Pensamiento positivo: detén tu diálogo interior negativo para reducir el estrés

El pensamiento positivo ayuda a controlar el estrés e incluso puede mejorar tu salud. Practica la superación del diálogo negativo con los ejemplos que te mostramos.

Escrito por personal de Mayo Clinic

¿Ves el vaso medio lleno o medio vacío? Cómo respondas a esta antigua pregunta sobre pensamiento positivo puede demostrar tu actitud ante la vida, hacia ti mismo y si eres optimista o pesimista. Incluso puede afectar tu salud.

De hecho, algunos estudios muestran que los rasgos de personalidad como el optimismo y el pesimismo pueden afectar muchas áreas de tu salud y bienestar. El pensamiento positivo que normalmente se asocia al optimismo es una parte clave de la gestión efectiva del estrés. Y la gestión efectiva del estrés está asociada a muchos beneficios para la salud. Si sueles ser pesimista, no desesperes: puedes aprender cómo adquirir un pensamiento positivo.

Para entender el pensamiento positivo y el diálogo interno

El pensamiento positivo no implica que tengas que ignorar las situaciones vitales menos placenteras. Sólo quiere decir que tu el enfoque ante situaciones desagradables es más positivo y productivo. Piensas que lo que va a ocurrir es lo mejor, en lugar de lo peor.

El pensamiento positivo a menudo empieza con el diálogo interno, que es la corriente continua de pensamientos que no se exteriorizan y que dan vueltas en la cabeza. Estos pensamientos automáticos pueden ser positivos o negativos. Parte de este diálogo proviene de la lógica y la razón. Otro puede provenir de confusiones que se hayan creado por falta de información.

Si los pensamientos que revolotean en tu cabeza son sobre todo negativos, es probable que tu actitud ante la vida sea pesimista. Si en su mayoría son positivos, es más probable que seas optimista, una persona que practica el pensamiento positivo.

Los beneficios para la salud del pensamiento positivo

Los investigadores continúan explorando los efectos del pensamiento positivo y el optimismo en la salud. Entre los beneficios para la salud que puede ofrecer el pensamiento positivo se encuentran:

  • Una vida más larga
  • Reducción del índice de depresión
  • Reducción de los niveles de ansiedad
  • Mayor resistencia ante el resfriado común
  • Mejor bienestar físico y psícológico
  • Mejor salud cardiovascular y reducción del riesgo de muerte por enfermedad cardiovascular.
  • Más habilidad para enfrentar las dificultades y los momentos de estrés.

No está claro por qué la gente que practica el pensamiento positivo experimenta estos beneficios para la salud. Una teoría es que tener una actitud positiva te permite manejar mejor las situaciones de estrés, lo que reduce los efectos nocivos para la salud que el estrés provoca en tu cuerpo. También se cree que la gente positiva y optimista suele tener estilos de vida más saludables: practican más actividad física, siguen una dieta más sana y no fuman o toman alcohol en exceso.

Feb. 18, 2017 See more In-depth