Me gusta tomar jugo de pomelo, pero escuché que puede interferir con algunos medicamentos recetados. ¿Es cierto?

Respuesta de Katherine Zeratsky, R.D., L.D.

Sí. El pomelo y algunos otros cítricos, como las naranjas agrias, pueden interferir con varios tipos de medicamentos recetados.

No tomes estas interacciones a la ligera. Algunos pueden ocasionar problemas de salud potencialmente peligrosos. Si tomas medicamentos recetados, pregúntale a tu médico o farmacéutico si tu medicamento interactúa con el pomelo u otros productos cítricos.

Es posible que debas eliminar los productos de pomelo de tu alimentación. Con solo tomar tu medicamento y el producto de pomelo en diferentes momentos no se detiene la interacción. De forma alternativa, puedes preguntarle a tu médico si hay algún medicamento comparable que puedas tomar y que no interactúe con el pomelo.

Los problemas surgen porque los químicos en la fruta pueden interferir con las enzimas que descomponen (metabolizan) el medicamento en tu sistema digestivo. En consecuencia, el medicamento puede permanecer en tu cuerpo por un tiempo demasiado corto o demasiado largo. Un medicamento que se descompone demasiado rápido no tendrá tiempo de hacer efecto. Por otro lado, un medicamento que permanece demasiado tiempo en el cuerpo puede acumularse a niveles posiblemente peligrosos.

La lista de medicamentos que pueden interactuar con el pomelo incluye medicamentos recetados comúnmente para:

  • Combatir la infección
  • Reducir el colesterol
  • Tratar la presión arterial alta
  • Tratar los problemas cardíacos
  • Evitar el rechazo de órganos
  • Tratar la ansiedad
  • Controlar las convulsiones
  • Minimizar el mareo por movimiento
  • Tratar la disfunción eréctil
  • Reemplazar hormonas
  • Aliviar la tos
  • Controlar el dolor

Otro posible problema es que algunos alimentos y bebidas pueden contener pomelo pero no está indicado en su nombre ni en la lista de ingredientes. Por ejemplo, hay diversos refrescos con sabor a cítricos que contienen jugo o extracto de pomelo.

Sé prudente con los medicamentos recetados. Siempre pregúntale a tu médico o farmacéutico cuando te den un nuevo medicamento recetado si interactúa con algún alimento u otro medicamento. Si la respuesta es afirmativa, pregunta si debes eliminar ese alimento de tu alimentación.

Jan. 24, 2019 See more Expert Answers