Antagonistas del receptor de la angiotensina II

Los antagonistas del receptor de la angiotensina II se usan para tratar afecciones como la presión arterial alta y la insuficiencia cardíaca. Obtén más información sobre esta clase de medicamentos.

Escrito por el personal de Mayo Clinic

Los antagonistas del receptor de la angiotensina II ayudan a relajar los vasos sanguíneos, lo cual disminuye la presión arterial y permite que el corazón bombee sangre con mayor facilidad.

La angiotensina es una sustancia química del cuerpo que afecta el aparato cardiovascular de diversas maneras, entre ellas, estrecha los vasos sanguíneos. Este estrechamiento puede aumentar la presión arterial y obligar al corazón a esforzarse más.

Los antagonistas del receptor de la angiotensina II impiden la acción de la angiotensina II, lo que permite que los vasos sanguíneos se ensanchen (dilaten).

Ejemplos de antagonistas del receptor de la angiotensina II

Existen diversos antagonistas del receptor de la angiotensina II. El mejor para ti depende de tu salud y de la afección que te están tratando.

Algunos ejemplos de antagonistas del receptor de la angiotensina II son los siguientes:

  • Azilsartán (Edarbi)
  • Candesartán (Atacand)
  • Eprosartán
  • Irbesartán (Avapro)
  • Losartán (Cozaar)
  • Olmesartán (Benicar)
  • Telmisartán (Micardis)
  • Valsartán (Diovan)

Usos de los antagonistas del receptor de la angiotensina II

Los médicos recetan estos medicamentos para evitar, tratar o mejorar los síntomas de varias afecciones, tales como:

  • Presión arterial alta
  • Insuficiencia cardíaca
  • Insuficiencia renal en la diabetes
  • Enfermedades renales crónicas

Efectos secundarios y precauciones

Pocas personas tienen efectos secundarios cuando toman antagonistas del receptor de la angiotensina II. Los posibles efectos secundarios comprenden:

  • Mareos
  • Nivel elevado de potasio en sangre (hiperpotasiemia)
  • Hinchazón localizada de tejidos (angioedema)

Existen algunos informes de problemas intestinales en aquellas personas que tomaron olmesartán. Habla con el médico si tienes diarrea intensa o pierdes mucho peso mientras tomas olmesartán.

Debido a que los antagonistas del receptor de la angiotensina II pueden dañar a un feto en crecimiento, no los tomes si estás embarazada o planeas quedar embarazada.

June 13, 2018 See more In-depth