Diagnóstico

Para diagnosticar el síndrome de QT largo, el médico realizará una exploración física y hará preguntas sobre tus síntomas o los de tu hijo, y sobre los antecedentes médicos y familiares de ambos. El médico usará un estetoscopio para escuchar el corazón.

Un electrocardiograma es la prueba más común utilizada para diagnosticar el síndrome de QT largo.

Electrocardiograma

Un electrocardiograma es una prueba rápida e indolora que registra las señales eléctricas del corazón. Es posible que te hagan un electrocardiograma mientras estás en reposo o mientras haces ejercicio en una cinta de correr o en una bicicleta fija. Si no puedes hacer ejercicio sin correr riesgos, te pueden dar un medicamento como la epinefrina (adrenalina) que estimula el corazón de manera similar al ejercicio.

Durante un electrocardiograma, se colocan parches adhesivos (electrodos) en el pecho para registrar las señales eléctricas del corazón, que provocan el latido. Las señales se muestran como ondas en un monitor de computadora o una impresora adjuntos.

Un electrocardiograma puede decir si tienes un intervalo QT prolongado. La prueba etiqueta las señales eléctricas del corazón como cinco ondas usando las letras P, Q, R, S y T. Las ondas de la Q a la T muestran la actividad eléctrica en las cavidades inferiores del corazón (ventrículos).

El espacio entre el inicio de la onda Q y el final de la onda T es el intervalo QT. Es el tiempo que tarda el corazón en contraerse y llenarse de sangre antes de volver a latir.

Lo que es normal para ti depende de tu edad, tu sexo y tu ritmo cardíaco individual. El médico tendrá en cuenta esta información. Si el intervalo toma más tiempo de lo normal, se denomina intervalo QT prolongado.

Monitoreo remoto de electrocardiograma

Si tus síntomas del QT largo tienden a aparecer y desaparecer, puede que no se capturen durante un registro de electrocardiograma estándar. En este caso, tu médico puede recomendar un control de electrocardiograma remoto o continuo. Hay varios tipos diferentes.

  • Monitor Holter. Un monitor Holter es un pequeño dispositivo que se lleva puesto y que registra un electrocardiograma continuo, normalmente de 24 a 48 horas.
  • Monitor de eventos. Este dispositivo portátil es similar a un monitor Holter, pero solo registra a determinadas horas durante unos pocos minutos cada vez. Puedes usarlo más tiempo que un monitor Holter, normalmente 30 días. Generalmente se presiona un botón cuando se sienten los síntomas. Algunos dispositivos registran automáticamente cuando se detecta un ritmo anormal.

Pruebas genéticas

Existe una prueba genética para el síndrome de QT largo, que recomiendan muchos médicos para confirmar el diagnóstico. Consulta con la aseguradora para saber si estás cubierto.

Es importante entender que las pruebas genéticas para el síndrome de QT largo no pueden detectar todos los casos hereditarios de este síndrome. Se recomienda que las familias hablen con un consejero genético antes y después de las pruebas.

Si tu prueba genética del síndrome de QT largo es positiva, el médico puede recomendar que otros miembros de la familia también se hagan la prueba para determinar si heredaron el mismo gen.

Tratamiento

El tratamiento del síndrome de QT largo implica cambios en el estilo de vida, medicamentos y posiblemente cirugía u otros procedimientos.

El objetivo del tratamiento es prevenir los latidos cardíacos erráticos y la muerte súbita. Tu médico conversará contigo sobre cuáles son las opciones de tratamiento adecuadas sobre la base de tus síntomas y el tipo de síndrome de QT largo que tienes. Tu médico puede sugerirte un tratamiento aunque no tengas a menudo signos o síntomas.

Si tienes el síndrome de QT largo inducido por medicamentos, dejar de tomar el medicamento que causa los síntomas puede ser todo lo que se necesitas para tratar la afección. Tu médico puede decirte cómo hacerlo de forma segura.

