. Duelo complicado
  57. Conducta sexual compulsiva
  58. Conmoción
  59. Conmoción cerebral en los niños
  60. Recuperación de una conmoción cerebral
  61. Telemedicina sobre conmoción cerebral
  62. Cómo hace frente al estrés de padecer hidradenitis supurativa
  63. Cómo hacer frente a los altibajos emocionales de la artritis psoriásica
  64. COVID-19 y tu salud mental
  65. Creación de un equipo de atención para la hidradenitis supurativa
  66. Enfermedad de Creutzfeldt-Jakob
  67. Síndrome de Cushing
  68. Ciclotimia (trastorno ciclotímico)
  69. Delirio
  70. Depresión y ansiedad: ¿puedo tener ambas?
  71. Depresión, ansiedad y ejercicio
  72. Depresión: el diagnóstico es clave
  73. Depresión durante el embarazo
  74. Depresión en las mujeres: comprensión de la brecha de género
  75. Depresión (trastorno depresivo mayor)
  76. Depresión: Ofrece apoyo y aliento
  77. Depresión: apoyar a un familiar o a un amigo
  78. Diabetes y depresión Cómo hacer frente a las dos afecciones
  79. Diagnosticar enfermedad de Alzheimer
  80. Trastornos disociativos
  81. Vitamina C y estado de ánimo
  82. Drogadicción (trastorno de consumo de sustancias)
  83. Terapia electroconvulsiva
  84. Síndrome del nido vacío
  85. Cansancio
  86. Fibromialgia
  87. Fibromialgia y acupuntura
  88. Fibromialgia: ¿está vinculada a otros problemas de salud?
  89. Fibromialgia: consejos para el cuidado personal
  90. Fibromialgia y Neurontin
  91. ¿Fibromialgia o no?
  92. Suplementos de ácido fólico: ¿pueden retrasar el deterioro cognitivo?
  93. Ginkgo biloba: ¿puede prevenir la pérdida de memoria?
  94. Orientación del programa HABIT
  95. Resacas
  96. Enfermedad de Hashimoto
  97. Dolor de cabeza
  98. Hidrosadenitis supurativa
  99. La hidradenitis supurativa y los agentes biológicos: datos clave
  100. La hidradenitis supurativa y la dieta: ¿qué se recomienda?
  101. La hidradenitis supurativa y el sueño: qué hacer para dormir más
  102. Hidradenitis supurativa: consejos para bajar de peso
  103. Hidradenitis supurativa: ¿qué es?
  104. Hidradenitis suppurativa: ¿cuándo aparece?
  105. Hidradenitis suppurativa: Where can I find support?
  106. Cómo se produce la adicción a los opioides
  107. Cómo saber si un ser querido abusa de los opioides
  108. Huperzina A: ¿Puede tratar el Alzheimer?
  109. Hiperparatiroidismo
  110. Hipoparatiroidismo
  111. Hipotiroidismo: ¿los suplementos de calcio pueden interferir en el tratamiento?
  112. Alimentación para personas que padecen hipotiroidismo
  113. ¿Hipotiroidismo y dolor articular?
  114. Hipotiroidismo ¿Debo tomar suplementos de yodo?
  115. Síntomas de hipotiroidismo: ¿El hipotiroidismo puede causar problemas en los ojos?
  116. Hipotiroidismo (tiroides hipoactiva)
  117. Insomnio
  118. Insomnio: ¿Cómo hago para permanecer dormido?
  119. Tratamiento del insomnio: terapia cognitiva conductual en vez de pastillas para dormir
  120. Intervención: Ayuda a un ser querido a superar una adicción
  121. ¿Es la depresión un factor que contribuye al desarrollo de la artritis reumatoide?
  122. ¿La fibromialgia es hereditaria?
  123. ¿Está cambiando la definición de la enfermedad de Alzheimer?
