Biopsia de piel

En una biopsia de piel (cutánea) se extraen células de la superficie del cuerpo. A menudo se utiliza una biopsia de piel para diagnosticar enfermedades de la piel, como el melanoma y otros tipos de cáncer. El tipo de biopsia de piel al que deberás someterte dependerá del presunto tipo de cáncer y del tamaño de las células sospechosas. Los procedimientos de una biopsia de piel comprenden:

  • Biopsia por raspado. En una biopsia por raspado, el médico utiliza una pequeña herramienta similar a una navaja para raspar la superficie de la piel.
  • Biopsia por punción. En una biopsia por punción, el médico utiliza una herramienta circular para extraer una pequeña parte de las capas más profundas de la piel.
  • Biopsia incisional. En una biopsia incisional, el médico utiliza un escalpelo para extraer una zona pequeña de piel. Recibir puntos para cerrar la biopsia depende de la cantidad de piel que se haya extraído.
  • Biopsia por escisión. En una biopsia por escisión, el médico extrae un nódulo entero o una parte entera de piel anormal. Es probable que recibas puntos para cerrar el sitio de la biopsia.

Recibirás anestesia local para insensibilizar el sitio de la biopsia antes del procedimiento.

Biopsia quirúrgica

Si no se puede acceder a las células en cuestión mediante otros tipos de biopsia o si otros resultados de biopsia no fueron concluyentes, es posible que el médico recomiende una biopsia quirúrgica.

Durante una biopsia quirúrgica, un cirujano hace una incisión en la piel para acceder a la zona de células sospechosa. Algunos de los tipos de biopsias quirúrgicas pueden ser la cirugía para extirpar un nódulo mamario para un posible diagnóstico de cáncer de mama y la cirugía para extirpar un ganglio linfático para un posible diagnóstico de linfoma.

La biopsia quirúrgica se puede usar para extraer parte de una zona anómala de células (biopsia incisional). O la biopsia quirúrgica se puede usar para extraer una zona completa de células anómalas (biopsia por escisión).

Es posible que te coloquen anestesia local para dormir la zona de la biopsia. Algunas biopsias quirúrgicas requieren anestesia general con la que estarás inconsciente durante el procedimiento. Es posible que debas quedarte en el hospital para observación después del procedimiento.

Análisis y resultados de biopsia

Después de que el médico obtiene una muestra de tejido, esta se envía a un laboratorio para su análisis. La muestra se puede tratar químicamente o congelar y cortar en secciones muy finas. Las secciones se colocan en portaobjetos, se tiñen para aumentar el contraste y se estudian con el microscopio.

Los resultados ayudan al médico a determinar si las células son cancerosas. Si las células son cancerosas, mediante los resultados de la biopsia el médico puede saber dónde se originó el cáncer: el tipo de cáncer.

Una biopsia también ayuda al médico a determinar cuán agresivo es el cáncer: el grado del cáncer. A veces el grado se expresa como un número en una escala de 1 a 4 y se determina por el aspecto de las células cancerosas en el microscopio.

Por lo general, los tipos de cáncer de grado bajo (grado 1) son los menos agresivos y los de grado alto (grado 4) son los más agresivos. Esta información puede ayudar a guiar opciones de tratamiento. Otras pruebas especiales en las células cancerosas también pueden ayudar a guiar opciones de tratamiento.

En determinados casos, por ejemplo, durante una cirugía, un patólogo examina la muestra de células de inmediato y los resultados están disponibles para el cirujano en minutos. Pero en la mayoría de los casos, los resultados de la biopsia están disponibles en unos pocos días. Es posible que algunas muestras necesiten más tiempo para su análisis. Pregúntale a tu médico cuánto tiempo deberás esperar para recibir los resultados de la biopsia.

Dec. 17, 2016