Para otros casos de síndrome de QT largo adquirido, es necesario tratar la afección de fondo. El tratamiento varía, pero puede incluir magnesio u otros líquidos administrados por vía intravenosa para corregir los desequilibrios electrolíticos.

Medicamentos

Los medicamentos no curarán el síndrome de QT largo, pero pueden ayudar a proteger contra los posibles cambios de ritmo cardíaco que ponen en riesgo la vida.

Los medicamentos que se utilizan para tratar el síndrome de QT largo pueden incluir:

  • Betabloqueadores. Estos medicamentos para el corazón son la terapia estándar para la mayoría de los pacientes con síndrome de QT largo. Disminuyen la frecuencia cardíaca y hacen menos probables los episodios de QT largos. Los betabloqueadores utilizados para tratar el síndrome de QT largo incluyen el nadolol (Corgard) y el propranolol (Inderal LA, InnoPran XL).
  • Mexiletina. Este medicamento para el ritmo cardíaco en combinación con un betabloqueador podría ayudar a acortar el intervalo QT y disminuir el riesgo de desmayos, convulsiones o muerte súbita.

Siempre usa los medicamentos que tu médico te receta según las indicaciones.

Cirugía u otros procedimientos

Dependiendo de tus síntomas, el médico podría considerar otros tratamientos para el síndrome QT largo, incluidos los siguientes:

  • Cirugía de denervación simpática del corazón izquierdo (LCSD). En este procedimiento, los cirujanos extirpan nervios específicos a lo largo del lado izquierdo de la columna vertebral a la altura del pecho. Estos nervios forman parte del sistema nervioso simpático del cuerpo, que ayuda a controlar el ritmo cardíaco.

    La cirugía de denervación simpática del corazón izquierdo se reserva generalmente para personas con QT largo y problemas de ritmo cardíaco persistentes que tienen un alto riesgo de presentar síntomas y no pueden tomar o tolerar los betabloqueadores. No cura el síndrome de QT largo, pero ayuda a reducir el riesgo de muerte súbita.

  • Desfibrilador cardioversor implantable. Un desfibrilador cardioversor implantable se implanta bajo la piel del pecho y controla continuamente los latidos del corazón. Puede detener una arritmia potencialmente mortal. Cuando un desfibrilador cardioversor implantable detecta un ritmo cardíaco anormal, suministra descargas eléctricas para que el corazón restablezca un ritmo cardíaco normal.

    La mayoría de las personas con síndrome de QT largo no necesitan un Desfibrilador cardioversor implantable. Sin embargo, algunos atletas pueden realizarse este procedimiento para poder regresar a los deportes competitivos. La decisión de implantar un desfibrilador cardioversor implantable, especialmente en niños, debe considerarse cuidadosamente. La implantación de un desfibrilador cardioversor implantable es un procedimiento importante y puede dar lugar a choques inapropiados y otras complicaciones.

Estudios clínicos

Explora los estudios de Mayo Clinic que ensayan nuevos tratamientos, intervenciones y pruebas para prevenir, detectar, tratar o controlar esta afección.

Estilo de vida y remedios caseros

Además de recomendar medicamentos o cirugía, el médico podría sugerirte cambios en tu estilo de vida para reducir las posibilidades de que tengas un desmayo prolongado relacionado con el síndrome de QT largo o una muerte cardíaca súbita.

  • Saber qué deportes son seguros. Puede ser posible mantenerse completamente activo en los deportes, incluidos los deportes de competición, después de revisar cuidadosamente los riesgos y beneficios con tu médico. En general, las personas con síndrome de QT largo jamás deben nadar solas. Es probable que las actividades recreativas estén bien siempre y cuando lleves a un compañero en caso de que tengas un episodio de desmayo.
  • Haz una prueba de sonido. Baja el volumen de los timbres de las puertas y otros dispositivos (como los teléfonos) que pueden asustarte, especialmente durante el sueño.
  • Mantén las emociones bajo control. Estar muy emocionado, enojado o sorprendido puede desencadenar cambios en los latidos del corazón en algunas personas con el síndrome de QT largo.
  • Revisa tus medicamentos. Evita los medicamentos que puedan causar intervalos de QT prolongados. Si no estás seguro, pregúntale a tu médico. Es una buena idea informar a tu médico sobre todos los medicamentos y suplementos que tomas, incluso los que compras sin receta médica.
  • Hazte controles regulares. Durante la cita, informa a tu médico si tienes algún cambio en tus síntomas o en tu afección. El médico puede actualizar tu plan de tratamiento o sugerirte tratamientos adicionales.

