Diagnóstico

Por lo general, un médico puede diagnosticar neuropatía diabética al realizar un examen físico y revisar con atención tus síntomas e historia clínica.

El médico controlará lo siguiente:

  • La fortaleza y el tono muscular general
  • Los reflejos de los tendones
  • La sensibilidad al tacto y la vibración

Además en cada visita, el médico debe controlar si tienes llagas en los pies, piel agrietada, ampollas, y problemas de articulaciones y huesos. American Diabetes Association (Asociación Estadounidense de Diabetes) recomienda que todas las personas con diabetes se sometan a un examen integral de los pies al menos una vez al año.

Junto con el examen físico, es posible que el médico realice u solicite análisis específicos que faciliten diagnosticar la neuropatía diabética, como los siguientes:

  • Prueba de filamentación. El médico cepillará una fibra de nailon suave (monofilamento) sobre las áreas de la piel para evaluar tu sensibilidad al tacto.
  • Análisis sensorial cuantitativo. Este estudio no invasivo se utiliza para evaluar la respuesta de los nervios ante la vibración y los cambios de temperatura.
  • Pruebas de conducción nerviosa. Esta prueba mide la velocidad con la que viajan los impulsos eléctricos en los nervios de tus brazos y piernas. Suele utilizarse para el diagnóstico del síndrome del túnel carpiano.
  • Electromiografía (EMG). Este estudio, que suele realizarse en conjunto con las pruebas de conducción nerviosa, sirve para medir las descargas eléctricas que se producen en los músculos.
  • Pruebas autonómicas. Si tienes síntomas de neuropatía autonómica, es posible que se deban realizar pruebas especiales para determinar la manera en que la presión arterial cambia mientras estás en diferentes posiciones, y si sudas de forma normal.

Tratamiento

No hay curas conocidas para la neuropatía diabética. Los objetivos del tratamiento son los siguientes:

  • Reducir el avance de la enfermedad
  • Aliviar el dolor
  • Controlar las complicaciones y restablecer las funciones

Reducir el avance de la enfermedad

Mantener constantemente el nivel de azúcar en sangre dentro del rango objetivo es esencial para evitar o retrasar la progresión de los daños en los nervios. Hacer esto puede incluso mejorar algunos de los síntomas que ya manifiestas. El médico determinará el rango objetivo más conveniente para ti según varios factores, como tu edad, el tiempo que has tenido diabetes y tu estado de salud general.

Para muchas personas que tienen diabetes, American Diabetes Association (Asociación Estadounidense de Diabetes) suele recomendar los siguientes niveles de azúcar en sangre:

  • Entre 80 y 130 mg/dL (4,4 y 7,2 mmol/L) antes de las comidas
  • Menos de 180 mg/dL (10,0 mmol/L) dos horas después de las comidas

Para muchas personas con diabetes, Mayo Clinic por lo general recomienda los siguientes niveles objetivo de azúcar en sangre antes de las comidas:

  • Entre 80 y 120 mg/dL (4,4 y 6,7 mmol/L) para personas de 59 años o menos que no tienen otros trastornos médicos
  • Entre 100 y 140 mg/dL (5,6 y 7,8 mmol/L) para personas de 60 años o más, o para aquellos con otras enfermedades, como trastornos del corazón, los pulmones y los riñones

Ten en cuenta que el médico quizás deba ajustar estos rangos objetivo según tus necesidades individuales de salud.

Otras formas importantes de ayudar a reducir o prevenir el avance de la enfermedad incluyen controlar la presión arterial y mantener un peso y estilo de vida saludables.

Aliviar el dolor

Hay muchos medicamentos de venta bajo receta disponibles para el dolor neurálgico relacionado con la diabetes, pero no funcionan para todas las personas. Los efectos secundarios siempre son posibles. Cuando consideres un medicamento, habla con el médico sobre las ventajas y las desventajas para determinar lo que podría ser mejor para ti.

Entre los tratamientos bajo receta para el alivio del dolor pueden incluirse los siguientes:

  • Medicamentos antiepilépticos. Algunos medicamentos utilizados para tratar trastornos convulsivos (epilepsia) también se utilizan para aliviar el dolor en los nervios. American Diabetes Association (Asociación Estadounidense de Diabetes) recomienda comenzar con pregabalina (Lyrica). Otros que se han utilizado para tratar la neuropatía son la gabapentina (Gralise, Neurontin) y la carbamazepina (Carbatrol, Tegretol). Entre los efectos secundarios pueden incluirse somnolencia, mareos e hinchazón.
  • Antidepresivos. Algunos antidepresivos alteran los procesos químicos en el cerebro que hacen que sientas dolor. No necesitas tener depresión para que estos medicamentos alivien el dolor de los nervios. Se han utilizado dos clases de antidepresivos para el tratamiento de la neuropatía.

