Descripción general

La erliquiosis es una enfermedad bacteriana transmitida por las garrapatas, que provoca síntomas similares a los de la influenza. Los signos y síntomas de la erliquiosis van desde dolor generalizado leve hasta fiebre intensa, y generalmente aparecen una o dos semanas después de la picadura de una garrapata. Si se trata rápidamente con los antibióticos adecuados, la erliquiosis suele mejorar en pocos días.

La anaplasmosis, otra de las infecciones transmitidas por garrapatas, está estrechamente relacionada con la erliquiosis. Pero estas dos enfermedades tienen diferencias bien marcadas y las transmiten microorganismos diferentes.

La mejor manera de prevenir estas infecciones es evitar las picaduras de garrapatas. Usar repelentes de garrapatas, controlarse exhaustivamente todo el cuerpo después de estar al aire libre y quitar adecuadamente las garrapatas ofrecen las mejores probabilidades para evitar la erliquiosis.

Síntomas

Si la garrapata que lleva la bacteria que provoca la erliquiosis se ha estado alimentando de ti durante al menos 24 horas, pueden aparecer los siguientes signos y síntomas similares a los de la influenza, generalmente dentro de 7 a 14 días de la picadura:

  • Fiebre leve
  • Dolor de cabeza
  • Escalofríos
  • Dolores musculares
  • Náuseas
  • Vómitos
  • Diarrea
  • Fatiga
  • Pérdida de apetito
  • Dolor articular
  • Confusión
  • Erupción cutánea
  • Tos

Algunas personas infectadas con erliquiosis pueden tener síntomas tan leves que nunca buscan atención médica y el cuerpo lucha contra la enfermedad por sí solo. Pero la erliquiosis sin tratar con síntomas persistentes puede generar una enfermedad lo suficientemente grave como para requerir hospitalización.

Cuándo consultar al médico

Después de la picadura de garrapata, puedes tardar hasta 14 días en comenzar a mostrar signos y síntomas de erliquiosis. Si empiezas a tener síntomas dentro de las dos semanas de la picadura de garrapata, consulta a tu médico.

Si sufres algunos de los síntomas ya mencionados inmediatamente después de haber estado en una zona donde se sabe que hay garrapatas, consulta con tu médico. Asegúrate de contarle al médico que recientemente te picó una garrapata o que visitaste una zona con alta población de garrapatas.

Causas

La causa de la erliquiosis es la bacteria Ehrlichia, que se transmite, principalmente, a través de la garrapata estrella solitaria.

Las garrapatas se alimentan de sangre, se prenden a un anfitrión y se alimentan hasta hincharse y duplicar varias veces su tamaño normal. Cuando se alimentan, las garrapatas que portan las bacterias causantes de la enfermedad pueden transmitirlas a un anfitrión sano. O bien, las garrapatas pueden entrar en contacto con las bacterias si el anfitrión (como un ciervo de cola blanca o un coyote) está infectado.

Por lo general, para contagiarte de erliquiosis debe picarte una garrapata infectada. Las bacterias entran en la piel a través de la picadura y, finalmente, llegan al torrente sanguíneo.

Antes de que pueda transmitir las bacterias, una garrapata debe estar prendida y alimentarse del anfitrión durante al menos 24 horas. Es posible que una garrapata prendida que se vea hinchada ya se haya alimentado durante el tiempo suficiente para transmitir la bacteria. Quitar las garrapatas cuanto antes puede prevenir la infección.

También es posible que la erliquiosis se transmita por una transfusión de sangre, de la madre al feto y por el contacto directo con un animal infectado que se carneó.

Factores de riesgo

La erliquiosis se contagia cuando una garrapata infectada, principalmente la garrapata estrella solitaria, te pica y se alimenta de ti durante 24 horas o más. Los siguientes factores pueden aumentar el riesgo de tener infecciones transmitidas por garrapatas:

  • Estar al aire libre en temporadas de clima cálido. La mayoría de los casos de erliquiosis ocurre en los meses de primavera y verano, cuando las poblaciones de garrapatas estrella solitaria están en su punto máximo, y las personas pasan tiempo afuera más seguido.
  • Vivir en una zona con alta población de garrapatas o visitarla. Corres un riesgo mayor si te encuentras en una zona con alta población de garrapatas estrella solitaria. En Estados Unidos, es más frecuente encontrar garrapatas estrella solitaria en los estados del sudeste, del este y en los centrales del sur.
  • Ser hombre. Las infecciones de erliquiosis son más frecuentes en los hombres, posiblemente, debido a que pasan más tiempo al aire libre por trabajo o recreación.

Complicaciones

Sin tratamiento inmediato, la erliquiosis puede tener efectos graves en adultos o en niños sanos.

Las personas con sistemas inmunitarios debilitados corren mayor riesgo de sufrir consecuencias más graves y potencialmente mortales. Algunas complicaciones graves de las infecciones sin tratar son las siguientes:

  • Insuficiencia renal
  • Insuficiencia respiratoria
  • Insuficiencia cardíaca
  • Convulsiones
  • Coma

Prevención

La mejor manera de prevenir la erliquiosis es evitar las picaduras de garrapatas.

