Diagnóstico

Durante la exploración física, el médico presionará suavemente las costillas. Posiblemente también escuche los pulmones y observe cómo se mueve tu caja torácica cuando respiras.

Es posible que el médico solicite una o más de las siguientes pruebas de diagnóstico por imágenes:

  • Radiografías. Con el uso de niveles bajos de radiación, las radiografías permiten visualizar los huesos. Pero las radiografías a menudo tienen dificultades para revelar fracturas de costilla recientes, especialmente si el hueso está simplemente fisurado. Las radiografías también son útiles en el diagnóstico de un colapso pulmonar.
  • Tomografía computarizada (TC). A menudo, esta puede descubrir fracturas en las costillas que las radiografías podrían no mostrar. Las lesiones en los tejidos blandos y en los vasos sanguíneos también son más fáciles de visualizar en las tomografías computarizadas. Esta tecnología toma radiografías desde una variedad de ángulos y las combina para representar cortes transversales de las estructuras internas del cuerpo.
  • Imágenes por resonancia magnética (RM). Esta puede utilizarse para examinar los tejidos blandos y los órganos que rodean las costillas con el fin de determinar si hay daños. También puede ayudar en la detección de fracturas de costillas más sutiles. La resonancia magnética utiliza un potente imán y ondas de radio para producir imágenes transversales.
  • Gammagrafía ósea. Esta técnica es buena para la visualización de fracturas por sobrecarga, donde un hueso se fractura después de traumatismos reiterados, tales como con los episodios de tos prolongados. Durante una gammagrafía ósea, se inyecta una pequeña cantidad de material radioactivo en el torrente sanguíneo. Esta se acumula en los huesos, especialmente en lugares donde un hueso se está cicatrizando, y un escáner la detecta.

Tratamiento

La mayoría de las fracturas de costilla se curan solas en seis semanas. Restringir las actividades y colocar hielo en la zona pueden ayudar con la cura y el alivio del dolor.

Medicamentos

Es importante obtener el alivio del dolor adecuado: si duele al respirar profundamente, podrías contraer neumonía. Si los medicamentos orales no ayudan lo suficiente, es posible que el médico sugiera inyecciones de anestesia de larga duración alrededor de los nervios de la zona de las costillas.

Terapia

Una vez que se haya controlado el dolor, el médico podría indicarte ejercicios de respiración para ayudarte a respirar más profundamente, ya que con la respiración poco profunda puedes correr el riesgo de desarrollar neumonía.

En el pasado, los médicos utilizaban paños de compresión, vendas elásticas que puedes colocarte alrededor del pecho, para ayudar a entablillar e inmovilizar la zona. Ya no se recomiendan los paños de compresión para las fracturas de costillas, ya que pueden impedir la respiración profunda, lo que aumenta el riesgo de neumonía.

Preparación para la consulta

Dado que muchas fracturas de costillas son el resultado de accidentes automovilísticos, posiblemente te enteres de que tienes una costilla fracturada en el departamento de emergencia del hospital. Si te fracturas una costilla por sobrecarga reiterada en el tiempo, probablemente verás al profesional de atención médica primaria.

La siguiente información te ayudará a prepararte para la consulta

Qué puedes hacer

Antes de ver al profesional de atención médica primaria, haz una lista de lo siguiente:

  • Los síntomas, incluso los que parezcan no estar relacionados con el motivo por el que solicitaste la consulta
  • La información personal más importante, incluso accidentes recientes
  • Todos los medicamentos, vitaminas y suplementos que tomes, incluidas las dosis.
  • Preguntas para hacerle al médico

Si es posible, pídele a un familiar o a un amigo que te acompañe, para que te ayude a recordar la información que recibas.

Para las fracturas de costillas, algunas preguntas básicas para hacerle al médico son las siguientes:

  • ¿Cuánto tiempo dolerá?
  • ¿Qué tratamientos hay disponibles y cuál me recomiendas?
  • ¿Cuál es la mejor manera de controlar esto teniendo en cuenta mis otras enfermedades?
  • ¿Tengo que restringir mis actividades?

No dudes en hacer otras preguntas.

Qué esperar del médico

El médico puede preguntarte:

  • ¿Cuándo comenzaron los síntomas?
  • ¿Dónde sientes el dolor?
  • ¿Tus síntomas son continuos u ocasionales?
  • ¿Qué tan intenso es el dolor?
  • ¿Algo lo provocó?
  • ¿Hay alguna acción que mejore o empeore el dolor?
Aug. 16, 2017
References
  1. Karlson KA. Initial evaluation and management of rib fractures (Evaluación inicial y tratamiento de fracturas de costilla). http://www.uptodate.com/home. Último acceso: 30 de octubre de 2015.
  2. Eiff MP, et al. Rib fractures (Fracturas de costilla). En: Fracture Management for Primary Care (Tratamiento de las fracturas en la atención primaria). 3.ª ed. Filadelfia, Pa.: Saunders Elsevier; 2012. http://www.clinicalkey.com. Último acceso: 30 de octubre de 2015.
  3. Bulger EM. Inpatient management of traumatic rib fracture (Tratamiento hospitalario para la fractura de costilla traumática). http://www.uptodate.com/home. Último acceso: 30 de octubre de 2015.
  4. Preventing falls and related fractures (Prevención de caídas y fracturas relacionadas). Instituto Nacional de Artritis y Enfermedades Musculoesqueléticas y de la Piel (National Institute of Arthritis and Musculoskeletal and Skin Diseases). http://www.niams.nih.gov/Health_Info/Bone/Osteoporosis/Fracture/prevent_falls_ff.asp. Último acceso: 30 de octubre de 2015.