    Los tricíclicos, que incluyen la amitriptilina, la desipramina (Norpramin) y la imipramina (Tofranil), pueden proporcionar alivio para los síntomas de leves a moderados. No obstante, los efectos secundarios pueden ser molestos e incluir sequedad en la boca, sudoración, aumento de peso, estreñimiento y mareos.

    Los inhibidores de la recaptación de serotonina y noradrenalina (IRSN) pueden aliviar el dolor con menos efectos secundarios. American Diabetes Association (Asociación Estadounidense de Diabetes) recomienda el uso de duloxetina (Cymbalta) como el primer tratamiento. Otro que puede utilizarse es venlafaxina (Effexor XR). Entre los posibles efectos secundarios de los inhibidores de la recaptación de serotonina y noradrenalina se incluyen náuseas, somnolencia, mareos, disminución del apetito y estreñimiento.

Algunas veces, un antidepresivo se puede combinar con un medicamento anticonvulsivo o un analgésico.

Controlar las complicaciones y restablecer funciones

Es probable que tu equipo de atención médica para la diabetes comprenda diferentes especialistas, como un médico especializado en tratar los problemas del tracto urinario (urólogo) y médico del corazón (cardiólogo), que pueden ayudar a prevenir o tratar las complicaciones que puedan surgir.

El tratamiento depende del tipo de complicación relacionada con la neuropatía que tienes, por ejemplo:

  • Problemas en el tracto urinario. Algunos medicamentos pueden interferir con el funcionamiento de la vejiga. El médico puede recomendarte interrumpir la medicación o cambiarla. Se recomienda un programa de micción estricto u orinar cada pocas horas (micción programada) mientras aplicas presión leve en la zona de la vejiga (debajo del ombligo). Otros métodos, incluida la autocateterización, pueden ser necesarios para eliminar la orina de una vejiga con daño nervioso.
  • Problemas digestivos. Para aliviar los signos y síntomas de la gastroparesia (indigestión, eructos, náuseas o vómitos), los médicos sugieren consumir comidas en porciones más pequeñas y con mayor frecuencia, y reducir el consumo de fibras, grasas y (para muchas personas) sopas y purés. Los cambios en la dieta y algunos medicamentos pueden ayudar a aliviar la diarrea, el estreñimiento y las náuseas.
  • Presión arterial baja al levantarse (hipotensión ortostática). El tratamiento comienza con cambios de hábito simples, como no beber alcohol, tomar mucha agua, y sentarse y pararse lentamente. Dormir con una elevación de 6 a 10 pulgadas (entre 15 y 25 centímetros) en la cabecera de la cama ayuda a prevenir los cambios en la presión arterial. El médico también te puede recomendar medias de compresión y otro tipo de compresión similar para el abdomen (vendaje abdominal). Existen varios medicamentos que pueden utilizarse, ya sea de forma individual o en conjunto, para tratar la hipotensión ortostática.
  • Disfunción sexual. Los medicamentos tomados por vía oral o mediante inyección pueden mejorar la función sexual en algunos hombres, pero no son seguros ni efectivos para todos. Los dispositivos mecánicos de vacío pueden aumentar el flujo de sangre hacia el pene. Las mujeres pueden utilizar lubricantes vaginales.

Estudios clínicos

Explora los estudios de Mayo Clinic de evaluación de tratamientos, intervenciones y análisis nuevos como medio para prevenir, detectar, tratar o controlar esta enfermedad.

Estilo de vida y remedios caseros

Las siguientes medidas pueden ayudarte a sentirte mejor en términos generales y a reducir el riesgo de neuropatía diabética:

