Descripción general

Las enfermedades cardíacas congénitas consisten en uno o más problemas en la estructura del corazón, que existen desde el nacimiento. “Congénito” significa que naces con la afección. Las enfermedades cardíacas congénitas en adultos y niños pueden cambiar la forma en que la sangre fluye por el corazón.

Existen muchos tipos diferentes de defectos cardíacos congénitos. Este artículo se centra en las enfermedades cardíacas congénitas en adultos.

Algunos tipos de enfermedades cardíacas congénitas pueden ser leves. Sin embargo, los defectos complejos pueden provocar complicaciones que ponen en riesgo la vida. No obstante, los avances en el diagnóstico y tratamiento siguen mejorando la supervivencia de aquellos que padecen enfermedades cardíacas congénitas.

Las personas con enfermedades cardíacas congénitas requieren atención médica de por vida. El tratamiento puede consistir en controles regulares (espera en observación), medicamentos o cirugía. Si eres adulto y padeces una enfermedad cardíaca congénita, pregúntale al proveedor de atención médica con qué frecuencia necesitas un control.

Tipos

  1. Anillos vasculares
  2. Anomalía de Ebstein
  3. Anomalías congénitas de la válvula mitral
  4. Atresia pulmonar
  5. Atresia pulmonar con comunicación interventricular
  6. Atresia pulmonar con septo ventricular intacto
  7. Atresia tricuspídea
  8. Coartación aórtica
  9. Comunicación interauricular
  10. Comunicación interventricular
  11. Conducto arterial persistente
  12. Defecto de la comunicación auriculoventricular
  13. Defectos cardíacos congénitos en los niños
  14. Doble salida del ventrículo derecho
  15. Estenosis de la válvula pulmonar
  16. Persistencia del agujero oval
  17. Retorno venoso pulmonar anómalo total
  18. Retorno venoso pulmonar parcialmente anómalo
  19. Síndrome de Eisenmenger
  20. Síndrome de QT largo
  21. Síndrome de Wolff-Parkinson-White
  22. Síndrome del corazón izquierdo hipoplásico
  23. Tetralogía de Fallot
  24. Transposición de las grandes arterias
  25. Tronco arterial
  26. Válvula aórtica bicúspide

Síntomas

En algunas personas no se observan signos ni síntomas de enfermedades cardíacas congénitas hasta que llegan a la adultez. Es posible que los síntomas reaparezcan años después de tratar un defecto cardíaco congénito.

Los síntomas de enfermedades cardíacas congénitas comunes en los adultos incluyen lo siguiente:

  • Ritmo cardíaco irregular (arritmias)
  • Piel, labios y uñas de color azul (cianosis)
  • Falta de aire
  • Cansancio muy poco después de iniciar una actividad
  • Hinchazón del tejido o los órganos del cuerpo (edema)

Cuándo debes consultar a un médico

Si tienes síntomas que te preocupan, como dolor de pecho o falta de aire, solicita de inmediato atención médica de emergencia.

Si tienes signos o síntomas de enfermedades cardíacas congénitas o si recibiste tratamiento por una anomalía cardíaca congénita durante la infancia, pide una cita con el proveedor de atención médica.

Causas

Los investigadores no están seguros de las causas de la mayoría de las enfermedades cardíacas congénitas. Algunas enfermedades cardíacas congénitas se trasmiten de padres a hijos (son hereditarias).

Para entender las enfermedades cardíacas congénitas, es útil saber cómo funciona normalmente el corazón.

  • El corazón está dividido en cámaras: dos cámaras superiores (aurículas) y dos cámaras inferiores (ventrículos).
  • El lado derecho del corazón traslada la sangre a los pulmones a través de los vasos sanguíneos (arterias pulmonares).
  • En los pulmones, la sangre toma oxígeno y luego regresa al lado izquierdo del corazón por las venas pulmonares.
  • Después, el lado izquierdo del corazón bombea la sangre a través de la aorta y hacia el resto del organismo.

Las enfermedades cardíacas congénitas pueden afectar cualquiera de estas estructuras del corazón, incluidas las arterias, las válvulas, las cámaras y la pared de tejido que separa las cámaras (tabique).

Factores de riesgo

Ciertos factores de riesgo ambientales y genéticos podrían desempeñar un papel en el desarrollo de las enfermedades cardíacas congénitas, entre otros:

  • Genética. Las enfermedades cardíacas congénitas aparentemente son hereditarias (se heredan de los familiares). Se asocia con muchos síndromes genéticos. Por ejemplo, los niños con síndrome de Down suelen tener defectos cardíacos congénitos. Las pruebas genéticas pueden detectar el síndrome de Down y algunas otras afecciones genéticas mientras el bebé se encuentra en el útero materno.
  • Sarampión alemán (rubéola). Tener rubéola durante el embarazo puede afectar la forma en que se desarrolla el corazón del bebé dentro del útero.
  • Diabetes. Tener diabetes tipo 1 o tipo 2 durante el embarazo también puede afectar al desarrollo del corazón del bebé. La diabetes gestacional generalmente no aumenta el riesgo de enfermedades cardíacas congénitas.
  • Medicamentos. Tomar ciertos medicamentos durante el embarazo puede causar enfermedades cardíacas congénitas y otros defectos de nacimiento. Entre los medicamentos vinculados a los defectos cardíacos se encuentran el litio para el trastorno bipolar y la isotretinoína (Claravis, Myorisan y otros), que se utilizan para tratar el acné. Informa siempre al proveedor de atención médica sobre los medicamentos que tomas.
  • Alcohol. El consumo de alcohol durante el embarazo se asocia con un mayor riesgo de que el bebé tenga defectos cardíacos.
  • Fumar. Si fumas, deja de hacerlo. Fumar durante el embarazo aumenta el riesgo de defectos cardíacos congénitos en el bebé.