Estrategias de afrontamiento y apoyo

Preocuparte por los posibles ritmos cardíacos peligrosos asociados con el síndrome de QT largo puede causarte estrés a ti y a tus seres queridos. Toma medidas para que tus seres queridos entiendan mejor cómo apoyarte y cuidarte en una emergencia.

  • Cuéntaselo a los demás. Haz que tu familia, amigos, maestros, vecinos y cualquier otra persona que tenga contacto regular contigo conozca tu afección cardíaca y sus síntomas. Lleva una identificación de alerta médica para notificar a otros sobre tu afección.
  • Ten un plan de emergencia. Tus familiares pueden querer aprender la reanimación cardiopulmonar para poder proporcionarte resucitación inmediata si alguna vez la necesitas. En algunas situaciones, podría ser apropiado tener o poder acceder de forma rápida a un desfibrilador externo automático.
  • Busca apoyo o asesoramiento. Algunas personas encuentran útil unirse a un grupo de apoyo, donde pueden compartir sus experiencias y sentimientos con otras personas y familias que están familiarizadas con la afección. También, hablar con un consejero genético puede resultar de ayuda para las familias con síndrome de QT largo heredado.

Preparación para la consulta

Si desarrolla signos y síntomas del síndrome de QT largo, ponte en contacto con el médico. Después de un examen inicial, es probable que el médico te remita a un médico capacitado en el diagnóstico y tratamiento de afecciones cardíacas (cardiólogo), un médico capacitado en afecciones del ritmo cardíaco (electrofisiólogo) o un cardiólogo especializado en afecciones cardíacas genéticas (cardiólogo genético).

La siguiente información te ayudará a prepararte para la cita y a saber qué esperar del médico.

Qué puedes hacer

  • Anota los signos o síntomas que hayas tenido y la duración.
  • Anota tu información médica más importante, incluidas otras afecciones los nombres de todos los medicamentos que tomes. También será importante compartir con tu médico los antecedentes familiares de enfermedad cardíaca o de muerte súbita.
  • Si es posible, pídele a un familiar o a un amigo que te acompañe a la cita. La persona que te acompañe puede ayudarte a recordar lo que dice el médico.
  • Anota las preguntas que quieras asegurarte de hacerle al médico.

Las preguntas que puedes hacer al médico en la cita inicial son las siguientes:

  • ¿Qué puede estar provocando mis signos y síntomas?
  • ¿Existen otras causas posibles de estos signos y síntomas?
  • ¿Qué pruebas se necesitan?
  • ¿Debo consultar con un especialista?

Las preguntas que puedes hacer si te remitan a un cardiólogo o a un electrofisiólogo son las siguientes:

  • ¿Tengo síndrome de QT largo? ¿Qué tipo?
  • ¿Cuál es el riego de que tenga complicaciones a causa de esta afección?
  • ¿Qué enfoque de tratamiento me recomienda?
  • Si el primer tratamiento no es eficaz, ¿qué recomienda como siguiente paso?
  • Si hay medicamentos recomendados, ¿cuáles son los posibles efectos secundarios?

Estas son algunas de las preguntas que debes hacer si tu médico recomienda la cirugía:

  • ¿Qué tipo de procedimiento tiene más probabilidades de ser eficaz en mi caso y por qué?
  • ¿Dónde debo realizarme la cirugía?
  • ¿Deberían remitirme a un centro de excelencia especializado en síndrome de QT largo?
  • ¿Qué debo esperar de la recuperación y la rehabilitación después de la cirugía?

