La enfermedad hepática tiene muchas causas.

Infección

Los parásitos y los virus pueden afectar el hígado, y esto provoca una inflamación que disminuye la función hepática. Los virus que causan lesión hepática pueden transmitirse a través de la sangre o el semen, el agua o los alimentos contaminados o por el contacto estrecho con una persona que está infectada. Los tipos más frecuentes de infección hepática son los virus de la hepatitis, y comprenden:

  • Hepatitis A
  • Hepatitis B
  • Hepatitis C

Anomalía en el sistema inmunitario

Las enfermedades en las cuales el sistema inmunitario ataca ciertas partes del cuerpo (autoinmunitarias) pueden afectar el hígado. Los ejemplos de enfermedades hepáticas autoinmunitarias comprenden:

  • Hepatitis autoinmune
  • Cirrosis biliar primaria
  • Colangitis esclerosante primaria

Genética

Un gen anormal heredado de uno o ambos padres puede hacer que varias sustancias se acumulen en el hígado, y esto provoca daño hepático. Las enfermedades hepáticas genéticas comprenden:

  • Hemocromatosis
  • Hiperoxaluria y oxalosis
  • Enfermedad de Wilson

Cáncer y otros tumores

Por ejemplo:

  • Cáncer de hígado
  • Cáncer de vías biliares
  • Adenoma hepático

Otras enfermedades

Otras causas frecuentes de la enfermedad hepática son:

  • Abuso crónico de alcohol
  • Acumulación de grasa en el hígado (enfermedad por hígado graso no alcohólico)
July 15, 2014