Tratamientos y medicinas

Escrito por personal de Mayo Clinic

El tratamiento puede variar, en función de la causa de fondo del dolor de pecho.

Medicamentos

Los medicamentos utilizados para tratar algunas de las causas más frecuentes del dolor de pecho comprenden:

  • Relajantes arteriales. Nitroglicerina: generalmente, se consume en forma de tableta bajo la lengua; relaja las arterias del corazón para que la sangre fluya con mayor facilidad a través de los espacios estrechos. Algunos medicamentos para la presión arterial también relajan y ensanchan los vasos sanguíneos.
  • Aspirina. Si los médicos sospechan que el dolor de pecho está relacionado con el corazón, seguramente, te darán una aspirina.
  • Medicamentos para disolver coágulos. Si estás teniendo un ataque cardíaco, es posible que te administren medicamentos que disuelvan el coágulo que está bloqueando el paso de la sangre hacia el músculo cardíaco.
  • Anticoagulantes. Si tienes un coágulo en una arteria que suministra sangre al corazón o los pulmones, te administrarán medicamentos que inhiban la coagulación de la sangre para ayudar a prevenir la formación de nuevos coágulos.
  • Medicamentos supresores del ácido. Si lo que causa el dolor de pecho es el ácido que sube por el esófago, el médico puede indicar medicamentos que reduzcan la cantidad de ácido del estómago.
  • Antidepresivos. Si estás experimentando ataques de pánico, el médico puede recetarte antidepresivos para ayudarte a controlar los síntomas. También es posible que te recomienden terapia psicológica, como la terapia cognitiva conductual.

Cirugías y otros procedimientos

Los procedimientos para tratar algunas de las causas más peligrosas de dolor de pecho comprenden:

  • Colocación de balones y stents. Si lo que ocasiona el dolor de pecho es una obstrucción en la arteria que suministra sangre al corazón, los médicos insertan un tubo delgado en un vaso sanguíneo grande de la ingle y lo hacen llegar hasta la obstrucción. Luego despliegan un balón para reabrir la arteria. En muchos casos, un pequeño tubo de malla metálica (stent) se inserta para mantener abierta la arteria.
  • Cirugía de bypass. Durante este procedimiento, los cirujanos toman un vaso sanguíneo de otra parte del cuerpo y lo utilizan para crear una vía alternativa para que la sangre rodee la arteria obstruida.
  • Reparación de una disección. Es posible que necesites una cirugía de emergencia para reparar una disección aórtica, una enfermedad que pone en riesgo la vida y que puede ocasionar la rotura de la arteria que transporta sangre desde el corazón al resto del organismo.
  • Distensión pulmonar. Si tienes un pulmón colapsado, los médicos insertan un tubo en el pecho, lo que permite que el pulmón de distienda.
Nov. 26, 2014