Vacunas contra la influenza: tienen especial importancia si sufres una enfermedad cardíaca

Si tienes una enfermedad cardíaca, las vacunas contra la influenza pueden reducir el riesgo de padecer complicaciones relacionadas con la gripe. Descubre los beneficios de aplicarte una vacuna contra la influenza y cuándo hacerlo.

Escrito por el personal de Mayo Clinic

Si tienes una enfermedad cardíaca, la temporada de gripe puede ser un momento peligroso. Existen más probabilidades de que las complicaciones de la gripe (influenza) se presenten en personas con enfermedad cardíaca. Afortunadamente, colocarse una vacuna contra la influenza puede reducir el riesgo de contraer gripe o de sufrir sus complicaciones.

Si bien los médicos durante mucho tiempo han recomendado que los adultos mayores y otros grupos de riesgo alto se vacunen contra la influenza, ahora destacan la importancia de que también lo hagan las personas con enfermedades cardíacas.

¿Por qué es importante que las personas que padecen una enfermedad cardíaca se vacunen contra la influenza?

Si padeces una enfermedad cardíaca, corres un mayor riesgo de sufrir las complicaciones de la influenza, como neumonía, insuficiencia respiratoria, ataque cardíaco y la muerte. La influenza también puede empeorar las afecciones preexistentes, como insuficiencia cardíaca, diabetes o asma.

Si contraes influenza a pesar de haberte vacunado, es probable que tengas un caso menos grave de influenza. Si padeces una enfermedad cardíaca, algunas investigaciones indican que vacunarse contra la influenza incluso podría reducir el riesgo de sufrir un ataque cardíaco u otro episodio cardiovascular, o de morir como consecuencia de un episodio cardiovascular. Sin embargo, se necesita investigar más para confirmar este beneficio.

También es una buena idea vacunarse contra la influenza si vives con una persona que padece una enfermedad cardíaca o cuidas de ella. Si reduces el riesgo de contraer influenza, disminuirás el riesgo de las personas que te rodean.

¿Es seguro recibir la vacuna contra la influenza si tengo enfermedad cardíaca?

Las vacunas contra la influenza son seguras para la mayoría de las personas que tienen enfermedad cardíaca.

Las vacunas contra la influenza generalmente se administran con una aguja en una de las extremidades superiores. Algunas personas presentan efectos secundarios de corta duración, como dolor leve en el brazo en el sitio de la inyección, fiebre leve o dolores musculares.

La vacuna contra la influenza que se puede administrar como aerosol nasal (FluMist) no es recomendable para las personas con enfermedad cardíaca. Este tipo de vacuna contra la influenza está hecha con virus vivos que pueden desencadenar síntomas de influenza en algunas personas.

Consulta con el médico antes de vacunarte contra la influenza si presentas lo siguiente:

  • Eres alérgico a los huevos
  • Tuviste una reacción alérgica grave a la vacuna contra la influenza en el pasado
  • Tienes antecedentes de síndrome de Guillain-Barré que se manifestaron después de haber recibido una vacuna contra la influenza
  • Tienes fiebre al momento de vacunarte contra la influenza

¿Cuándo debería vacunarme contra la influenza?

Si tienes una enfermedad cardíaca, vacúnate contra la influenza todos los otoños —cuando esté disponible— entre agosto y noviembre. Sin embargo, si las vacunas contra la influenza todavía están disponibles y no has recibido la tuya, de todos modos obtendrás beneficios si te vacunas en enero o más tarde. Esto se debe a que la temporada de gripe no llega al pico hasta el invierno.

¿El cardiólogo me debe administrar la vacuna contra la influenza?

No es necesario que sea el cardiólogo quien te administre la vacuna contra la influenza. También la puedes recibir de médicos de atención primaria, algunos especialistas, departamentos de salud pública y algunas farmacias. Lo mejor es llamar con anticipación para averiguar si la vacuna contra la influenza está disponible y si necesitas programar una cita médica.

June 13, 2018 See more In-depth