Descripción general

En el caso de la esofagitis eosinofílica, un tipo de glóbulos blancos (eosinófilos) se acumula en el recubrimiento del tubo que conecta la boca con el estómago (esófago). Esa acumulación, que es una reacción a los alimentos, a los alérgenos o al reflujo gastroesofágico, puede inflamar o dañar el tejido esofágico. El tejido esofágico dañado puede provocar dificultad para tragar o hacer que los alimentos queden atrapados al tragar.

La esofagitis eosinofílica es una enfermedad crónica del sistema inmunitario. Solo se ha identificado en las últimas dos décadas, pero ahora se considera una de las causas principales de las enfermedades en el aparato digestivo (gastrointestinal). La investigación es constante y probablemente conducirá a revisiones en su diagnóstico y tratamiento.

Síntomas

Algunos de los signos y síntomas son:

Adultos:

  • Dificultad para tragar (disfagia)
  • Impactación alimentaria
  • Dolor en el pecho, generalmente de ubicación central, que no responde a los antiácidos
  • Ardor de estómago persistente
  • Dolor abdominal superior
  • Ausencia de respuesta a la medicación para la enfermedad por reflujo gastroesofágico
  • Reflujo o alimentos sin digerir (regurgitación)

Niños:

  • Dificultad para alimentarse
  • Vómitos
  • Dolor abdominal
  • Dificultad para tragar (disfagia)
  • Impactación alimentaria
  • Ausencia de respuesta a la medicación para la enfermedad por reflujo gastroesofágico
  • Incapacidad de desarrollarse (crecimiento deficiente, desnutrición y pérdida de peso)

Cuándo consultar al médico

Busca atención médica inmediata si sientes dolor en el pecho, en especial si presentas otros signos y síntomas, como dificultad para respirar o dolor en la mandíbula o el brazo. Es posible que sean signos y síntomas de un ataque cardíaco.

Pide una consulta con tu médico si tienes síntomas graves o frecuentes de esofagitis eosinofílica. Si tomas medicamentos de venta libre para el ardor de estómago más de dos veces por semana, consulta con tu médico.

Causas

Antiguamente, los médicos creían que los síntomas de la esofagitis eosinofílica eran causados por la enfermedad por reflujo gastroesofágico, pero ahora la reconocen como un trastorno diferente con causas muy diferentes. La esofagitis eosinofílica es una reacción alérgica en la que el recubrimiento del esófago reacciona a los alérgenos como los alimentos o el polen.

Los eosinófilos son un tipo de glóbulos blancos normales presentes en el tubo digestivo, pero cuando hay esofagitis eosinofílica se multiplican en el esófago. Los eosinófilos producen una proteína que causa inflamación, lo que puede producir formación de cicatrices, estrechamiento y formación de tejido fibroso excesivo en el recubrimiento del esófago. Como resultado, puedes tener dificultad al tragar (disfagia), o que los alimentos se atasquen al tragar (obstrucción de alimentos) así como otros síntomas.

Las personas que padecen esofagitis eosinofílica también pueden padecer alergias alimentarias, alergias ambientales, asma, dermatitis atópica o enfermedad respiratoria crónica. Los médicos también creen que algunas personas son genéticamente más propensas que otras a padecer esofagitis eosinofílica.

En la última década ha aumentado significativamente el número de personas con diagnóstico de esofagitis eosinofílica. Al principio, los investigadores pensaban que esto sucedía por el mayor conocimiento de los médicos y la creciente disponibilidad de la endoscopía superior. Sin embargo, ahora los estudios sugieren que la enfermedad es cada vez más frecuente, paralelamente al aumento del asma y las alergias.

Factores de riesgo

Los factores que pueden aumentar el riesgo de sufrir esofagitis eosinofílica son:

  • Clima. Vivir en un clima frío o seco.
  • Estación del año. Es más probable recibir este diagnóstico entre la primavera y el otoño, probablemente, porque los niveles de polen y de otros alérgenos son más elevados y porque las personas suelen estar más al aire libre.
  • Sexo. Es más frecuente en hombres que en mujeres.
  • Antecedentes familiares. Si tienes familiares que padecen esofagitis eosinofílica, tienes más probabilidades de que te diagnostiquen esta enfermedad.
  • Alergias y asma. Si tienes alergia a alimentos o de otro tipo, o asma, es más probable que te diagnostiquen esta enfermedad.
  • Edad. Originalmente, se consideraba una enfermedad de la niñez, pero ahora se sabe que también es una enfermedad frecuente en adultos. Sin embargo, los síntomas son algo diferentes.

Complicaciones

En algunas personas, la esofagitis eosinofílica puede producir lo siguiente:

  • Cicatrices en el esófago y estrechamiento de él. Esto ocasiona dificultad para tragar y aumenta la probabilidad de que la comida quede atascada.
  • Daño en el esófago. Debido a la inflamación del esófago, la endoscopia puede perforar o desgarrar el tejido que recubre el esófago. A veces, los desgarros suceden de manera espontánea.

