Diagnóstico

Por lo general, las náuseas matutinas se diagnostican en función de los síntomas. Si el proveedor de atención médica sospecha que tienes hiperémesis gravídica, es posible que sea necesario hacer un examen que incluya análisis de orina y de sangre.

Más información

Tratamiento

Los tratamientos para las náuseas matutinas incluyen suplementos de vitamina B-6 (piridoxina), jengibre y medicamentos, como la doxilamina (Unisom). La persistencia de los síntomas podría requerir la prescripción de medicamentos contra las náuseas.

Los vómitos durante el embarazo pueden causar deshidratación y un desequilibrio de electrolitos, como el sodio o el potasio. En caso de tener náuseas matutinas de moderadas a graves, se recomienda tomar más líquidos y medicamentos con receta médica.

Si presentas hiperémesis gravídica, es posible que te administren líquidos por vía intravenosa y medicamentos contra las náuseas durante la hospitalización. En pocas ocasiones, la pérdida de peso continuada podría llevar a la necesidad de una sonda de alimentación.

Consulta con tu proveedor de atención médica antes de tomar cualquier medicamento o suplemento durante el embarazo.

Más información

Estilo de vida y remedios caseros

Para ayudar a aliviar las náuseas matutinas, haz lo siguiente:

  • Escoge los alimentos con cuidado. Selecciona alimentos con alto contenido de proteínas, bajo contenido de grasas y de fácil digestión. Evita los alimentos con mucha grasa, picantes y pesados. Los alimentos blandos, como los plátanos, el arroz, el puré de manzana y las tostadas, pueden ser fáciles de digerir. Los alimentos salados podrían ayudar, al igual que los que tienen jengibre, como las piruletas de jengibre.
  • Come refrigerios con frecuencia. Antes de salir de la cama por la mañana, come algunas galletas saladas de soda o una porción de tostada. Come varios tentempiés a lo largo del día en lugar de tres comidas abundantes. No debes llenarte demasiado, pero un estómago vacío también puede empeorar las náuseas.
  • Bebe mucho líquido. Bebe agua, refresco de jengibre natural o té de jengibre. Intenta beber de 6 a 8 vasos de líquidos sin cafeína cada día.
  • Presta atención a los factores desencadenantes de las náuseas. Evita los alimentos y los olores que parezcan empeorar las náuseas.
  • Ten cuidado con las vitaminas prenatales. Si después de tomar las vitaminas prenatales sientes el estómago revuelto, tómalas con un refrigerio o justo antes de irte a dormir. También puedes probar las versiones masticables o en forma de gomitas de las vitaminas. Si estas medidas no dan buenos resultados, consulta al proveedor de atención médica sobre otras formas en las que puedes obtener el hierro y las vitaminas que necesitas durante el embarazo.
  • Enjuágate la boca después de vomitar. El ácido del estómago puede dañar el esmalte de los dientes. Si puedes, enjuágate la boca con una taza de agua mezclada con una cucharadita de bicarbonato de sodio. Esto te ayudará a proteger los dientes.

Medicina alternativa

Se han sugerido varios remedios alternativos para tratar las náuseas matutinas, como los siguientes:

  • Acupresión. Los brazaletes de acupresión se pueden adquirir sin receta médica en la mayoría de las farmacias. Los estudios sobre los brazaletes de acupresión han tenido resultados dispares, pero algunas personas los consideran útiles.
  • Acupuntura. Un profesional de la salud capacitado introduce agujas muy finas en la piel. La acupuntura no es un método comprobado para tratar las náuseas matutinas, pero a algunas personas les resulta útil.
  • Jengibre. A algunas personas consumir jengibre les ayuda a aliviar las náuseas matutinas. El jengibre se presenta en cápsulas, caramelos, galletas, refresco de jengibre natural y té hecho con jengibre fresco rallado.
  • Hipnosis. Aunque hay pocas investigaciones sobre el tema, algunas personas han encontrado alivio a las náuseas matutinas mediante la hipnosis.
  • Aromaterapia. Aunque también hay poca investigación sobre el tema, determinados aromas, normalmente creados con aceites esenciales, pueden ayudar a algunas personas a lidiar con las náuseas matutinas.

