¿Es seguro el natalizumab para el tratamiento a largo plazo de la esclerosis múltiple (EM)?

Answers from Dean M. Wingerchuk, M.D.

El natalizumab (Tysabri) es un tratamiento farmacológico para personas con recaídas de EM. Está aprobado como monoterapia, lo que quiere decir que no debe tomarse en combinación con ningún otro fármaco que modifique la enfermedad. Los estudios muestran que el natalizumab se relaciona con un menor riesgo de progresión de la discapacidad, un mejor desempeño cognitivo y menos recaídas.

Sin embargo, el natalizumab también se ha relacionado con complicaciones, la más notable de las cuales es una afección poco frecuente pero grave conocida como leucoencefalopatía multifocal progresiva. La leucoencefalopatía multifocal progresiva es un trastorno del sistema nervioso central causada por la infección por el virus JC (VJC). Este virus infecta a entre un 60 y un 80 por ciento de la población mundial sin consecuencias, pero puede provocar leucoencefalopatía multifocal progresiva en personas con afecciones que comprometen el sistema inmunológico.

Dado que el natalizumab aumenta el riesgo de leucoencefalopatía multifocal progresiva, tu médico debería analizar si los beneficios previstos son suficientes como para compensar este riesgo. Los principales factores de riesgo de leucoencefalopatía multifocal progresiva incluyen los siguientes:

  • Presencia de anticuerpos anti-VJC
  • Uso previo de medicamentos inmunosupresores
  • Tratamiento con natalizumab durante más de dos años

En función de los factores de riesgo, se han propuesto recomendaciones de tratamiento que incluyen realizar análisis para detectar anticuerpos del VJC antes de comenzar un tratamiento con natalizumab, cada seis meses durante el tratamiento y durante, al menos, seis meses después de interrumpir el tratamiento.

Los otros efectos secundarios informados frecuentemente con natalizumab no son tan graves. Estos incluyen fatiga, ansiedad, dolor de garganta, congestión de los senos paranasales, hinchazón y reacciones alérgicas.

Si bien no es un efecto secundario frecuente, algunas personas han presentado lesiones hepáticas graves después de su primer tratamiento con natalizumab. Estas complicaciones hepáticas normalmente aparecieron después del primer tratamiento y desaparecieron después de interrumpir la terapia con natalizumab.

With

Dean M. Wingerchuk, M.D.

Oct. 16, 2014 See more Expert Answers