Uñas: lo que debes hacer y lo que no debes hacer para tener uñas sanas

¿Te estás cuidando bien las uñas? Esto es lo que tienes que saber para mantener las uñas en perfecto estado.

Escrito por el personal de Mayo Clinic

Obsérvate con detenimiento las uñas. ¿Están fuertes y tienen una apariencia saludable? ¿O notas que hay surcos, hendiduras o zonas que tienen color o forma inusual? Muchas afecciones no deseadas de las uñas se pueden evitar con un cuidado adecuado. Otras pueden indicar una afección no diagnosticada que requiere atención.

Uñas: qué es normal y qué no

Las uñas, que están compuestas por capas laminadas de una proteína denominada «queratina», crecen desde la base de la uña debajo de la cutícula. Las uñas saludables son lisas, sin marcas ni surcos. Tienen un color y una consistencia uniformes, sin manchas ni decoloración.

En ocasiones, se forman estrías verticales inofensivas, que se extienden desde la cutícula hasta la punta de la uña. Las estrías verticales suelen ser más prominentes con la edad. También pueden formarse líneas o manchas blancas debido a lesiones, pero con el tiempo desaparecen cuando crece la uña.

Sin embargo, no todas las afecciones de las uñas son normales. Consulta al médico o al dermatólogo si adviertes lo siguiente:

  • Cambios de color en la uña, como decoloración de toda la uña o una línea oscura debajo de ella
  • Cambios en la forma de la uña, como uñas curvadas
  • Adelgazamiento o engrosamiento de las uñas
  • Separación de la uña de la piel que la rodea
  • Sangrado alrededor de las uñas
  • Hinchazón o dolor alrededor de las uñas
  • Falta de crecimiento de las uñas

Cuidado de las uñas: lo que se debe hacer

Para mantener tus uñas con el mejor aspecto, haz lo siguiente:

  • Mantén las uñas secas y limpias. Esto evita que crezcan bacterias debajo de las uñas. El contacto repetido o prolongado con el agua puede contribuir a que se partan las uñas. Usa guantes de goma forrados de algodón cuando laves los platos, limpies o uses productos químicos fuertes.
  • Practica una buena higiene de las uñas. Usa unas tijeras de manicura afiladas o un cortaúñas. Córtate las uñas en línea recta y luego redondea las puntas en una curva suave.
  • Usa crema humectante. Cuando uses loción para manos, frótala también en las uñas y las cutículas.
  • Aplica una capa protectora. La aplicación de un endurecedor de uñas puede ayudar a fortalecer las uñas.
  • Consulta con tu médico sobre la biotina. En algunas investigaciones, se ha sugerido que el suplemento nutricional biotina podría ayudar a fortalecer las uñas débiles o quebradizas.

Cuidado de las uñas: lo que no se debe hacer

Para prevenir daños en las uñas, no hagas lo siguiente:

  • No te muerdas las uñas ni te corras las cutículas. Estos hábitos pueden dañar el lecho ungueal. Incluso un corte menor a lo largo de la uña puede permitir el ingreso de bacterias u hongos y provocar una infección.
  • No te quites los padrastros. Es posible que te arranques tejido vivo junto con el padrastro. En su lugar, corta los padrastros con cuidado.
  • No uses productos fuertes de cuidado para uñas. Limita el uso de quitaesmalte. Cuando uses quitaesmalte, elige una fórmula sin acetona.
  • No ignores los problemas. Si tienes un problema en las uñas que no desaparece por sí solo o que se relaciona con otros signos y síntomas, consulta al médico o al dermatólogo para que te evalúe.

Una nota sobre manicuras y pedicuras.

Si confías en manicuras o pedicuras para uñas de aspecto saludable, ten en cuenta algunas cosas. Acude solamente a salones de belleza que exhiban una licencia estatal vigente y trabajen únicamente con técnicos que también estén certificados por la junta estatal. No hagas que te quiten las cutículas; actúan para sellar la piel a la placa de la uña, por lo que la extracción puede provocar una infección en las uñas. Además, asegúrate de que su técnico de uñas esterilice adecuadamente todas las herramientas utilizadas durante el procedimiento para prevenir la propagación de infecciones.

También puedes preguntar cómo se limpian los baños de pies. Idealmente, se usa una solución de lejía entre clientes y los filtros se limpian con regularidad.

Es fácil descuidar las uñas, pero al seguir algunos pasos básicos puedes mantenerlas sanas y fuertes.

Oct. 16, 2019 See more In-depth