Tratamientos y medicinas

Escrito por personal de Mayo Clinic

Un embarazo molar no puede continuar como un embarazo normal viable. Para prevenir complicaciones, debe eliminarse el tejido molar. El tratamiento generalmente comprende uno o más de los siguientes:

  • Dilatación y legrado. Para tratar un embarazo molar, el médico extrae el tejido molar del útero durante un procedimiento llamado «dilatación y legrado». La dilatación y legrado suele realizarse como procedimiento ambulatorio en un hospital.

    Durante el procedimiento, te administran anestesia local o general y te recuestas boca arriba con las piernas en los estribos. El médico inserta un espéculo en la vagina, igual que durante un examen pélvico, para poder observar el cuello uterino. Luego, dilata el cuello uterino y extrae tejido del útero con un dispositivo de vacío. Por lo general, la dilatación y legrado tarda unos 15 a 30 minutos.

  • Histerectomía. Si el tejido molar es extenso y no hay ningún deseo de futuros embarazos, es posible que te realicen una cirugía para extraer el útero (histerectomía).
  • Control de la coriogonadotropina. Después de extraer el tejido molar, el médico repite las mediciones del nivel de coriogonadotropina hasta que vuelva a la normalidad. Si continúas teniendo coriogonadotropina en la sangre, es posible que necesites un tratamiento adicional. Una vez finalizado el tratamiento para el embarazo molar, puede que el médico siga controlando el nivel de coriogonadotropina durante seis meses a un año para asegurarse de que no quede ningún tejido molar. Como el embarazo dificulta el control de los niveles de coriogonadotropina, el médico puede recomendarte que esperes hasta después del seguimiento antes de intentar quedar embarazada otra vez.
Oct. 24, 2014