Descripción general

La creatina es un aminoácido ubicado principalmente en los músculos del cuerpo, así como en el cerebro. Aunque es posible producir creatina de manera sintética, la mayoría de las personas la obtienen de los mariscos y de las carnes rojas. El hígado, el páncreas y los riñones también fabrican creatina.

El cuerpo convierte la creatina en fosfocreatina y la almacena en los músculos, donde se usa para obtener energía. Por ello, las personas toman creatina por vía oral para mejorar el desempeño atlético y para aumentar la masa muscular.

Además, la creatina por vía oral se usa para tratar algunos trastornos cerebrales, la insuficiencia cardíaca congestiva y otras afecciones. La creatina tópica podría usarse para tratar el envejecimiento de la piel.

Evidencia

Las investigaciones sobre el uso de la creatina para actividades y afecciones específicas demuestran lo siguiente:

  • Ejercicio. Un amplio conjunto de investigaciones sobre el impacto del uso de la creatina oral en el ejercicio ha generado resultados variados. El uso de creatina por vía oral puede ser beneficioso para los atletas que necesitan breves períodos de energía, como los velocistas o los levantadores de pesas.
  • Síndromes poco frecuentes de metabolización de creatina. En los niños con ciertos síndromes de deficiencia de creatina, los suplementos de creatina por vía oral podrían mejorar algunos síntomas.
  • Insuficiencia cardíaca. No existen pruebas suficientes para recomendar el uso de creatina por vía oral como tratamiento para la insuficiencia cardíaca.
  • Envejecimiento de la piel. Las investigaciones preliminares sugieren que, si se aplica una crema con creatina y otros ingredientes en el rostro todos los días durante seis semanas, se podrían reducir la flacidez y las arrugas de la piel en los hombres. Otro estudio sugiere que una crema con creatina y ácido fólico mejora el daño por el sol y disminuye las arrugas.

Las personas con bajos niveles de creatina, como los vegetarianos, parecen beneficiarse más de los suplementos de creatina.

Nuestra recomendación

Green light: Generally safe

Generalmente seguro

La creatina puede ser beneficiosa para los atletas que necesitan breves explosiones de velocidad o fuerza muscular, como los velocistas o los levantadores de pesas.

A pesar de que es posible que la creatina no ayude a todos los atletas, la evidencia sugiere que, por lo general, esta no es nociva si se toma de la manera indicada. Sin embargo, las personas que tienen trastornos renales o aquellas que corren riesgo de padecer una enfermedad renal deben consultar con su médico antes de tomar creatina, debido a que este suplemento podría provocar daños en los riñones.

Seguridad y efectos secundarios

Cuando se usa por vía oral en las dosis que corresponde, es probable que sea seguro tomar creatina hasta por cinco años. Sin embargo, existe la preocupación de que las dosis altas de creatina puedan ser inseguras y provocar daños en el hígado, los riñones o el corazón.

La creatina puede provocar lo siguiente:

  • Calambres musculares
  • Náuseas
  • Diarrea
  • Mareos
  • Dolor gastrointestinal
  • Deshidratación
  • Aumento de peso
  • Retención de líquidos
  • Intolerancia al calor
  • Fiebre

No tomes creatina si tienes antecedentes de enfermedad renal o si tienes alguna afección, como la diabetes, que aumente el riesgo de tener problemas renales. También existe preocupación respecto de que la creatina podría aumentar la manía en las personas que padecen trastorno bipolar.

Interacciones

Muchos medicamentos podrían interactuar con la creatina y aumentar el riesgo de daño renal. Algunas de las posibles interacciones medicamentosas son las siguientes:

  • Medicamentos nefrotóxicos. Debido a que tomar dosis altas de creatina podría dañar los riñones, existe preocupación con respecto a la combinación de creatina con medicamentos que puedan dañar los riñones (medicamentos nefrotóxicos). Algunos medicamentos que podrían ser nefrotóxicos son, entre otros, los medicamentos antiinflamatorios no esteroides, como el ibuprofeno (Advil, Motrin IB y otros), el naproxeno sódico (Aleve, otros) y la ciclosporina (Neoral, Sandimmune).
  • Cafeína y efedra. Combinar la cafeína con la creatina podría disminuir la eficacia de la creatina. Combinar cafeína con creatina y con el suplemento de efedra podría aumentar el riesgo de efectos secundarios graves, como un accidente cerebrovascular.
June 13, 2018