La infección del peritoneo puede suceder por diversos motivos. En la mayoría de los casos, la causa es una rotura (perforación) dentro de la pared abdominal. Aunque es poco frecuente, el trastorno se puede manifestar sin que exista una rotura abdominal. Este tipo de peritonitis se denomina «peritonitis espontánea».

Las causas frecuentes de roturas que conducen a la peritonitis son:

  • Procedimientos médicos, tales como la diálisis peritoneal. Para realizar la diálisis peritoneal se usan tubos (catéteres) para eliminar los desechos de la sangre cuando los riñones ya no pueden realizar esa función adecuadamente. Durante la diálisis peritoneal, se puede producir una infección a causa de entornos sucios, higiene deficiente o equipamientos contaminados. La peritonitis también se puede transformar en una complicación a causa de una cirugía gastrointestinal, el uso de sondas de alimentación o un procedimiento para extraer líquido del abdomen (paracentesis) y, en raras ocasiones, puede ser una complicación de una colonoscopia o una endoscopia.
  • Perforación del apéndice, úlcera estomacal o perforación del colon. Cualquiera de estos trastornos puede permitir que las bacterias se introduzcan en el peritoneo a través de un hueco en el tubo gastrointestinal.
  • Pancreatitis. La inflamación del páncreas (pancreatitis) complicada por una infección puede conducir a una peritonitis si las bacterias se dispersan por fuera del páncreas.
  • Diverticulitis. La infección de pequeñas protuberancias en forma de bolsas en el tubo digestivo (diverticulitis) puede causar peritonitis si uno de los sacos se rompe y derrama residuos intestinales dentro de la cavidad abdominal.
  • Traumatismo. Las lesiones o traumatismos pueden causar peritonitis al permitir que las bacterias o los químicos de otras partes del cuerpo entren al peritoneo.

La peritonitis que se manifiesta sin una rotura abdominal (peritonitis espontánea), generalmente, es una complicación de una enfermedad hepática, como la cirrosis. La cirrosis avanzada provoca que una gran cantidad de líquido se acumule en la cavidad abdominal (ascitis). Esa acumulación de líquido es propensa a una infección bacteriana.

March 31, 2015