Descripción general

La diabetes insípida es un trastorno poco común que provoca un desequilibrio de líquidos en el cuerpo. Este desequilibro hace que produzcas grandes cantidades de orina. También provoca mucha sed, incluso si has bebido algo.

Si bien los términos "diabetes insípida" y "diabetes mellitus" suenan similares, no tienen ninguna relación. La diabetes mellitus (que implica niveles elevados de glucosa en la sangre y puede ser de tipo 1 o tipo 2) es común y se la suele llamar simplemente diabetes.

No existe una cura para la diabetes insípida. Sin embargo, los tratamientos pueden aliviar la sed, disminuir la producción de orina y evitar la deshidratación.

Síntomas

Entre los signos y síntomas de la diabetes insípida, se incluyen los siguientes:

  • Sed extrema
  • Producción de grandes cantidades de orina pálida
  • Necesidad frecuente de levantarse para orinar durante la noche
  • Preferencia por las bebidas frías

Si la afección es grave y bebes mucho líquido, puedes producir hasta 20 cuartos (alrededor de 19 litros) de orina por día. Por lo general, un adulto sano orina un promedio de 1 a 2 cuartos (alrededor de 1 a 2 litros) por día.

Un bebé o niño pequeño que padece diabetes insípida puede presentar los siguientes signos y síntomas:

  • Pañales mojados y pesados
  • Mojar la cama
  • Trastornos del sueño
  • Fiebre
  • Vómitos
  • Estreñimiento
  • Retraso en el crecimiento
  • Pérdida de peso

Cuándo consultar al médico

Consulta a un médico de inmediato si notas orina excesiva y sed extrema.

Causas

La diabetes insípida se produce cuando el cuerpo no puede regular correctamente los niveles de líquido.

Los riñones filtran la porción líquida de la sangre para eliminar los desechos. La mayor parte del líquido regresa al torrente sanguíneo, mientras que los desechos y una pequeña cantidad de líquido conforman la orina. La orina se excreta del cuerpo luego de haber estado almacenada temporalmente en la vejiga.

Es necesaria una hormona llamada antidiurética, o vasopresina, para que el líquido filtrado por los riñones regrese al torrente sanguíneo. La hormona antidiurética se produce en una parte del cerebro llamada hipotálamo y se almacena en la glándula pituitaria, una glándula pequeña que se encuentra en la base del cerebro. Las afecciones que causan una deficiencia de hormona antidiurética o bloquean el efecto de esta hormona provocan un exceso de producción de orina.

Si tienes diabetes insípida, el cuerpo no puede regular correctamente los niveles de líquido. La causa depende del tipo de diabetes insípida que tengas. Entre los diferentes tipos, se incluyen los siguientes:

  • Diabetes insípida central. El daño en la glándula pituitaria o el hipotálamo como consecuencia de una cirugía, un tumor, una lesión en la cabeza o una enfermedad puede causar diabetes insípida central, ya que afecta la producción, el almacenamiento y la liberación de hormona antidiurética. La causa de esta afección también puede ser una enfermedad genética hereditaria.
  • Diabetes insípida nefrogénica. La diabetes insípida nefrogénica se produce cuando hay un defecto en las estructuras de los riñones que les impide responder adecuadamente a la hormona antidiurética.

    El defecto puede deberse a un trastorno hereditario (genético) o a un trastorno renal crónico. Algunos fármacos, como el litio o los medicamentos antivirales como el foscarnet (Foscavir), también pueden provocar diabetes insípida nefrogénica.

  • Diabetes insípida gestacional. La diabetes insípida gestacional es muy poco frecuente. Ocurre solo durante el embarazo cuando una enzima producida por la placenta destruye la hormona antidiurética de la madre.
  • Polidipsia primaria. También conocida como diabetes insípida dipsogénica, esta afección puede provocar la producción de grandes cantidades de orina diluida como consecuencia de beber líquido en exceso.

    La polidipsia primaria puede ser causada por un daño al mecanismo de regulación de la sed en el hipotálamo. La afección también se ha relacionado con enfermedades mentales, como la esquizofrenia.

A veces, no hay una causa evidente de la diabetes insípida. Sin embargo, en algunas personas, el trastorno puede ser el resultado de una reacción autoinmunitaria que hace que el sistema inmunitario dañe las células que producen la vasopresina.

Factores de riesgo

Generalmente, la diabetes insípida nefrogénica que se presenta en el momento del nacimiento o poco después de él se debe a una causa hereditaria (genética) que cambia de manera permanente la capacidad de los riñones de concentrar la orina. La diabetes insípida nefrogénica suele afectar a los hombres, aunque las mujeres pueden transmitir el gen a sus hijos.

Complicaciones

Deshidratación

La diabetes insípida puede provocar deshidratación. La deshidratación puede causar lo siguiente:

  • Sequedad en la boca
  • Cambios en la elasticidad de la piel
  • Sed
  • Fatiga

Desequilibrio de electrolitos

La diabetes insípida puede causar un desequilibrio en los minerales presentes en la sangre (electrolitos), como el sodio y el potasio, que mantienen el equilibrio de los líquidos en el cuerpo. Entre los síntomas de un desequilibro de electrolitos, se puede incluir lo siguiente:

  • Debilidad
  • Náuseas
  • Vómitos
  • Pérdida del apetito
  • Calambres musculares
  • Confusión

Feb. 16, 2019
  1. AskMayoExpert. Diabetes insipidus and polyuria (child). Rochester, Minn.: Mayo Foundation for Medical Education and Research; 2018.
  2. Garrahy A, et al. Diagnosis and management of central diabetes insipidus in adults. Clinical Endocrinology. 2019;90:23.
  3. Diabetes insipidus. National Institute of Diabetes and Digestive and Kidney Diseases. https://www.niddk.nih.gov/health-information/kidney-disease/diabetes-insipidus. Accessed Jan. 15, 2019.
  4. Melmed S, et al. Posterior pituitary. In: Williams Textbook of Endocrinology. 13th ed. Philadelphia, Pa.: Elsevier; 2016. https://www.clinicalkey.com. Accessed Jan. 15, 2019.
  5. Ferri FF. Diabetes insipidus. In: Ferri's Clinical Advisor 2019. Philadelphia, Pa.: Elsevier; 2019. https://www.clinicalkey.com. Accessed Jan. 15, 2019.
  6. Kochhar RS, et al. Diabetes insipidus. Medicine. 2017;45:488.
  7. Robertson GL, et al. Diabetes insipidus: Differential diagnosis and management. Best Practice & Research Clinical Endocrinology & Metabolism. 2016;30:205.
  8. Bichet DG. Clinical manifestations and causes of central diabetes insipidus. https://www.uptodate.com/contents/search. Accessed Jan. 14, 2019.
  9. Walls RM, et al., eds. Electrolyte disorders. In: Rosen's Emergency Medicine: Concepts and Clinical Practice. 9th ed. Philadelphia, Pa.: Elsevier; 2018.
  10. https://www.clinicalkey.com. Accessed Jan. 23, 2019.
  11. Kellerman RD, et al. Bope ET, et al. Diabetes insipidus. In: Conn's Current Therapy 2019. Philadelphia, Pa.: Elsevier; 2019. https://www.clinicalkey.com. Accessed Jan. 15, 2019.
  12. Nippoldt TB (expert opinion). Mayo Clinic, Rochester, Minn. Feb. 2, 2019.