Cómo controlar otros riesgos para la salud cuando tienes hidradenitis supurativa

La hidradenitis supurativa aumenta el riesgo de sufrir otros problemas de salud. Toma estas medidas para reducir el riesgo.

El impacto más obvio de la hidradenitis supurativa en tu salud son los bultos dolorosos que causa bajo tu piel. Pero parece afectar mucho más que solo el exterior de tu cuerpo. Con gran frecuencia, la hidradenitis supurativa se asocia con otras condiciones de salud que afectan la cintura, el corazón, las articulaciones y mucho más, por lo que deberías prestar atención a los otros riesgos que puedan estar al acecho debajo de tu piel.

Llevar un estilo de vida saludable y trabajar estrechamente con tu médico para identificar y tratar otras condiciones de salud son pasos importantes para ayudar a reducir tu riesgo.

Comprende los riesgos para la salud

Algunas de las afecciones más comunes que ocurren con la hidradenitis supurativa incluyen:

  • Obesidad. La obesidad no solo es común con la hidradenitis supurativa, sino que el sobrepeso también empeora la condición de la piel. La obesidad se define como tener un índice de masa corporal (IMC), tu peso en kilogramos (kg) dividido por tu altura en metros (m) cuadrados, de 30 o más. Pero no todas las personas que tienen hidradenitis supurativa son obesas.
  • Síndrome metabólico. Esta afección es una combinación de hiperglucemia, obesidad, colesterol alto y presión arterial alta. También aumenta el riesgo de padecer una enfermedad cardíaca o un accidente cerebrovascular.
  • Diabetes. Las personas con hidradenitis supurativa son más propensas a tener diabetes que las personas que no tienen la afección cutánea. La obesidad está implicada tanto en la hidradenitis supurativa como en la diabetes.
  • Depresión. La hidradenitis supurativa puede ser una enfermedad emocionalmente desafiante con la que vivir, y la depresión es otra afección de salud comúnmente relacionada. Algunas personas con hidradenitis supurativa podrían abusar de las drogas o el alcohol, o tener pensamientos suicidas.
  • Enfermedades intestinales inflamatorias. Estas incluyen la enfermedad de Crohn y la colitis ulcerativa. Los signos y síntomas comunes incluyen diarrea, fiebre, fatiga, dolor y calambres abdominales, sangre en las heces, disminución del apetito y pérdida de peso involuntaria.
  • Enfermedad cardíaca. La enfermedad cardíaca describe una gama de enfermedades que afectan el corazón. Los síntomas de la enfermedad cardíaca dependen del tipo de enfermedad cardíaca que tengas. Los signos y síntomas pueden incluir dolor torácico, frecuencia cardíaca rápida o irregular, dificultad para respirar, hinchazón, fatiga y desmayos.
  • Problemas articulares. Las formas inflamatorias de artritis, incluidas la artritis reumatoide y la artritis psoriásica, son comunes en personas con hidradenitis supurativa. Los síntomas incluyen dolor y rigidez articular.
  • Otras enfermedades de la piel. Las afecciones de la piel que causan llagas abiertas y no infecciosas en las piernas, así como las que causan abscesos, tractos y nódulos profundos, comúnmente ocurren con la hidradenitis supurativa.
  • Cáncer de piel. Las personas con hidradenitis supurativa parecen estar en mayor riesgo de padecer un cáncer de piel llamado carcinoma de células escamosas. Los signos y síntomas varían de una protuberancia roja dura a una lesión plana que puede ser escamosa o con costra.

Reduce los riesgos

Los expertos no entienden completamente por qué estas condiciones son más frecuentes cuando se tiene hidradenitis supurativa. Habla con el médico sobre tus riesgos y un plan de detección para detectar estas condiciones de manera temprana. También puedes ayudar a reducir tu riesgo con opciones de estilo de vida saludables:

  • Baja de peso. Si tienes sobrepeso, perder apenas un poco de peso puede tener un gran impacto en tu hidradenitis supurativa y los riesgos de salud relacionados. Lograr un peso corporal saludable puede reducir el riesgo de enfermedad cardíaca y síndrome metabólico. Perder peso también reduce la inflamación en el cuerpo y alivia la tensión en las articulaciones dolorosas.
  • Sigue una dieta saludable. Concéntrate en las frutas y verduras, las proteínas magras y los granos integrales, y todo tu cuerpo se verá beneficiado. Una dieta equilibrada y saludable ayuda a prevenir el síndrome metabólico, la obesidad y las enfermedades cardiovasculares.
  • Trata la depresión. Para la depresión grave, es posible que necesites un medicamento antidepresivo. La terapia o asesoramiento también pueden resultar de ayuda. Un estilo de vida saludable, junto con mucho sueño, una vida social comprometida, tiempo para la relajación y la meditación, ejercicio y alimentos nutritivos, también es importante para tu bienestar mental y físico.
  • No fumes. El tabaquismo empeora los síntomas de la hidradenitis supurativa y puede desencadenar brotes, y aumenta aún más el riesgo de enfermedad cardíaca y muchos de estos otros trastornos de salud relacionados.
  • Crea una rutina de ejercicios. Para protegerte contra muchas de las enfermedades relacionadas con la hidradenitis supurativa, ponte en movimiento. Haz ejercicio durante al menos 150 minutos a la semana, distribuido en toda la semana. Prueba un ejercicio aeróbico de intensidad moderada, como andar en bicicleta o salir a caminar. Dos veces por semana, agrega un entrenamiento de fuerza.
  • Contrólate la piel regularmente. Probablemente estés en contacto cercano con tu dermatólogo debido a tu hidradenitis supurativa, pero no olvides estar atento a las irregularidades que podrían indicar un carcinoma de células escamosas. Protégete la piel del daño solar con protector solar diario y ropa que te cubra los brazos y las piernas.

Colabora con el médico para tratar tu hidradenitis supurativa y controlar tu salud general. Estas opciones de estilo de vida saludables también pueden ayudar a mejorar tu bienestar por dentro y por fuera.

June 20, 2019 See more In-depth