Cuidado fetal y materno en Minnesota Definiciones

Alfafetoproteína anormal. La alfafetoproteína anormal es producida por un bebé en desarrollo. Un exceso de esta proteína en la sangre de una mujer embarazada puede indicar que el bebé presenta un mayor riesgo de padecer un defecto del tubo neural, como la espina bífida.

Para detectar los niveles anormales de alfafetoproteína, es posible que una mujer embarazada deba someterse a un análisis de alfafetoproteína en suero materno. Este es un análisis de sangre que se hace entre las semanas 15 y 22 del embarazo, es decir, en el tercer trimestre. Este análisis mide la cantidad de proteína producida durante el embarazo.

Si tus exámenes de detección dan positivo (o un nivel elevado), deberás realizar análisis adicionales antes de que el médico pueda hacer un diagnóstico. Tú decides si te someterás a otros análisis. Si continúas, te realizarán una amniocentesis. Los resultados suelen estar disponibles en un plazo de dos semanas.

Anemia fetal. La anemia fetal se produce cuando hay bajos niveles de glóbulos rojos sanos en un bebé en desarrollo. Esta afección puede ocurrir por varias razones:

  • Es posible que el bebé no esté produciendo glóbulos rojos, quizás a causa de una infección.
  • Los glóbulos rojos se destruyen.
  • Es muy común que los grupos rojos de la madre y del bebé no sean compatibles; esta afección se denomina incompatibilidad Rh.

Si el niño por nacer está anémico, es posible que tu médico te pida que realices otras citas médicas y controles. El bebé puede necesitar una transfusión de sangre a través del cordón umbilical para tratar la anemia. Durante este procedimiento, que se realiza en un quirófano, se te administrará un sedante suave, quizás en combinación con un analgésico intravenoso para minimizar cualquier malestar. Tu médico usará una ecografía para guiar una aguja a través del abdomen de modo que se pueda transfundir sangre al cordón umbilical o la cavidad abdominal del bebé.

Anomalías fetales. Las anomalías detectadas en un niño por nacer se denominan anomalías o defectos fetales. Muchas de estas afecciones pueden detectarse a través de una ecografía fetal. Los defectos cardíacos congénitos son una de las anomalías más comunes detectadas en una ecografía. Otras anomalías incluyen el desarrollo anormal del cerebro, espina bífida, paladar hendido y labio leporino, gastrosquisis y onfalocele.

Si el proveedor de atención médica desea obtener más información sobre la salud de tu bebé, quizás recomiende hacer pruebas adicionales. O bien, puede remitirte a un consejero genético u ofrecerte citas médicas para ecografías más frecuentes.

Arritmia fetal. La arritmia fetal se produce cuando la frecuencia cardíaca del bebé es anormal. La frecuencia cardíaca elevada (taquicardia), la frecuencia cardíaca baja (bradicardia) y los latidos perdidos son distintos tipos de arritmias. Si se detecta una arritmia, es posible que tu proveedor de atención médica controle la frecuencia cardíaca del bebé con mayor frecuencia durante el embarazo.

Gastrosquisis. Durante la vida fetal, al principio, el intestino se desarrolla por fuera del cuerpo y luego suele volver a introducirse en la cavidad abdominal. Debido a una afección poco común denominada gastrosquisis, el intestino y, a veces, el estómago quedan fuera de la cavidad abdominal. Esto deja a los intestinos expuestos al líquido amniótico y aumenta el riesgo de complicaciones, como crecimiento fetal deficiente, parto prematuro y muerte fetal intraútero.

Si una ecografía fetal indica que tu hijo padece gastrosquisis, es posible que debas someterte a pruebas adicionales durante el embarazo para realizar una observación estricta de los signos de sufrimiento fetal. Poco después del parto, la parte del intestino del bebé que está fuera de la cavidad abdominal se coloca dentro de una bolsa húmeda para protegerla. Lo que ocurra para corregir esta situación dependerá del estado del bebé y el intestino. Estas son algunas opciones:

  • Realizar una cirugía poco después del nacimiento.
  • Permitir que la hinchazón disminuya y que el contenido del intestino vuelva a la cavidad abdominal.

Una vez que el intestino se encuentra por completo en la cavidad abdominal, un cirujano cierra el orificio en la pared abdominal.

Secuencia de perfusión arterial inversa en gemelos. La secuencia de perfusión arterial inversa en gemelos es una afección poco común en la que los gemelos comparten una placenta. Uno de los gemelos se desarrolla de manera normal y el otro con anomalías, por lo general, sin corazón evidente (feto acardio). Debido a que los gemelos comparten una placenta y vasos sanguíneos conectados, el gemelo normal bombea sangre para ambos. Pese a ello, el gemelo sin corazón no tiene probabilidades de sobrevivir. Si no se trata, esta afección puede provocar insuficiencia cardíaca en el feto sano.

El tratamiento se centra en detener el flujo sanguíneo hacia el feto acardio para evitar la insuficiencia cardíaca en el bebé sano. Una opción de tratamiento en el feto es la ablación por radiofrecuencia, un procedimiento en el que se pasa una aguja a través del abdomen de la madre hacia el cordón umbilical del feto acardio. Se envía energía a través de la punta de esta aguja para coagular los vasos sanguíneos que van a este gemelo.

Síndrome de transfusión de gemelo a gemelo. El síndrome de transfusión de gemelo a gemelo es una complicación que se presenta en gemelos monocigóticos con una placenta y dos cavidades amnióticas en la que el flujo sanguíneo entre los gemelos es desigual y preferencial a uno de ellos. El gemelo que recibe más sangre se denomina gemelo receptor. El otro es el gemelo donante. Si no se trata, esta afección puede provocar que los gemelos mueran antes del nacimiento.

El tratamiento depende de la etapa del embarazo en la que se detecta la afección y la gravedad de esta. Una opción de tratamiento consiste en un procedimiento con láser en el feto, en el cual un endoscopio de fibra óptica atraviesa el abdomen de la madre hacia la cavidad amniótica del gemelo receptor. Se envía la energía del láser a través de la punta del endoscopio para cortar los vasos sanguíneos que causan el problema.

Feb. 05, 2022