Descripción general

Los dolores de cabeza por punción lumbar ocurren en hasta un 40 por ciento de las personas que se someten a una punción en la columna vertebral (punción espinal) o a una anestesia intradural. Ambos procedimientos requieren una punción en la membrana dura que recubre la médula espinal y en la raíz de los nervios lumbares y sacros, que se encuentran en la parte inferior de la columna vertebral.

Durante una punción lumbar, se extrae una muestra de líquido cefalorraquídeo del conducto vertebral. Durante la anestesia intradural, se inyecta un medicamento en el conducto vertebral para insensibilizar los nervios de la mitad inferior del cuerpo. Si el líquido cefalorraquídeo sale por el pequeño sitio de la punción, es posible que padezcas dolor de cabeza por punción lumbar.

La mayoría de los dolores de cabeza por punción lumbar —también denominados «dolores de cabeza post-punción espinal»— se resuelven solos sin ningún tratamiento. Sin embargo, es posible que los dolores de cabeza por punción lumbar intensos que duran más de 24 horas o más necesiten tratamiento.

Síntomas

Los síntomas del dolor de cabeza por punción lumbar son los siguientes:

  • Dolor sordo y pulsátil cuya intensidad varía de leve a incapacitante
  • El dolor, por lo general, empeora cuando te sientas o cuando te paras y disminuye o desaparece cuando te recuestas

Los dolores de cabeza por punción lumbar suelen ir acompañados de lo siguiente:

  • Mareos
  • Zumbido de oídos (tinnitus)
  • Sensibilidad a la luz (fotofobia)
  • Náuseas
  • Rigidez de cuello

Cuándo consultar al médico

Dile a tu médico si presentas dolor de cabeza después de una punción lumbar o de una anestesia intradural, en especial, si el dolor de cabeza empeora cuando te sientas o te paras.

Causas

Los dolores de cabeza por punción lumbar son provocados por la pérdida de líquido cefalorraquídeo a través del orificio de punción en la membrana dura (duramadre) que rodea la médula espinal. Esta pérdida disminuye la presión que ejerce el líquido cefalorraquídeo sobre el cerebro y la médula espinal, lo que produce dolor de cabeza.

Los dolores de cabeza por punción lumbar suelen aparecer dentro de las 48 horas posteriores a la punción lumbar o después de la anestesia intradural.

A veces, la anestesia epidural también puede provocar un dolor de cabeza por punción lumbar. Si bien la anestesia epidural se inyecta justo por fuera de la membrana que rodea la médula espinal, es posible que se produzca un dolor de cabeza por punción lumbar si se punza la membrana de manera involuntaria.

Factores de riesgo

Los factores de riesgo de dolores de cabeza por punción lumbar comprenden:

  • Tener entre 18 y 30 años de edad
  • Ser de sexo femenino
  • Someterse a procedimientos donde se utilizan agujas más grandes o varias punciones en la membrana que rodea la médula espinal
  • Tener una masa corporal pequeña