Estas son las posibles preguntas adicionales:

  • Necesitaré exámenes frecuentes y tratamiento para esta afección durante el resto de mi vida?
  • ¿A qué signos y síntomas de emergencia del síndrome de QT largo debería prestarles atención?
  • ¿Debería avisar a mis amigos, docentes y compañeros de trabajo que tengo esta afección?
  • ¿Qué restricciones de actividades deberé respetar?
  • ¿Algún cambio en mi dieta podría ayudarme a controlar esta afección?
  • ¿Qué medicamentos debería evitar?
  • ¿Cuál es mi pronóstico a largo plazo si recibo tratamiento?
  • ¿Será seguro quedar embaraza en el futuro?
  • ¿Cuál es el riego de que mis futuros hijos tengan este defecto?
  • ¿Debería consultar con un consejero genético?

Además de las preguntas que hayas preparado con anticipación, no dudes en hacer otras durante la cita si hay algo que no entiendes.

Qué esperar del médico

El médico que te atiende por un posible síndrome de QT largo podría hacerte algunas de las siguientes preguntas:

  • ¿Cuáles son tus síntomas?
  • ¿Cuándo comenzaste a tener los síntomas?
  • ¿Los síntomas empeoraron con el tiempo?
  • ¿Te provocan síntomas las emociones intensas, como la excitación, la ira o la sorpresa?
  • ¿Hacer ejercicio te provoca síntomas?
  • Si te sobresaltas, por ejemplo, cuando suena un timbre o un teléfono, ¿se manifiestan los síntomas?
  • ¿Tus síntomas incluyen sentirte aturdido o mareado?
  • ¿Alguna vez te desmayaste?
  • ¿Alguna vez tuviste una crisis epiléptica?
  • ¿Alguna vez sentiste una sensación de aleteo en el pecho?
  • ¿Sabes si se te corta la respiración cuando duermes?
  • ¿Te diagnosticaron alguna otra enfermedad?
  • ¿Sabes si tienes antecedentes familiares de afecciones cardíacas?
  • ¿Algún familiar de primer grado (padre, hermano o hijo) falleció de forma repentina, por ejemplo, por ahogamiento, o falleció de repente sin explicación?
  • ¿Qué medicamentos tomas actualmente (de venta libre, de venta con receta, vitaminas y suplementos)?
  • ¿Alguna vez consumiste sustancias recreativas? Si es así, ¿cuáles?
  • ¿En qué consiste tu alimentación diaria habitual?
  • ¿Consumes cafeína? ¿Cuánto?
  • ¿Tienes hijos? ¿Tienes previsto algún embarazo en el futuro?

Qué puedes hacer mientras tanto

Mientras esperas tu cita, consulta a sus familiares para saber si tienes antecedentes familiares de síndrome de QT largo o muerte inexplicable.

El hecho de tener un familiar de primer grado que haya muerto por una causa inesperada, como el síndrome de muerte infantil súbita, ahogamiento u otro accidente, es una pista importante para tu médico. En general, saber lo más posible sobre el historial médico de tu familia ayudará a que el médico determine los siguientes pasos para tu diagnóstico y tratamiento.

