Efectos secundarios de los antidepresivos con efectos sedantes

Los antidepresivos que tienen un efecto sedante pueden incluir efectos secundarios como:

  • Desmayos y mareos
  • Dolor de cabeza
  • Somnolencia prolongada
  • Boca seca
  • Náuseas
  • Latidos irregulares
  • Aumento de peso
  • Problemas de memoria y de rendimiento durante el día

Consideraciones de seguridad

Las pastillas para dormir de venta con receta (e incluso algunas de venta sin receta) así como ciertos antidepresivos pueden no ser seguros si estás embarazada, amamantando o eres un adulto mayor. Las pastillas para dormir pueden aumentar el riesgo de caídas y lesiones durante la noche en adultos mayores. Si eres un adulto mayor, tu médico podría recetarte una dosis menor de medicamento para reducir tu riesgo de tener problemas.

Algunas afecciones — por ejemplo, enfermedad renal, hipertensión o antecedentes de convulsiones — podrían limitar tus opciones. Además, los medicamentos de venta con receta y los auxiliares para dormir de venta sin receta pueden interactuar con otros medicamentos. Y tomar ciertas pastillas para dormir de venta con receta puede provocar abuso o dependencia, por lo que es importante seguir las recomendaciones de tu médico.

Tomar pastillas para dormir

Si tus mejores intentos de tener un buen descanso nocturno han fallado, las pastillas para dormir de venta con receta pueden ser una opción. Aquí hay algunos consejos sobre cómo usarlas de manera segura.

  • Realízate una evaluación médica. Antes de tomar pastillas para dormir, visita a tu médico para realizarte un examen físico minucioso. A menudo tu médico puede encontrar causas específicas para tu insomnio. Además, si has estado tomando pastillas para dormir por más de unas cuantas semanas, habla con tu médico acerca de un programa de seguimiento adecuado para analizar tus medicamentos.
  • Lee la guía del medicamento. Lee la guía del medicamento para pacientes para que puedas entender cómo y cuándo tomar tus medicamentos y cuáles son los principales efectos secundarios posibles. Si tienes alguna pregunta, consulta a tu farmacéutico o a tu médico.
  • Nunca tomes una pastilla para dormir hasta que te vayas a ir a la cama. Las pastillas para dormir pueden hacerte sentir menos consciente de lo que haces, lo que incrementa el riesgo de situaciones peligrosas. Espera a tomar tu pastilla para dormir hasta que hayas completado todas tus actividades diurnas, cerca de 15 minutos o menos antes de que planees irte a dormir.
  • Planea tomar tu primera pastilla para dormir cuando puedas tener un descanso nocturno pleno. No tomes una nueva pastilla para dormir la noche anterior a una cita o actividad importante ya que no sabes de qué manera te afectará. Asegúrate de tomar una pastilla para dormir por primera vez cuando sepas que puedes tener un descanso nocturno pleno, como una noche de viernes si trabajas entre semana. Por lo general, las pastillas para dormir deben tomarse sólo cuando sabes que puedes quedarte en la cama de siete a ocho horas. Pocas pastillas para dormir de acción corta están previstas para cuando te despiertas a mitad de la noche, así que debes tomarlas cuando puedes quedarte en cama durante 4 horas.
  • Observa si tienen efectos secundarios. Si te sientes soñoliento o mareado durante el día o experimentas cualquier otro efecto secundario importante, habla con tu médico acerca de cambiar tu dosis o suspender las pastillas.
  • Evita el alcohol. Nunca mezcles alcohol y pastillas para dormir. El alcohol incrementa los efectos sedantes de las pastillas. Incluso una pequeña cantidad de alcohol combinada con pastillas para dormir puede hacerte sentir mareado, confundido o débil. Y en realidad el alcohol puede ocasionar insomnio.
  • Nunca tomes pastillas para dormir por más tiempo del que te haya recetado tu médico. Algunas pastillas para dormir de venta con receta son únicamente de uso a corto plazo — como de siete a diez días. Asegúrate de consultar a tu médico para que te oriente.
  • Suspende el tratamiento cuidadosamente. Cuando estés listo para dejar de tomar las pastillas para dormir, sigue las instrucciones de tu médico o farmacéutico o las de la etiqueta. Algunos medicamentos deben dejarse de tomar de forma gradual. Considera también que puedes tener insomnio de rebote a corto plazo durante algunos días después de dejar de tomar las pastillas para dormir.

Si continúas teniendo problemas para dormir, pide a tu médico más ayuda.

Dec. 27, 2014 See more In-depth