La mayoría de los traumatismos craneales involucran lesiones que son menores y no requieren atención especializada u hospitalización. Sin embargo, incluso las lesiones menores pueden causar síntomas crónicos persistentes, como dolores de cabeza o dificultad para concentrarse. Es posible que tengas que suspender muchas actividades normales para descansar lo suficiente como para asegurarte una recuperación completa.

El traumatismo craneal asociado a otros síntomas de una conmoción cerebral, como náuseas, inestabilidad, dolores de cabeza o dificultad para concentrarse, debe ser evaluado por un profesional médico.

Llama al 911 o al número local para emergencias si se presenta cualquiera de los siguientes signos o síntomas, ya que pueden indicar un traumatismo craneal más grave.

Adultos

  • Hemorragia craneal o facial severa
  • Hemorragia o secreción de líquido de la nariz o los oídos
  • Dolor de cabeza intenso
  • Cambio en el nivel de conciencia por más de unos pocos segundos
  • Coloración azul y negra debajo de los ojos o detrás de las orejas
  • Apnea
  • Confusión
  • Pérdida de equilibrio
  • Debilidad o incapacidad para usar un brazo o una pierna
  • Pupilas de tamaño desigual
  • Balbuceo
  • Convulsiones

Niños

  • Cualquiera de los signos o síntomas de los adultos
  • Llanto persistente
  • No querer comer
  • Protuberancia en la fontanela (bebés)
  • Vómitos reiterados

Si se presenta un traumatismo craneal grave

  • Mantén a la persona inmóvil. Hasta que llegue la ayuda médica, mantén a la persona lesionada acostada y tranquila, con la cabeza y los hombros ligeramente elevados. No muevas a la persona a menos que sea necesario y evita moverle el cuello. Si la persona está usando un casco, no se lo quites.
  • Detén cualquier hemorragia. Aplica presión firme sobre la herida con una gasa estéril o un paño limpio. Pero no apliques presión directa sobre la herida si sospechas de una fractura de cráneo.
  • Está atento a los cambios en la respiración y la lucidez mental. Si la persona no muestra signos de circulación (falta de respiración, tos o movimiento), comienza la reanimación cardiopulmonar.
June 13, 2018