Diagnóstico

El médico diagnostica el liquen plano oral en función de:

  • El análisis de tus antecedentes médicos y dentales, y de los medicamentos que estás tomando
  • La revisión de los síntomas, entre ellos, las lesiones en la boca y en otros lugares del cuerpo
  • El examen de tu boca y de otras zonas del cuerpo, según corresponda

También puede pedirte análisis de laboratorio, tales como:

  • Biopsia. Se extrae una pequeña muestra de tejido de una o más lesiones de la boca y se examina bajo el microscopio para buscar indicaciones de liquen plano oral. Pueden requerirse otros análisis microscópicos más especializados para identificar las proteínas del sistema inmunitario que comúnmente están asociadas con el liquen plano oral.
  • Cultivos. Se toma una muestra de células de tu boca con un hisopo. La muestra se examina bajo el microscopio para determinar si tienes una infección secundaria fúngica, bacteriana o viral.
  • Análisis de sangre. Pueden hacerse para identificar enfermedades como la hepatitis C, que en pocos casos puede estar asociada con el liquen plano oral, y el lupus, que puede tener un aspecto similar al del liquen plano oral.

Tratamiento

El liquen plano oral es una enfermedad crónica. No tiene cura, por lo que el tratamiento se concentra en ayudar a que sanen las lesiones graves y a reducir el dolor u otras molestias. El médico supervisará la enfermedad para determinar el tratamiento adecuado o suspenderlo según sea necesario.

Si no sientes dolor ni molestias, y solo tienes lesiones blancas reticuladas, es posible que no necesites ningún tratamiento. Si tienes síntomas más graves, es posible que necesites una o más de las siguientes opciones.

Tratamiento de los síntomas

Pueden usarse tratamientos tales como anestésicos tópicos para aliviar temporalmente las zonas más dolorosas.

Corticoesteroides

Los corticoesteroides pueden reducir la inflamación relacionada con el liquen plano oral. Pueden recomendarte una de estas formas:

  • Tópicos. Se aplica un enjuague bucal, pomada o gel directamente sobre la membrana mucosa; este es el método preferido.
  • Vía oral. Los corticoesteroides se toman en forma de tableta por un período limitado.
  • Inyección. El medicamento se inyecta directamente en la lesión.

Los efectos secundarios varían según el método de uso. Consulta con tu médico para evaluar los posibles beneficios contra los posibles efectos secundarios.

Medicamentos para la respuesta inmunitaria

Los medicamentos que inhiben o modifican la respuesta inmunitaria del cuerpo pueden utilizarse para mejorar lesiones más graves y reducir el dolor. Vienen en las siguientes formas:

  • Pomadas o geles tópicos. Los inhibidores de calcineurina, similares a los medicamentos orales que se utilizan para prevenir el rechazo de los órganos trasplantados, pueden ser eficaces para tratar el liquen plano oral. Pero estos medicamentos tienen una advertencia de la Administración de Alimentos y Medicamentos (Food and Drug Administration) debido a una vinculación con el cáncer que no está clara. Algunos ejemplos son tacrolimús (Protopic) y pimecrolimús (Elidel).
  • Medicamentos sistémicos. Para los casos graves en que el liquen plano oral también afecta otras zonas (como el cuero cabelludo, los genitales o el esófago), pueden utilizarse medicamentos sistémicos que inhiben el sistema inmunitario.

Cómo manejar los desencadenantes

Si tu médico sospecha que el liquen plano oral puede estar relacionado con un desencadenante (por ejemplo, un medicamento, alérgeno o estrés), puede recomendarte cómo manejarlo. Por ejemplo, puede recomendarte que pruebes otro medicamento, que veas a un alergólogo o a un dermatólogo para que te haga los análisis tradicionales, o que aprendas técnicas de control del estrés.

Modo de vida y remedios caseros

Además del tratamiento médico y dental regular, las medidas de cuidado personal pueden ayudarte a mejorar los síntomas del liquen plano oral o a prevenir los episodios recurrentes de síntomas graves:

  • Mantén una buena higiene bucal. Mantén la boca limpia para reducir los síntomas y evitar la infección. Cepilla suavemente los dientes al menos dos veces por día usando un dentífrico blando, y usa hilo dental todos los días.
  • Modifica tu dieta. Elimina los alimentos picantes, salados o ácidos si parecen desencadenar o empeorar tus síntomas. Elige alimentos suaves para limitar las molestias. Y reduce o elimina el consumo de cafeína.
  • Evita los irritantes. Evita el alcohol y el tabaco. Evita también los hábitos que puedan lesionar el interior de la boca, como morderte los labios o mejillas.
  • Aprende a controlar el estrés. Dado que el estrés puede complicar los síntomas o desencadenar la reaparición de los síntomas, es posible que debas elaborar estrategias para el control del estrés. El médico puede derivarte a un especialista en salud mental, que puede ayudarte a identificar los factores de estrés, a elaborar estrategias para el control del estrés o solucionar otros problemas de salud mental.
  • Visita regularmente a tu médico o dentista. Visita al dentista dos veces al año para chequeos y limpiezas, o con más frecuencia, según sus indicaciones. Como muchas veces se requiere un tratamiento de largo plazo, pregúntale al médico o dentista con qué frecuencia deben verte para evaluar cómo progresa el tratamiento y para realizar análisis para detección de cáncer.