Las personas que viven en un estado en el que la marihuana es legal pueden sentir la tentación de probarla como método para aliviar las náuseas. Sin embargo, el American College of Obstetricians and Gynecologists (Colegio Estadounidense de Obstetras y Ginecólogos) advierte que las embarazadas no deben consumir marihuana porque los efectos en la embarazada y el bebé no se han investigado lo suficiente. El consumo de marihuana puede provocar un síndrome de náuseas y vómitos (síndrome de hiperemesis cannabinoide).

Consulta al proveedor de atención médica antes de tomar remedios a base de hierbas o de usar tratamientos alternativos para aliviar las náuseas matutinas.

Preparación para la consulta

Normalmente, puedes esperar hasta tu cita médica prenatal habitual para hablar sobre las náuseas matutinas. Prepárate para hablar sobre la frecuencia de las náuseas, la de los vómitos, si puedes retener líquidos y si has probado remedios caseros.

Si es posible, pídele a un familiar o a un amigo que te acompañe a la cita médica para que te ayude a recordar lo que comente el proveedor de atención médica. Lleva un cuaderno para anotar la información importante.

Lo que puedes hacer

Para prepararte para la cita médica, elabora una lista de lo siguiente:

  • Tus síntomas, incluso los que creas que no están relacionados con las náuseas matutinas
  • Todos los medicamentos, las vitaminas y otros suplementos que tomes, con las dosis y la frecuencia
  • Preguntas para hacerle al proveedor de atención médica

Algunas preguntas para hacer sobre las náuseas matutinas incluyen las siguientes:

  • ¿Es el embarazo la causa de mis síntomas o podría ser otra cosa?
  • ¿Necesito pruebas?
  • ¿Tendré náuseas y vómitos durante todo el embarazo?
  • ¿Existen medicamentos que pueda tomar para mejorar los síntomas?
  • ¿Suponen mis náuseas matutinas algún riesgo para el bebé?
  • ¿Qué puedo comer o beber para aliviar la sensación de estómago revuelto?

No dudes en hacer otras preguntas que tengas.

Qué esperar de tu médico

El proveedor de atención médica podría hacerte las siguientes preguntas:

  • ¿Cuál es la gravedad de los síntomas? ¿Puedes retener los alimentos que ingieres?
  • ¿Notas determinados factores que desencadenen las náuseas o los vómitos?
  • ¿Los síntomas se manifiestan en determinados momentos del día o todo el tiempo?
  • ¿Existe algo que te haga sentir mejor?
  • ¿Existe algo que te haga sentir peor?
Jan. 27, 2023
  1. American College of Obstetricians and Gynecologists (ACOG) Committee on Practice Bulletins — Obstetrics. ACOG Practice Bulletin No. 189: Nausea and vomiting of pregnancy. Obstetrics & Gynecology, 2018;131:e15.
  2. Frequently asked questions. Pregnancy FAQ126. Morning sickness: Nausea and vomiting of pregnancy. American College of Obstetricians and Gynecologists. https://www.acog.org/womens-health/faqs/morning-sickness-nausea-and-vomiting-of-pregnancy. Accessed Aug. 16, 2022.
  3. Smith JA, et al. Nausea and vomiting of pregnancy: Clinical findings and evaluation. https://www.uptodate.com/contents/search. Accessed Aug. 16, 2022.
  4. AskMayoExpert. Nausea and vomiting in pregnancy. Mayo Clinic; 2021.
  5. Smith JA, et al. Nausea and vomiting of pregnancy: Treatment and outcome. https://www.uptodate.com/contents/search. Accessed Aug. 16, 2022.
  6. Badowski S, et al. Cannabis use during pregnancy and postpartum. Canadian Family Physician. 2020; https://www-cfp-ca.mclibrary.idm.oclc.org/content/66/2/98. Accessed Aug. 16, 2022.

Relacionado

Procedimientos asociados