Complicaciones

Las enfermedades cardíacas congénitas pueden contribuir a otros problemas médicos más adelante. Años después de tratar un defecto cardíaco congénito pueden aparecer complicaciones.

Las complicaciones de una enfermedad cardíaca congénita en adultos incluyen lo siguiente:

  • Latidos cardíacos irregulares (arritmia). Una señalización cardíaca defectuosa hace que el corazón lata demasiado rápido, demasiado lento o de manera irregular. En algunas personas, las arritmias graves pueden causar un accidente cerebrovascular o muerte cardíaca repentina si no se tratan. El tejido cicatricial de cirugías anteriores en el corazón puede contribuir a esta complicación.
  • Infección cardíaca (endocarditis). Las bacterias u otros gérmenes pueden ingresar en el torrente sanguíneo y llegar al revestimiento interno del corazón (endocardio). Si no se trata, esta infección puede dañar o destruir las válvulas cardíacas o causar un accidente cerebrovascular. Si tienes un alto riesgo de endocarditis, el proveedor de atención médica puede recomendar que tomes antibióticos una hora antes de hacerte limpiezas dentales. Los chequeos dentales regulares son importantes. Las encías y los dientes sanos reducen el riesgo de que las bacterias entren en el torrente sanguíneo.
  • Accidente cerebrovascular. Un defecto cardíaco congénito puede hacer que un coágulo de sangre pase por el corazón y llegue al cerebro, y allí reduzca o bloquee el suministro de sangre.
  • Presión arterial alta en las arterias de los pulmones (hipertensión pulmonar). Algunos defectos cardíacos congénitos envían más sangre a los pulmones, y esto hace que la presión se acumule. Con el tiempo, esto hace que el músculo del corazón se debilite y a veces falle.
  • Insuficiencia cardíaca. Cuando hay insuficiencia cardíaca (insuficiencia cardíaca congestiva), el corazón es incapaz de bombear la cantidad suficiente de sangre para satisfacer las necesidades del cuerpo.

Prevención

Algunos tipos de enfermedades cardíacas congénitas se manifiestan en familias (hereditarios). Si tú o alguien de tu familia padecen una enfermedad cardíaca congénita, los exámenes de detección realizados por un consejero genético pueden ayudar a determinar el riesgo de determinados defectos cardíacos en los futuros hijos.

Enfermedad cardíaca congénita en adultos - atención en Mayo Clinic

June 11, 2022
  1. About congenital heart defects. American Heart Association. https://www.heart.org/en/health-topics/congenital-heart-defects/about-congenital-heart-defects. Accessed Feb. 11, 2022.
  2. Congenital heart defects. National Heart, Lung, and Blood Institute. https://www.nhlbi.nih.gov/health-topics/congenital-heart-defects. Accessed Feb. 11, 2022.
  3. Stout KK, et al. 2018 AHA/ACC Guideline for the management of adults with congenital heart disease: A report of the American College of Cardiology/American Heart Association Task Force on Clinical Practice Guidelines. Circulation. 2019; doi:10.1161/CIR.0000000000000603.
  4. Kopel J. Congenital heart disease: Prenatal screening, diagnosis, and management. https://www.uptodate.com/contents/search. Accessed Feb. 14, 2022.
  5. Living with a congenital heart defect. Centers for Disease Control and Prevention. http://www.cdc.gov/ncbddd/heartdefects/living.html. Accessed April 2, 2020.
  6. Overview of congenital cardiovascular anomalies. Merck Manual Professional Version. https://www.merckmanuals.com/professional/pediatrics/congenital_cardiovascular_anomalies/overview_of_congenital_cardiovascular_anomalies.html. Accessed April 2, 2020.
  7. Riggins E. Allscripts EPSi. Mayo Clinic, Rochester, Minn. April 1, 2020.
  8. Isotretinoin. Facts & Comparisons eAnswers. https://www.wolterskluwercdi.com/facts-comparisons-online. Accessed March 31, 2020.
  9. Connolly HM. Medical management of cyanotic congenital heart disease in adults. https://www.uptodate.com/contents/search. Accessed Feb. 14, 2022.
  10. Puchalski MD, et al. Guidelines for performing a comprehensive transesophageal echocardiographic examination in children and all patients with congenital heart disease: Recommendations from the American Society of Echocardiography. Journal of the American Society of Echocardiography. 2019; doi:10.1016/j.echo.2018.08.016.
  11. Living with a congenital heart defect. CDC. https://www.cdc.gov/ncbddd/heartdefects/living.html. Accessed Feb. 14, 2022.
  12. Pierpont ME, et al. Genetic basis for congenital heart disease: Revisited: A scientific statement from the American Heart Association. Circulation. 2018; doi:10.1161/CIR.0000000000000606.