Descripción general

Durante un examen pélvico, el médico evalúa los órganos genitales. Es posible que te hagan un examen pélvico como parte de un control periódico. También es posible que el médico recomiende un examen pélvico si tienes síntomas como secreción vaginal inusual o dolor pélvico.

El examen pélvico suele durar solo unos minutos. El médico examinará la vulva, la vagina, el cuello uterino, los ovarios, el útero, el recto y la pelvis para ver si hay algún tipo de anomalía. Durante un examen pélvico, se suele realizar un Papanicolaou, que permite detectar el cáncer de cuello de útero.

Por qué se realiza

Es posible que necesites un examen pélvico:

  • Para evaluar tu salud ginecológica. Se suele realizar un examen pélvico como parte de una exploración física de rutina para hallar posibles signos de quistes de ovario, infecciones de transmisión sexual, fibromas uterinos o cáncer en estadio temprano. También es frecuente que se realicen exámenes pélvicos durante el embarazo.

    Hay mucho debate entre los expertos en relación con la frecuencia recomendada para realizar exámenes pélvicos. Pregúntale al médico qué recomienda.

  • Para diagnosticar una enfermedad. El médico te puede sugerir un examen pélvico si presentas síntomas ginecológicos, como dolor pélvico, sangrado vaginal inusual, cambios en la piel, secreción vaginal anormal o problemas urinarios. Un examen pélvico puede ayudar al médico a diagnosticar las causas de estos síntomas. El médico te puede sugerir otros análisis de diagnóstico o tratamientos.

Cómo prepararse

No debes hacer nada especial a fin de prepararte para un examen pélvico. Para tu comodidad, probablemente sea conveniente que coordines el examen pélvico para una fecha en la que no estés menstruando. Además, es probable que estés más cómoda si vacías la vejiga antes del examen.

Si tienes preguntas sobre el examen o sus posibles resultados, puedes anotarlas y llevarlas contigo a la consulta para que no te olvides de mencionarlas.

Lo que puedes esperar

El examen pélvico se realiza en el consultorio del médico y tarda solo unos minutos.

Tendrás que cambiarte la ropa por una bata. Es posible que te den una sábana para colocarte alrededor de la cintura para mayor privacidad. Antes de realizarte el examen pélvico, el médico puede escuchar el corazón y los pulmones, y realizar un examen abdominal, de espalda y de mamas.

Durante el examen pélvico

Te recostarás de espaldas en una camilla de exploración con las rodillas dobladas y los pies en las esquinas de la camilla o sobre unos soportes (estribos). Te pedirán que deslices el cuerpo hacia el final de la mesa y abras las rodillas.

Un examen pélvico generalmente consta de lo siguiente:

  • Examen visual externo. Primero, el médico mira la vulva para ver si presenta irritación, enrojecimiento, llagas, hinchazón u otra anomalía.
  • Examen visual interno. A continuación, el médico usa un espéculo, que es un instrumento metálico o plástico abisagrado con forma de pico de pato, para abrir las paredes vaginales y ver la vagina y el cuello uterino. El espéculo podría calentarse antes de colocarlo para que te resulte más cómodo.

    Al colocar y abrir el espéculo, se ejerce una presión que puede ser molesta para algunas mujeres. Relájate lo máximo posible para aliviar la molestia, pero dile al médico si sientes dolor.

  • Papanicolaou. Si el examen pélvico comprende un Papanicolaou, el médico raspará con una pequeña varilla para tomar una muestra de células cervicales antes de extraer el espéculo.
  • Exploración física. Debido a que los órganos pélvicos, como el útero y los ovarios, no se pueden ver desde afuera del cuerpo, el médico necesita sentir (palpar) el abdomen y la pelvis para esta parte del examen. El médico insertará dos dedos enguantados y lubricados en la vagina con una mano y con la otra presionará suavemente desde afuera en la parte inferior del abdomen.

    Durante esta parte del examen, el médico verificará el tamaño y la forma del útero y de los ovarios para detectar cualquier zona sensible o crecimiento anormal. Después del examen vaginal, el médico insertará un dedo enguantado en el recto para detectar si tienes dolor con la palpación, bultos u otras irregularidades.

El médico debe informarte exactamente qué hace en cada paso para que nada te sorprenda.

Después del examen pélvico

Una vez que finaliza el examen pélvico, puedes vestirte. Luego, el médico te explicará los resultados del examen.

Resultados

El médico generalmente te dirá de inmediato si en el examen detectó algo inusual. Los resultados del Papanicolaou pueden tardar algunos días. El médico te explicará si es necesario tomar otras medidas, o realizar análisis adicionales, algún seguimiento o tratamiento.

El examen pélvico es una buena oportunidad para hablar con el médico sobre tu salud sexual o reproductiva. Si tienes preguntas, asegúrate de hacerlas durante la consulta.

Sept. 21, 2018
References
  1. LeBlond RF, et al., eds. The female genitalia and reproductive system. In: DeGowin's Diagnostic Examination. 10th ed. New York, N.Y.: McGraw-Hill Education; 2015. http://www.accessmedicine.com. Accessed Feb. 3, 2017.
  2. Frequently asked questions: Especially for teens FAQ150. Your first gynecological visit. American College of Obstetricians and Gynecologists. http://www.acog.org/Patients/FAQs/Your-First-Gynecologic-Visit-Especially-for-Teens. Accessed Feb. 3, 2017.
  3. Frequently asked questions: Abnormal cervical cancer screening test results. FAQ187. American College of Obstetricians and Gynecologists. http://www.acog.org/Patients/FAQs/Abnormal-Cervical-Cancer-Screening-Test-Results. Accessed Feb. 3, 2017.
  4. Carusi DA, et al. The gynecologic history and pelvic examination. http://www.uptodate.com/home. Accessed Feb. 3, 2017.
  5. Butler Tobah YS (expert opinion). Mayo Clinic, Rochester, Minn. Feb. 23, 2017.