  124. Kratom para la suspensión de opioides
  125. Falta de sueño: ¿puede enfermarte?
  126. Vivir mejor con hidradenitis supurativa
  127. Presión arterial baja (hipotensión)
  128. Depresión masculina: comprender los problemas
  129. Cómo controlar los dolores de cabeza
  130. Tratamiento de la hidradenitis supurativa: el tratamiento temprano es fundamental
  131. Riesgos para la salud relacionados con la hidradenitis supurativa
  132. Inhibidores de la monoaminooxidasa y alimentación: ¿es necesario restringir la tiramina?
  133. Marihuana y depresión
  134. Mayo Clinic Minute: 3 consejos para reducir el riesgo de padecer la enfermedad de Alzheimer
  135. El minuto de Mayo Clinic: El riesgo de la enfermedad de Alzheimer y el estilo de vida
  136. Mayo Clinic Minute: Cambios en la nueva definición de la enfermedad de Alzheimer
  137. Mayo Clinic Minute: prevenir migrañas con estimulación magnética
  138. Mayo Clinic Minute: Síndrome de las piernas inquietas en niños
  139. Mayo Clinic Minute: Cómo sobrellevar las migrañas
  140. Mayo Clinic Minute: Las mujeres y la enfermedad de Alzheimer
  141. Consumo excesivo de medicamentos para el dolor de cabeza
  142. Meditación
  143. Recetas de la dieta mediterránea
  144. Pérdida de memoria: cuándo se debe buscar ayuda
  145. Salud mental: cómo superar el estigma de las enfermedades mentales
  146. Proveedores de atención de la salud mental: consejos para encontrar uno
  147. Salud mental
  148. Enfermedad mental
  149. Migraña
  150. Medicamentos para la migraña y antidepresivos
  151. Tratamiento de la migraña: ¿pueden ayudar los antidepresivos?
  152. Infographic: Migraine Treatments: Botox & Nerve Blocking
  153. Migrañas y problemas digestivos. ¿Existe alguna relación?
  154. Migrañas y vértigo
  155. Migrañas: ¿Se producen por cambios climáticos?
  156. Alivio del dolor de la migraña
  157. Deterioro cognitivo leve
  158. Ejercicios de conciencia plena
  159. Inhibidores de la monoaminooxidasa (IMAO)
  160. Remedios naturales para la depresión: ¿son eficaces?
  161. Crisis nerviosa: ¿qué significa?
  162. Nueva investigación sobre la enfermedad de Alzheimer
  163. Tabaquismo
  164. ¿No estás cansado? No te vayas a la cama
  165. Estimulación del nervio occipital: ¿un tratamiento eficaz para la migraña?
  166. Migraña ocular: cuándo se debe buscar ayuda
  167. Trastorno negativista desafiante
  168. Dolor y depresión: ¿existe alguna relación?
  169. Cáncer de páncreas
  170. Infographic: Pancreatic Cancer: Minimally Invasive Surgery
  171. Sobreviviente de cáncer de páncreas
  172. Infographic: Pancreatic Cancers-Whipple
  173. Perimenopausia
  174. Opciones de anticoncepción en la perimenopausia
  175. Terapia con mascotas
  176. Suplementos de fosfatidilserina: ¿pueden mejorar la memoria?
  177. Tumores pituitarios
  178. Polimialgia reumática
  179. Trastorno disfórico premenstrual
  180. Síndrome premenstrual (SPM)
  181. Abuso de drogas recetadas
  182. Pastillas para dormir de venta con receta: ¿Qué es lo correcto para ti?
  183. Parálisis supranuclear progresiva
  184. Psicoterapia
  185. Enfermedad de Alzheimer que progresa con rapidez: ¿hay algo más?
  186. Cómo reducir los malestares de la hidradenitis supurativa: consejos de cuidado personal
  187. Síndrome de las piernas inquietas
  188. Antojo de sal: ¿es un síntoma de la enfermedad de Addison?
  189. Savella puede disminuir la fatiga
  190. Trastorno esquizoafectivo
  191. Trastorno afectivo estacional
  192. Escoger una caja de luz
  193. Inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina (ISRS)
  194. Inhibidores de la recaptación de serotonina y norepinefrina (IRSN)
  195. No bebas alcohol para dormir mejor
  196. Trastornos del sueño
  197. Consejos para dormir
  198. La soja: ¿agrava el hipotiroidismo?
  199. Mantenerse activo con hidradenitis supurativa
  200. Detén tu próxima migraña antes de que comience
  201. Síntomas de estrés
  202. Síndrome vespertino: Desorientación en las últimas horas de la tarde
  203. Grupos de apoyo
  204. Cirugía para la hidradenitis supurativa
  205. Symptom Checker
  206. Reducción progresiva del uso de opioides: cuándo y cómo hacerlo
  207. El zumbido en los oídos y los antidepresivos
  208. Estimulación magnética transcraneal
  209. Lesión cerebral traumática
  210. Tratamiento de la hidradenitis supurativa: explora tus opciones
  211. Tratamiento de la hidradenitis supurativa con antibióticos y hormonas
  212. Antidepresivos tricíclicos y antidepresivos tetracíclicos
  213. Pérdida de peso sin causa aparente
  214. Estimulación del nervio vago
  215. La valeriana: ¿es un somnífero natural seguro y eficaz?
  216. Demencia vascular
  217. Video: Un medicamento para el Alzheimer muestra una promesa temprana
  218. Video: La estimulación del nervio vago
  219. Vitamina B-12 y depresión
  220. Vitamina B-12 y enfermedad de Alzheimer
  221. La vitamina D: ¿puede prevenir la enfermedad de Alzheimer y la demencia?
  222. ¿Qué son los opioides y por qué son peligrosos?
  223. ¿Cuáles son los signos y los síntomas de la hidrosadenitis supurativa?
  224. ¿Qué es la reflexología?
  225. Enfermedad de Wilson
  226. Síndrome de Wilson: ¿Un diagnóstico médico aceptado?
  227. Enfermedad de Alzheimer precoz