  • Mantén controlada tu presión arterial. Las personas con diabetes son más propensas a tener presión arterial alta que las personas que no tienen diabetes. Tener presión arterial alta y diabetes aumenta, en gran medida, el riesgo de sufrir complicaciones, ya que ambos trastornos dañan los vasos sanguíneos y reducen el flujo de la sangre. Intenta mantener tu presión arterial en el nivel recomendado por tu médico y asegúrate de que te la controlen en cada consulta.
  • Elige alimentos sanos. Es importante tener una dieta equilibrada que incluya una gran variedad de alimentos saludables (especialmente frutas, verduras y granos integrales) y limitar los tamaños de las porciones para ayudar a alcanzar o a mantener un peso saludable.
  • Mantente activo todos los días. El ejercicio es una de las mejores maneras de mantener controlada el azúcar en sangre. También mejora el flujo sanguíneo y mantiene tu corazón saludable. American Diabetes Association (Asociación Estadounidense de Diabetes) recomienda 150 minutos de ejercicio de intensidad moderada a la semana para la mayoría de los adultos con diabetes. También sugiere levantarse cada 30 minutos cuando estés sentado para producir breves intervalos rápidos de actividad. De todos modos, primero habla con tu médico o fisioterapeuta. Si tu sensibilidad en las piernas disminuyó, ciertos tipos de ejercicios son más seguros que otros.
  • Deja de fumar. Si tienes diabetes y consumes tabaco en cualquiera de sus formas, eres más propenso a perder la vida por un ataque al corazón o un accidente cerebrovascular que los no fumadores con diabetes. Además, eres más propenso a desarrollar problemas de circulación en los pies. Si consumes tabaco, habla con tu médico sobre distintas opciones para dejarlo.

Medicina alternativa

También existen varias terapias alternativas, como la crema de capsaicina (hecha con ají), las sesiones de fisioterapia o la acupuntura, que pueden ayudarte a aliviar el dolor. Los médicos suelen utilizarlas junto con medicamentos, pero algunas pueden funcionar por sí mismas.

  • Capsaicina. Cuando se aplica en la piel, la crema de capsaicina puede reducir la sensación de dolor en algunas personas. Entre los efectos secundarios pueden incluirse sensación de ardor e irritación en la piel.
  • Ácido alfalipoico. Se trata de un poderoso antioxidante que se encuentra en algunos alimentos y puede ayudar a aliviar los síntomas de dolor en los nervios en algunas personas.
  • Electroestimulación nerviosa transcutánea (TENS). Es posible que el médico te recete esta terapia, que puede ayudar a prevenir que las señales de dolor lleguen al cerebro. La TENS envía pequeños impulsos eléctricos a determinadas vías nerviosas a través de pequeños electrodos que se colocan en tu piel. Aunque este procedimiento es seguro y no produce dolor, la electroestimulación nerviosa transcutánea no resulta efectiva para todas las personas ni para todos los tipos de dolor.
  • Acupuntura. La acupuntura puede ayudar a aliviar el dolor producido por la neuropatía y, por lo general, no produce efectos secundarios. Es importante tener en cuenta que la acupuntura no siempre produce alivio inmediato y que es posible que se necesite más de una sesión.

Estrategias de afrontamiento y apoyo

Vivir con neuropatía diabética puede ser difícil y frustrante. Si te sientes desanimado, hablar con un consejero o con un terapeuta puede ser útil.

Los grupos de apoyo también pueden darte ánimo y consejos sobre cómo sobrellevar la neuropatía diabética. Pregúntale al médico si existen grupos de apoyo en tu zona, o pídele que te derive a un terapeuta. American Diabetes Association (Asociación Estadounidense de Diabetes) te ofrece ayuda en línea a través de su sitio web.

Preparación para la consulta

Si todavía no consultaste a un endocrinólogo, es probable que te deriven a uno si comienzas a mostrar signos de complicaciones de la diabetes. Un endocrinólogo es un médico que se especializa en el tratamiento de trastornos en el metabolismo, como la diabetes. Es posible que también te deriven a un neurólogo, un médico especializado en el tratamiento de problemas del sistema nervioso.

Estos son algunos consejos para ayudarte a que te prepares para la consulta con el médico:

  • Ten en cuenta las restricciones que debes cumplir antes de asistir a la consulta. Al programar la consulta, pregunta si debes hacer algo con anticipación, como cuidarte con las comidas.
  • Anota los síntomas que tengas, incluidos aquellos que quizás no parezcan relacionados con el motivo de la consulta.
  • Anota información personal esencial, como situaciones de estrés importantes o cambios recientes en tu vida.
  • Haz una lista de todos los medicamentos, las vitaminas y los suplementos que tomes.
  • Escribe tus niveles de azúcar en sangre recientes si los controlas en casa.
  • Pídele a un familiar o amigo que te acompañe. A veces es difícil recordar toda la información que el médico te proporciona durante una consulta. Quizás la persona que te acompaña recuerda información que tú pasaste por alto u olvidaste.

