Si tengo diabetes, ¿hay algo especial que debo hacer para cuidarme el hígado?

Answers from M. Regina Castro, M.D.

Es inteligente que te preguntes las medidas necesarias para protegerte el hígado. La diabetes aumenta el riesgo de esteatosis hepática no alcohólica (hígado graso no alcohólico), una afección en la que el exceso de grasa se acumula en el hígado aunque se tome poco o no se tome nada de alcohol.

Esta afección se presenta en al menos la mitad de las personas con diabetes tipo 2 y cerca de la mitad de aquellas con diabetes tipo 1. Otras afecciones, como la obesidad, el colesterol alto y la presión arterial alta, también aumentan el riesgo de esteatosis hepática no alcohólica.

La esteatosis hepática en sí no suele causar síntomas. Pero aumenta el riesgo de presentar inflamación o cicatrices en el hígado (cirrosis). También se relaciona con el mayor riesgo de cáncer de hígado y enfermedad del corazón.

La esteatosis hepática incluso puede haber participado inicialmente en el desarrollo de la diabetes tipo 2. Cuando tienes ambas afecciones, el tratamiento deficiente de la diabetes tipo 2 puede empeorar la esteatosis hepática.

Tu mejor defensa contra la esteatosis hepática incluye estas estrategias:

  • Colabora con tu equipo de atención médica para controlar de forma correcta el azúcar en la sangre.
  • Si es necesario, pierde peso y trata de mantener un peso saludable.
  • Toma medidas para reducir la presión arterial alta.
  • Mantén el colesterol de lipoproteínas de baja densidad (LDL, o “malo”) y los triglicéridos (un tipo de grasa de la sangre) dentro de los límites recomendados.
  • No bebas demasiado alcohol.

Si tienes diabetes, el médico puede recomendarte una ecografía del hígado al recibir el diagnóstico y análisis de sangre de seguimiento de forma regular para supervisar la función del hígado.

With

M. Regina Castro, M.D.

Aug. 13, 2014 See more Expert Answers