Preparación para la consulta

Es probable que comiences por consultar a tu médico de atención primaria o dentista. Algunas personas con liquen plano oral también presentan liquen plano en la piel. Según los síntomas que tengas, pueden derivarte a un especialista en enfermedades de la piel (dermatólogo) o a un especialista en enfermedades de las encías y los dientes (periodoncista).

Qué puedes hacer

Para prepararte para la consulta:

  • Trae una copia de todas las consultas anteriores y análisis que te hayan hecho por este problema.
  • Pregunta si hay algo que debes hacer antes de la consulta, como por ejemplo restringir tu dieta.
  • Haz una lista de todos los síntomas que estés experimentando, incluso los que puedan parecer no tener relación con tu boca dolorida.
  • Haz una lista con información personal importante, incluso cualquier lo que te causa más de estrés o cualquier cambio reciente en tu vida.
  • Haz una lista de todos los medicamentos, vitaminas, hierbas u otros suplementos que estés tomando, así como de las dosis.
  • Prepara algunas preguntas para sacar el máximo provecho del tiempo con el médico o dentista.

Algunas preguntas básicas son:

  • ¿Qué puede estar provocando mis síntomas o mi enfermedad?
  • ¿Cuáles son otras causas posibles?
  • ¿Qué tipo de pruebas necesito hacerme?
  • ¿Cuál es la mejor forma de proceder?
  • ¿Cuáles son las alternativas al enfoque principal que sugieres?
  • Tengo otros problemas de salud. ¿Cuál es la mejor manera de controlarlos de manera conjunta?
  • ¿Debo respetar alguna restricción?
  • ¿Debería consultar a un especialista?
  • ¿Existe alguna alternativa genérica al medicamento que me recetas?
  • ¿Hay materiales impresos que pueda consultar? ¿Qué sitios web recomiendas?

Durante la consulta, no dudes en hacer otras preguntas.

Qué esperar del médico

Es probable que el médico o el dentista te hagan varias preguntas. Prepárate para responderlas, así podrás concentrarte en los puntos que quieras desarrollar más. Tu médico o dentista puede preguntarte:

  • ¿Cuándo aparecieron las lesiones o las llagas en tu boca?
  • ¿Has encontrado lesiones en algún otro lugar del cuerpo?
  • ¿Sientes dolor, sensación de ardor y otras molestias en tu boca?
  • ¿Cómo describirías la intensidad del dolor o la molestia?
  • ¿Empezaste a tomar nuevos medicamentos recientemente?
  • ¿Tomas vitaminas, hierbas, otros suplementos dietéticos o medicamentos de venta sin receta?
  • ¿Tienes alguna alergia?
  • ¿Has tenido situaciones de estrés nuevas o inusuales en tu vida?
  • ¿Qué otras enfermedades tienes?
Aug. 23, 2017
References
  1. Lichen planus (Liquen plano). Merck Manual Professional Version (Versión para profesionales de Manual Merck). https://www.merckmanuals.com/professional/dermatologic-disorders/psoriasis-and-scaling-diseases/lichen-planus. Último acceso: 5 de febrero de 2016.
  2. Oral lichen planus (Liquen plano oral). American Academy of Oral Medicine (Academia Estadounidense de Medicina Bucal). http://www.aaom.com/oral-lichen-planus. Último acceso: 5 de febrero de 2016.
  3. AskMayoExpert. Oral lichen planus (Liquen plano oral). Rochester, Minn.: Fundación Mayo para la Educación e Investigación Médica; 2015.
  4. Lichen planus (Liquen plano). British Dental Health Foundation (Fundación Británica de Salud Dental). https://www.dentalhealth.org/tell-me-about/topic/mouth-conditions/lichen-planus. Último acceso: 5 de febrero de 2016.
  5. Lichen planus (Liquen plano). American Academy of Dermatology (Academia Estadounidense de Dermatología). https://www.aad.org/public/diseases/rashes/lichen-planus. Último acceso: 5 de febrero de 2016.
  6. Shirasuna K. Oral lichen planus: Malignant potential and diagnosis (Liquen plano oral: potencial de malignidad y diagnóstico). Oral Science International (Ciencia Oral Internacional). 2014;11:1.
  7. Au J, et al. Oral lichen planus (Liquen plano oral). Oral and Maxillofacial Surgery Clinics of North America (Rinoplastia cosmética primaria. Clínicas de cirugía oral y maxilofacial de Norteamérica). 2013;25:93.
  8. Mirowski GW, et al. Oral lichen planus: Pathogenesis, clinical features and diagnosis (Liquen plano oral: patogénesis, características clínicas y diagnóstico). http://www.uptodate.com/home. Último acceso: 5 de febrero de 2016.
  9. Mirowski GW, et al. Oral lichen planus: Management and prognosis (Liquen plano oral: control y pronóstico). http://www.uptodate.com/home. Último acceso: 5 de febrero de 2016.
  10. Gibson LE (opinión de un experto). Mayo Clinic, Rochester, Minn. 16 de febrero de 2016.