También es útil anotar preguntas que le quieras realizar al médico. Con respecto a la neuropatía diabética, estas son algunas preguntas básicas que puedes hacerle al médico:

  • ¿La diabetes es la causa más probable de mis síntomas?
  • ¿Tengo que realizarme pruebas para confirmar la causa de mis síntomas? ¿Estas pruebas requieren alguna preparación especial?
  • ¿Es temporal o prolongada esta enfermedad?
  • Si controlo mis niveles de azúcar en sangre, ¿mejorarán o desaparecerán mis síntomas?
  • ¿Hay tratamientos disponibles? ¿Cuál me recomienda?
  • ¿Qué tipos de efectos secundarios podría provocar el tratamiento?
  • Tengo otros trastornos de salud. ¿Cómo puedo controlarlos de la mejor manera?
  • ¿Hay algún folleto u otro material impreso que pueda llevarme a casa? ¿Qué sitios web me recomienda?
  • ¿Necesito consultar con otros médicos, un educador de diabetes certificado o un nutricionista?

Qué esperar de tu médico

Es probable que el médico te haga varias preguntas, como las siguientes:

  • ¿Cómo está tu control del azúcar en sangre?
  • ¿Cuándo comenzaste a tener los síntomas?
  • ¿Tienes síntomas de forma constante, o aparecen y desaparecen?
  • ¿Qué tan graves son tus síntomas?
  • ¿Existe algo que haga que los síntomas mejoren?
  • ¿Hay algo que parezca empeorar los síntomas?
  • ¿Qué aspectos del control de la diabetes encuentras más complicados?
  • ¿Qué podría ayudarte a tener un mejor control sobre la diabetes?
Feb. 05, 2019
  1. Nerve damage (diabetic neuropathies). National Institute of Diabetes and Digestive and Kidney Diseases. https://www.niddk.nih.gov/health-information/diabetes/overview/preventing-problems/nerve-damage-diabetic-neuropathies. Accessed Feb. 8, 2018.
  2. Kazamel M, et al. Sensory manifestations of diabetic neuropathies: Anatomical and clinical correlations. Prosthetics and Orthotics International. 2015;39:7.
  3. Steps to prevent or delay nerve damage. American Diabetes Association. http://www.diabetes.org/living-with-diabetes/complications/neuropathy/steps-to-prevent-or-delay.html. Accessed Feb. 8, 2018.
  4. Kidney disease (neuropathy). American Diabetes Association. http://www.diabetes.org/living-with-diabetes/complications/kidney-disease-nephropathy.html. Accessed Feb. 8, 2018.
  5. Daroff RB, et al. Disorders of peripheral nerves. In: Bradley's Neurological Clinical Practice. 7th ed. Philadelphia, Pa.: Saunders Elsevier; 2016. https://www.clinicalkey.com. Accessed March 4, 2018.
  6. Feldman EL, et al. Treatment of diabetic neuropathy. https://www.uptodate.com/contents/search. Accessed March 2, 2018.
  7. Feldman EL, et al. Patient information: Diabetic neuropathy (beyond the basics). https://www.uptodate.com/contents/search. Accessed March 4, 2018.
  8. High blood pressure (hypertension). American Diabetes Association. http://www.diabetes.org/living-with-diabetes/complications/high-blood-pressure-hypertension.html. Accessed Feb. 8, 2018.
  9. Checking your blood glucose. American Diabetes Association. http://www.diabetes.org/living-with-diabetes/treatment-and-care/blood-glucose-control/checking-your-blood-glucose.html. Accessed Feb. 8, 2018.
  10. Foot care. American Diabetes Association. http://www.diabetes.org/living-with-diabetes/complications/foot-complications/foot-care.html. Accessed March 1, 2018.
  11. American Diabetes Association. Standards of medical care in diabetes — 2017: Abridged for primary care providers. Clinical Diabetes. 2017;35:5.
  12. Swanson JW (expert opinion). Mayo Clinic, Rochester, Minn. March 25, 2018.
  13. Castro MR (expert opinion). Mayo Clinic, Rochester, Minn. March 12, 2018.
  14. Gibbons CH, et al. Diabetic autonomic neuropathy. https://www.uptodate.com/contents/search. Accessed March 25, 2018.
  15. American Diabetes Association. Glycemic targets: Standards of Medical Care in Diabetes — 2018. Diabetes Care. 2018;41(suppl 1):S55.
  16. Tight diabetes control. American Diabetes Association. http://www.diabetes.org/living-with-diabetes/treatment-and-care/blood-glucose-control/tight-diabetes-control.html. Accessed May 2, 2018.