Esofagitis eosinofílica care at Mayo Clinic

June 19, 2014
References
  1. Bonus PAL, et al. Pathogenesis, clinical manifestations and diagnosis of eosinophilic esophagitis (Patogénesis, manifestaciones clínicas y diagnóstico de la esofagitis eosinofílica). http://www.uptodate.com/home. Último acceso: 28 de enero de 2014.
  2. Dellon ES, et al. ACG clinical guideline: Evidenced based approach to the diagnosis and management of esophageal eosinophilia and eosinophilic esophagitis (EoE) (Guía clínica del Colegio Americano de Gastroenterología [CAG]: enfoque basado en las pruebas para el diagnóstico y el tratamiento de la eosinofilia esofágica y la esofagitis eosinofílica). The American Journal of Gastroenterology (Revista Estadounidense de Gastroenterología). 2013;108:679.
  3. Feldman M, et al. Sleisenger and Fordtran’s Gastrointestinal and Liver Disease: Pathophysiology, Diagnosis, Management (Enfermedades gastrointestinales y hepáticas de Sleisenger y Fordtran: fisiopatología, diagnóstico y tratamiento). 9.ª ed. Filadelfia, Pa.: Saunders Elsevier; 2010. http://www.clinicalkey.com. Último acceso: 18 de enero de 2014.
  4. Liacouras CA, et al. Eosinophilic esophagitis: Updated consensus recommendations for children and adults (Esofagitis eosinofílica: recomendaciones de consenso actualizadas para niños y adultos). Journal of Allergy and Clinical Immunology (Revista de Alergia e Inmunología Clínica). 2011;128:3.
  5. Fell JME. Recognition, assessment and management of eosinophilic oesophagitis (Reconocimiento, evaluación y tratamiento de la esofagitis eosinofílica). Archives of Disease in Childhood (Archivos de enfermedades en la niñez). 2013;98:702.
  6. Picco MF (opinión de un experto). Mayo Clinic, Rochester, Minn. 6 de abril de 2014.
  7. Gorospe EC, et al. New diagnostic and therapeutic frontiers in eosinophilic esophagitis (Diagnóstico y fronteras terapéuticas nuevos para la esofagitis eosinofílica). Minerva gastroenterologica e dietologica. 2013;59:59.
  8. Medical Edge from Mayo Clinic (Medical Edge de Mayo Clinic). Hard to Swallow — EOE (Difícil de tragar: esofagitis eosinofílica). Rochester, Minn.: Fundación Mayo para la Educación e Investigación Médica; 2014. http://www.mayoclinic.org/medical-edge/. Último acceso: 9 de marzo de 2014.
  9. Molina-Infante J, et al. Review article: Proton pump inhibitor therapy for suspected eosinophilic oesophagitis (Artículo de revisión: terapia con inhibidor de la bomba de protones para la esofagitis eosinofílica presunta). Alimentary Pharmacology & Therapeutics (Farmacología y Terapéutica Alimentarias). 2013;37:1157.
  10. AskMayoExpert. Esofagitis eosinofílica. Rochester, Minn.: Fundación Mayo para la Educación e Investigación Médica; 2014.
  11. Esofagitis eosinofílica. American Academy of Asthma, Allergy, and Immunology (Academia Estadounidense de Asma, Alergia e Inmunología). http://www.aaaai.org/conditions-and-treatments/related-conditions/eosinophilic-esophagitis.aspx. Último acceso: 28 de enero de 2014.
  12. Alexander JA (opinión de un experto). Mayo Clinic, Rochester, Minn. Marzo de 2014.
  13. Hirano I. Dilation in eosinophilic esophagitis: To do or not to do? (Dilatación en la esofagitis eosinofílica: ¿realizarla o no?) Endoscopia Gastrointestinal. 2010;71:713.
  14. Lucendo AJ, et al. Empiric 6-food elimination diet induced and maintained prolonged remission in patients with adult eosinophilic esophagitis: A prospective study on the food cause of the disease (La dieta empírica de eliminación de 6 alimentos indujo y mantuvo una remisión prolongada en pacientes con esofagitis eosinofílica en la adultez: un estudio prospectivo sobre la causa alimentaria de la enfermedad). Journal of Allergy and Clinical Immunology (Revista de Alergia e Inmunología Clínica). 2013;131:797.
  15. Katzka DA. The skinny on eosinophilic esophagitis (Lo esencial sobre la esofagitis eosinofílica). Gastroenterology (Gastroenterología). 2013;145:1186.
  16. Hurrell JM, et al. Prevalence of esophageal eosinophilia varies by climate zone in the United States (La prevalencia de la esofagitis eosinofílica varía según la zona climática de Estados Unidos). American Journal of Gastroenterology (Revista Estadounidense de Gastroenterología). 2012;107:698.
  17. Dellon ES. Diagnosis and management of eosinophilic esophagitis (Diagnóstico y tratamiento de la esofagitis eosinofílica). Clinical Gastroenterology and Hepatology (Gastroenterología y Hepatología Clínica). 2012;10:1066.
  18. Safe use of complementary health products and practices (Uso seguro de productos sanitarios y prácticas de salud complementarios). National Center for Complementary and Alternative Medicine (Centro Nacional de Medicina Complementaria y Alternativa). http://nccam.nih.gov/health/safety. Último acceso: 2 de enero de 2014.
  19. Rakel D. Integrative Medicine (Medicina integrativa). 3.ª ed. Filadelfia, Pa.: Saunders Elsevier; 2012. http://www.clinicalkey.com. Último acceso: 2 de enero de 2014.
  20. Fass R. Alternative therapeutic approaches to chronic proton pump inhibitor (Enfoques terapéuticos alternativos al inhibidor crónico de la bomba de protones). Clinical Gastroenterology and Hepatology (Gastroenterología y Hepatología Clínica). 2012;10:338.
  21. Golden AK. Decision Support System (Sistema de apoyo para tomar decisiones). Mayo Clinic, Rochester, Minn. 10 de marzo de 2012.
  22. U.S. News best hospitals 2013-2014 (Los mejores hospitales de 2013-2014 según U.S. News). U.S. News & World Report. http://health.usnews.com/best-hospitals/rankings/gastroenterology-and-gi-surgery. Último acceso: 9 de marzo de 2014.