Síndrome de QT largo - atención en Mayo Clinic

July 29, 2021
  1. What is long QT syndrome? National Heart, Lung, and Blood Institute. https://www.nhlbi.nih.gov/health-topics/long-qt-syndrome. Accessed April 29, 2020.
  2. Conduction disorders. American Heart Association. https://www.heart.org/en/health-topics/arrhythmia/about-arrhythmia/conduction-disorders#.WLhwehiZOu4. Accessed April 29, 2020.
  3. Schwartz PJ, et al. Congenital long QT syndrome: Epidemiology and clinical manifestations. https://www.uptodate.com/contents/search. Accessed April 29, 2020.
  4. Giudicessi JR, et al. Prevalence and clinical phenotype of concomitant long QT syndrome and arrhythmogenic bileaflet mitral valve prolapse. International Journal of Cardiology. 2019; doi:10.1016/j.ijcard.2018.09.046.
  5. Berul CI, et al. Acquired long QT syndrome: Definitions, causes, and pathophysiology. https://www.uptodate.com/contents/search. Accessed April 29, 2020.
  6. Waddell-Smith KE, et al. Pre-test probability and genes and variants of uncertain significance in familial long QT syndrome. Heart, Lung and Circulation. 2020; doi:10.1016/j.hlc.2019.
  7. AskMayoExpert. Significance of a long QT interval (adult). Mayo Clinic; 2019.
  8. How the heart works. National Heart, Lung, and Blood Institute. https://www.nhlbi.nih.gov/health-topics/how-heart-works. Accessed April 29, 2020.
  9. AskMayoExpert. Prolonged QT interval: Signs and symptoms (adult). Mayo Clinic; 2019.
  10. Arrhythmia. National Heart, Lung, and Blood Institute. https://www.nhlbi.nih.gov/health-topics/arrhythmia. Accessed April 29, 2020.
  11. Schwartz PJ, et al. Congenital long QT syndrome: Diagnosis. https://www.uptodate.com/contents/search. Accessed April 29, 2020.
  12. Ferri FF. Long QT syndrome. In: Ferri's Clinical Advisor 2020. Elsevier; 2020. https://www.clinicalkey.com. Accessed April 29, 2020.
  13. Schwartz PJ, et al. Congenital long QT syndrome: Treatment. https://www.uptodate.com/contents/search. Accessed April 29, 2020.
  14. Ackerman JP, et al. The promise and peril of precision medicine: Phenotyping still matters most. Mayo Clinic Proceedings. 2016;91:1606.
  15. Chambers KD, et al. Cardiac events during competitive, recreational, and daily activities in children and adolescents with long QT syndrome. Journal of the American Heart Association. 2017; doi:10.1161/JAHA.
  16. Riggin ER. Allscripts EPSi. Mayo Clinic. April 28, 2020.
  17. Schwartz PJ, et al. Management of survivors of cardiac arrest — The importance of genetic investigation. Nature Reviews: Cardiology. 2016;13:560.
  18. Mayo Clinic Laboratories. Test definition: LQTGP. https://www.mayocliniclabs.com/test-catalog/Clinical+and+Interpretive/63162 Accessed April 30, 2020.
  19. Bos JM, et al. Mexiletine shortens the QT interval in patients with potassium channel-mediated type 2 long QT syndrome. Circulation. 2019; doi:10.1161/CIRCEP.
  20. Cuneo BF, et al. Mothers with long QT syndrome are at increased risk for fetal death: Findings from a multicenter international study. American Journal of Obstetrics and Gynecology. 2020; doi:10.1016/j.ajog.2019.09.004.
  21. Berul CI. Acquired long QT syndrome: Clinical manifestations, diagnosis, and management. https://www.uptodate.com/contents/search. Accessed April 29, 2020.
  22. Loar RW, et al. Sudden cardiac arrest during sex in patients with either catecholaminergic polymorphic ventricular tachycardia or long-QT syndrome: A rare but shocking experience. Journal of Cardiovascular Electrophysiology. 2015;26:300.
  23. Lip GYH, et al. Hypertension and cardiac arrhythmias: A consensus document from the European Heart Rhythm Association (EHRA) and ESC Council on Hypertension, endorsed by the Heart Rhythm Society (HRS), Asia-Pacific Heart Rhythm Society (APHRS) and Sociedad Latinoamericana de Estimulación Cardíaca y Electrofisiología (SOLEACE). Europace. 2017; doi:10.1093/europace/eux091.
  24. Ackerman MJ (expert opinion). Mayo Clinic. May 1, 2020.
  25. Electrocardiogram. Mayo Clinic. https://www.mayoclinic.org/tests-procedures/ekg/multimedia/electrocardiogram/img-20007294. Accessed April 30, 2020.
  26. Noseworthy PA (expert opinion). Mayo Clinic. May 1, 2020.
  27. AskMayoExpert. COVID-19: Myocardial injury (adult). Mayo Clinic; 2020.