¿Existe alguna conexión entre el trastorno bipolar y el alcoholismo?

Respuesta de Daniel K. Hall-Flavin, M.D.

El trastorno bipolar y el trastorno por consumo de alcohol, a veces llamado alcoholismo, con frecuencia se presentan juntos. Aunque no se entiende claramente la asociación entre el trastorno bipolar y el trastorno por consumo de alcohol, los siguientes factores generalmente tienen un rol:

  • Atributos hereditarios. Las diferencias genéticas parecen afectar las sustancias químicas del cerebro asociadas con el trastorno bipolar. Estos mismos atributos también pueden afectar la manera en que el cerebro responde al alcohol y a otras drogas, aumentando el riesgo del trastorno por consumo de alcohol y la adicción a otras drogas.
  • Depresión y ansiedad. Algunas personas toman alcohol para aliviar la depresión, la ansiedad, y otros síntomas del trastorno bipolar. Mientras que tomar alcohol parece ayudar, a largo plazo hace que los síntomas empeoren. Esto puede llevar a tomar más — un círculo vicioso que es difícil de superar.
  • Manía. Este empuje de la depresión generalmente está caracterizado por un humor exultante (eufórico) e hiperactividad. Comúnmente causa que se tomen malas decisiones y se reduzcan las inhibiciones, lo que puede llevar a un aumento en el consumo de alcohol o abuso de drogas.

El trastorno bipolar y el trastorno por consumo de alcohol, u otros tipos de abuso de sustancias, pueden ser una combinación peligrosa. Cada uno puede empeorar los síntomas y la gravedad del otro. Presentar ambos trastornos aumenta el riesgo de altibajos emocionales súbitos, depresión, violencia, y suicidio.

Se dice que la persona que presenta trastorno bipolar y trastorno por consumo de alcohol u otra adicción tiene un diagnóstico dual. El tratamiento puede requerir la experiencia de profesionales en salud mental que se especialicen en el tratamiento de ambos trastornos.

Si no puedes controlar tu consumo de alcohol, o si abusas de las drogas, busca ayuda antes de que tus problemas empeoren y se vuelvan más difíciles para tratar. Ver a un profesional en salud mental de inmediato es especialmente importante si también presentas signos y síntomas de trastorno bipolar u otro trastorno de salud mental.

April 20, 2019 See more Expert Answers

Ver también

  1. Trastornos de ansiedad
  2. ¿Piensas en el suicidio? Cómo mantenerte seguro y encontrar tratamiento
  3. Trastorno bipolar
  4. Trastorno bipolar en niños
  5. Medicamentos para el trastorno bipolar y aumento de peso
  6. Tratamiento para el trastorno bipolar: Trastorno bipolar I en comparación con el trastorno bipolar II.
  7. Ahuyenta la tristeza invernal
  8. Terapia cognitiva conductual
  9. Terapia electroconvulsiva
  10. Terapia familiar
  11. Cansancio
  12. Cómo se produce la adicción a los opioides
  13. Cómo saber si un ser querido abusa de los opioides
  14. Cómo usar los opioides de manera segura
  15. Enfermedad de Huntington
  16. Kratom para la suspensión de opioides
  17. Meditación
  18. Salud mental: cómo superar el estigma de las enfermedades mentales
  19. Los opioides y otros fármacos: a qué debes prestar atención
  20. Abuso de drogas recetadas
  21. Psicoterapia
  22. Trastorno afectivo estacional
  23. Escoger una caja de luz
  24. Levantar la autoestima
  25. Trastornos del sueño
  26. Patrones hereditarios
  27. Síntomas de estrés
  28. Suicidio: qué hacer si alguien tiene tendencias suicidas
  29. Suicidio y pensamientos suicidas
  30. Reducción gradual del uso de opioides: cuándo y cómo hacerlo
  31. Enfoques integradores para el tratamiento del dolor
  32. Estrategias de cambios en el estilo de vida para el control del dolor
  33. Nutrición y dolor
  34. Rehabilitación del dolor
  35. Enfoques de tratamiento del dolor mediante el autocuidado
  36. Tratamiento del dolor: atención médica convencional
  37. Tratamiento del dolor: descripción general
  38. Comprender el dolor
  39. Estimulación magnética transcraneal
  40. Tratamiento del dolor: ¿cuándo un opioide es la opción correcta?
  41. Análisis de orina
  42. ¿Qué son los opioides y por qué son peligrosos?