La mayoría de las garrapatas se prenden en la parte inferior de las piernas y en los pies cuando trabajas o caminas por zonas boscosas, cubiertas de hierbas o con pastos demasiado crecidos. Después de que la garrapata se prende al cuerpo, generalmente, trepa hasta encontrar un lugar donde pueda excavar en la piel. Puedes encontrar una garrapata en la parte trasera de tus rodillas, en la ingle, las axilas, las orejas, la parte trasera del cuello y en cualquier otro lugar del cuerpo.

Si quitas la garrapata durante las primeras 24 horas después de que se prendió, reduces el riesgo de sufrir una infección. Si bien es posible que no puedas evitar recorrer zonas donde hay garrapatas, estas sugerencias pueden ayudarte a encontrar y a quitar las garrapatas antes de que se prendan a tu piel:

  • Usa ropa de colores claros. Las garrapatas son de color oscuro. La ropa clara ayuda a detectar las garrapatas antes de que puedan prenderse a la piel.
  • Evita los zapatos con punta abierta o las sandalias. Las garrapatas suelen vivir en zonas boscosas o en campos y pueden prenderse a los pies y a las piernas cuando las personas atraviesan estas regiones. Usar zapatos con punta abierta o sandalias aumenta el riesgo de que una garrapata se prenda a tu piel desnuda y se abra camino por debajo de la ropa, sin que puedas detectarla.
  • Usa repelente. Los productos que contienen DEET (Off! Deep Woods, Repel) o permetrina (Repel Permanone) suelen servir como repelentes de garrapatas. La permetrina solo debe usarse sobre la ropa. Puedes usar DEET sobre la piel o sobre la ropa, pero debes seguir las instrucciones detalladas en la etiqueta.

    Para los niños, puedes usar un repelente con una concentración de DEET menor al 30 por ciento y siempre debes usar el producto con precaución. No uses DEET en las manos ni en el rostro, y tampoco en las manos y en el rostro de tu hijo.

  • Usa pantalones largos y camisas de mangas largas. Cuanta menos piel quede al desnudo, menor será la zona donde podrá picarte la garrapata. Para lograr una mayor protección, usa camisas, pantalones y calcetines con permetrina impregnada en la tela.
  • Métete la camisa dentro de los pantalones y los pantalones dentro de los calcetines. Si haces esto, a las garrapatas les resultará más difícil trepar hasta la piel expuesta. Sin embargo, ten en cuenta que si caen garrapatas sobre tu ropa, treparán hasta llegar a la piel expuesta. Revísate periódicamente la ropa cuando estés al aire libre.
  • Camina por senderos despejados siempre que sea posible. Las garrapatas prefieren las zonas boscosas y pueden ser menos frecuentes en los caminos bien rastrillados.
  • Inspecciona tu cuerpo. Realiza una completa inspección visual de tu cuerpo. Asegúrate de revisar la cabeza y el cuello porque las garrapatas continuarán trepando hasta que encuentren un lugar adecuado para escarbar. Al regresar de pasar un tiempo al aire libre o de realizar actividades de jardinería, usa las manos para revisar el cabello y las zonas que no puedes ver.

    Las garrapatas pueden ser tan pequeñas como una semilla de fresa y, generalmente, se prenden en zonas ocultas de la piel. Asegúrate de revisar todas las posibilidades. Es muy poco frecuente que solo con una ducha se desprendan las garrapatas prendidas a la cabeza y al cuerpo.

  • Inspecciona la ropa y los equipos. Al llegar a tu casa, revisa la ropa, la mochila y los demás equipos para encontrar las garrapatas que pudieron haberse prendido en el camino. Centrifugar las prendas en la secadora durante aproximadamente una hora eliminará todas las garrapatas que no hayas encontrado.
  • No te olvides de las mascotas. Realiza una inspección diaria para buscar garrapatas en todas las mascotas que pasen tiempo al aire libre.

Aug. 04, 2018
References
  1. Tickborne diseases of the United States — A reference manual for health care providers. Centers for Disease Control and Prevention. http://www.cdc.gov/lyme/healthcare/clinicians.html. Accessed June 10, 2015.
  2. Sexton DJ. Human ehrlichiosis and anaplasmosis. http://www.uptodate.com/home. Accessed June 10, 2015.
  3. Ferri FF. Ehrlichiosis and anaplasmosis. In: Ferri's Clinical Advisor 2016. Philadelphia, Pa.: Mosby Elsevier; 2016. https://www.clinicalkey.com. Accessed June 10, 2015.
  4. Papadakis MA, et al., eds. Viral & rickettsial infections. In: Current Medical Diagnosis & Treatment 2015. 54th ed. New York, N.Y.: The McGraw-Hill Companies; 2015. http://www.accessmedicine.com. Accessed June 10, 2015.
  5. Lyme disease. American Lyme Disease Foundation. http://aldf.com/lyme-disease/#prevent. Accessed June 20, 2015.
  6. Preventing tick bites. Centers for Disease Control and Prevention. http://www.cdc.gov/lyme/prev/index.html. Accessed June 10, 2015.