Descripción general

La ambliopía (también llamada «ojo perezoso») es la reducción de la visión en un ojo, causada por un desarrollo visual anormal en los primeros años de vida. El ojo más débil, o perezoso, con frecuencia se desvía hacia adentro o hacia afuera.

La ambliopía por lo general se manifiesta entre el nacimiento y los 7 años de edad. Es la principal causa de pérdida de la visión en un ojo en niños. Rara vez, la ambliopía afecta ambos ojos.

El diagnóstico y el tratamiento tempranos pueden ayudar a evitar que tu hijo tenga problemas de visión a largo plazo. La ambliopía generalmente puede corregirse con anteojos, lentes de contacto o parches de ojo. En ocasiones, requiere cirugía.

Síntomas

Los signos y síntomas del ojo perezoso incluyen los siguientes:

  • Un ojo que se desvía hacia adentro o hacia afuera
  • Ojos que parecen no funcionar de manera coordinada
  • Poca percepción de profundidad
  • Entrecierre o cierre de un ojo
  • Inclinación de la cabeza
  • Resultados anormales de exámenes de la visión

A veces, el ojo perezoso no es evidente si no se realiza un examen ocular.

Cuándo consultar al médico

Consulta al médico de tu hijo si observas que tiene un ojo que se desvía en algún momento después de las primeras semanas de vida. En caso de antecedentes familiares de estrabismo, cataratas infantiles u otra enfermedad ocular, el control de la visión es particularmente importante.

Se recomienda que todos los niños se sometan a un examen ocular completo entre los 3 y 5 años.

Causas

El ojo vago se desarrolla debido a la experiencia visual anormal de manera temprana que cambia las vías nerviosas entre una capa fina de tejido (retina) detrás del ojo y del cerebro. El ojo más débil recibe menos señales visuales. Con el tiempo, la capacidad de los ojos de funcionar juntos disminuye, y el cerebro suprime o ignora el aporte del ojo más débil.

Cualquier cosa que provoque una visión borrosa en el niño, o que produzca que los ojos se crucen o se desvíen puede causar el ojo vago. Las causas comunes de la afección son las siguientes:

  • Desequilibrio muscular (estrabismo). La causa más común del ojo vago es un desequilibrio en los músculos que colocan los ojos en su posición. Este desequilibrio puede provocar que los ojos se crucen o se desvíen, y evita que realicen un seguimiento juntos de manera coordinada.
  • Diferencia en la nitidez de la visión entre los ojos (anisometropía refractiva). Una diferencia importante entre las recetas para cada ojo, a menudo debido a hipermetropía pero algunas veces debido a miopía o a una imperfección en la superficie del ojo llamada astigmatismo, puede causar el ojo vago. Normalmente se utilizan anteojos o lentes de contacto para corregir estos problemas refractivos. En algunos niños, el ojo vago es causado por una combinación de estrabismo y problemas refractivos.
  • Privación. Cualquier problema en un ojo, como un área borrosa en el cristalino (cataratas), puede privar a un niño de una visión clara en ese ojo. La ambliopía por privación en la infancia requiere tratamiento urgente para evitar la pérdida permanente de la visión. La ambliopía por privación a menudo avanza a una ambliopía más grave.

Factores de riesgo

Los factores relacionados con el aumento del riesgo de ojo perezoso incluyen:

  • Nacimiento prematuro
  • Tamaño pequeño al nacer
  • Antecedentes familiares de ojo perezoso
  • Trastornos del desarrollo

Complicaciones

El ojo perezoso, si no se administra un tratamiento correspondiente, puede provocar pérdida permanente de la visión. El ojo perezoso es la causa del 2,9 por ciento de la pérdida permanente de la visión en personas adultas.

May 03, 2016
References
  1. Coats DK, et al. Amblyopia in children: Management and outcomes (Ambliopía en niños: clasificación, análisis para la detección y evaluación). http://www.uptodate.com/home. Último acceso: 2 de marzo de 2016.
  2. AskMayoExpert. Amblyopia (Ambliopía). Rochester, Minn.: Fundación Mayo para la Educación e Investigación Médica; 2014.
  3. Desantis D. Amblyopia (Ambliopía). Pediatric Clinics of North America (Clínicas pediátricas de Norteamérica). 2014;61:505.
  4. Coats DK, et al. Amblyopia in children: Management and outcomes (Ambliopía en niños: tratamiento y resultados). http://www.uptodate.com/home. Último acceso: 2 de marzo de 2016.
  5. Kliegman RM, et al. Disorders of vision (Trastornos de la visión). En: Nelson Textbook of Pediatrics (Manual de pediatría de Nelson). 20.ª ed. Filadelfia, Pa.: Elsevier; 2016. http://www.clinicalkey.com. Último acceso: 15 de marzo de 2016.
  6. Solebo AL, et al. Whole-population vision screening in children aged 4-5 years to detect amblyopia (Análisis para la detección de la ambliopía en una población completa de niños de 4 y 5 años). The Lancet. 2015;385:2308.
  7. Coats DK, et al. Visual development and visual assessment in infants and children (Desarrollo visual y evaluación de la visión en bebés y niños). http://www.uptodate.com/home. Último acceso: 2 de marzo de 2016.
  8. Ferri FF. Amblyopia (Ambliopía). En: Ferri’s Clinical Advisor 2016 (Consejos clínicos de Ferri 2016). Filadelfia, Pa.: Mosby Elsevier; 2016. http://www.clinicalkey.com. Último acceso: 15 de marzo de 2016.
  9. Softing Hataye A (opinión de un experto). Mayo Clinic, Rochester, Minn. 13 de abril de 2016.
  10. Yanoff M, et al., eds. Evaluating vision in preverbal and preliterate infants and children (Evaluación de la visión en bebés y niños en etapa preverbal y previa a la alfabetización). En: Ophthalmology (Oftalmología). 4.ª ed. Edimburgo, Reino Unido: Mosby Elsevier; 2014. http://www.clinicalkey.com. Último acceso: 15 de marzo de 2016.