Tomar la decisión de someterse a la prueba del APE depende de una variedad de factores. Aquí tienes algunos consejos que pueden ayudarte a tomar una buena decisión.

Escrito por el personal de Mayo Clinic

Los análisis para detección de cáncer, incluida la prueba del antígeno prostático específico para buscar signos de cáncer de próstata, pueden ser una buena idea. El análisis para detección de cáncer de próstata puede ayudar a la identificación temprana del cáncer, cuando el tratamiento es más efectivo.

Sin embargo, no es perfecto. Es posible que algunos hombres piensen que las desventajas de la detección del cáncer de próstata superan a los beneficios potenciales.

Básicamente, realizarse el análisis del antígeno prostático específico es algo que debes decidir después de consultarlo con tu médico y tener en cuenta tus factores de riesgo y preferencias personales.

Esta información te ayudará a prepararte para conversar con tu médico.

El antígeno prostático específico (PSA, por sus siglas en inglés) es una proteína producida por el tejido prostático canceroso (maligno) y no canceroso (benigno). Una pequeña cantidad de PSA normalmente se introduce en el torrente sanguíneo.

Las células del cáncer de próstata generalmente producen más PSA que las células benignas, lo cual hace que aumente la concentración de PSA en la sangre.

Además de la cifra de PSA en sí, tu médico considerará varios factores para evaluar tus puntuaciones de PSA:

  • Tu edad
  • El tamaño de la próstata
  • La rapidez con la que cambia tu concentración de PSA
  • Si tomas medicamentos que afectan las mediciones del PSA, como finasterida (Propecia, Proscar) y dutasterida (Avodart)

La prueba de PSA en ocasiones se combinan con un examen digital del recto para palpar la próstata en busca de anomalías.

Conocer los factores de riesgo para el cáncer de próstata puede ayudarte a determinar si deseas comenzar a hacerte el examen de detección del cáncer de próstata y cuándo. Los principales factores de riesgo incluyen los siguientes:

  • Edad. A medida que envejeces, el riesgo de cáncer de próstata aumenta. Después de los 50 años, tu probabilidad de tener cáncer de próstata aumenta.
  • Raza. Por razones que no se entienden bien, los hombres de raza negra tienen un mayor riesgo de presentar cáncer de próstata y morir a causa de la enfermedad.
  • Antecedentes familiares. Si un miembro cercano de la familia (tu padre, tío o hermano) fue diagnosticado con cáncer de próstata antes de los 65 años, tu riesgo de contraer la enfermedad es mayor que el promedio.
  • Mutaciones genéticas heredadas. Las mutaciones genéticas asociadas con el riesgo de cáncer de próstata incluyen BRCA1 y BRCA2. Estos genes están más estrechamente relacionados con el cáncer mamario, pero también aumentan el riesgo de otros tipos de cáncer. Tu médico te podrá recomendar que consideres hacerte pruebas genéticas si tienes un fuerte antecedente familiar de cáncer o si a un pariente consanguíneo le han diagnosticado una mutación genética.
  • Alimentación. Una alimentación rica en grasas animales y con pocas verduras puede aumentar el riesgo de cáncer de próstata.

La prueba del antígeno prostático específico (PSA, por sus siglas en inglés) tiene una serie de ventajas y desventajas.

Ventajas de la prueba de detección del antígeno prostático específico Desventajas de la prueba de detección del antígeno prostático específico
La prueba de detección del antígeno prostático específico puede ser de ayuda para detectar precozmente el cáncer de próstata. En algunos casos, el cáncer de próstata crece lentamente y nunca se extiende más allá de la próstata.
El cáncer es más fácil de tratar y hay más probabilidades de curarlo si se diagnostica en sus estadios iniciales. En algunos casos no es necesario realizar un tratamiento para el cáncer de próstata. Someterse a un tratamiento para el cáncer de próstata puede tener riesgos y efectos secundarios, como incontinencia urinaria, problemas de disfunción eréctil o trastornos intestinales.
El antígeno prostático específico se puede evaluar mediante un sencillo análisis de sangre al que es muy fácil acceder. El análisis del antígeno prostático específico no es infalible. Es posible que tengas un nivel de antígeno prostático específico elevado y no tengas cáncer o que haya cáncer y el antígeno prostático específico no esté elevado.
Para algunos hombres es preferible saber a no saber. Si te realizas la prueba, podrás tener un cierto grado de tranquilidad, porque probablemente no tienes cáncer de próstata o bien porque efectivamente lo tienes y entonces lo puedes tratar. Cuando te diagnostican cáncer de próstata, puedes sentir ansiedad y confusión. La idea de que el cáncer no pondría en riesgo la vida puede complicar la toma de decisiones.
Desde que se dispone de la prueba del antígeno prostático específico, la cantidad de muertes causadas por el cáncer de próstata se ha reducido. Gracias a la prueba del antígeno prostático específico se ha reducido la cantidad de muertes, pero esta cifra podría no ser lo suficientemente importante como para justificar el costo y la posibilidad de dañar a la persona que se está realizando la prueba.

La detección temprana de determinados tipos de cáncer de próstata puede ser fundamental. Es posible que los resultados elevados de antígeno prostático específico revelen cáncer de próstata que puede diseminarse a otras partes del cuerpo (hacer metástasis) o un cáncer de crecimiento rápido que puede provocar otros problemas.

El tratamiento temprano puede ayudar a detectar el cáncer antes de que se convierta en una amenaza para la vida o cause síntomas graves. En algunos casos, la identificación temprana del cáncer implica que se necesitará un tratamiento menos agresivo y, por consiguiente, se reducirá el riesgo de sufrir determinados efectos secundarios, como disfunción eréctil e incontinencia.

Puede que te preguntes en qué sentido hacerse una prueba para el cáncer de próstata podría tener una desventaja. Después de todo, hay poco riesgo relacionado con la prueba en sí (simplemente se requiere extraer sangre para evaluarla en un laboratorio).

Sin embargo, hay algunas desventajas posibles una vez que los resultados están listos. Algunos de ellos son los siguientes:

  • Los niveles elevados de PSA pueden tener otras causas, como el agrandamiento benigno de la próstata (hiperplasia prostática benigna) o la infección de la próstata (prostatitis). Estos falsos positivos son comunes.
  • En algunos cánceres de próstata, puede no producirse mucho PSA. Es posible tener lo que se conoce como un "falso negativo" (un resultado de una prueba que indica incorrectamente que no tienes cáncer de próstata cuando sí lo tienes).
  • Las pruebas de seguimiento para determinar la causa de una prueba de PSA elevado pueden ser invasivas, estresantes, costosas o demandar mucho tiempo.
  • Vivir con un cáncer de próstata de crecimiento lento que no necesita tratamiento puede causar estrés y ansiedad.

La mayoría de las organizaciones médicas alientan a los hombres de 50 años a analizar los pros y los contras de la detección del cáncer de próstata con su médico. El análisis debe incluir una revisión de tus factores de riesgo y tus preferencias sobre la detección.

Podrías considerar comenzar antes si eres de raza negra, tienes antecedentes familiares de cáncer de próstata o tienes otros factores de riesgo.

Si eliges realizar el examen de detección de cáncer de próstata, la mayoría de las organizaciones recomiendan detenerse alrededor de los 70 años o si desarrollas otras afecciones médicas graves que limiten tu esperanza de vida.

Nov. 03, 2020