Diagnóstico

Aunque los signos y síntomas del cólera grave pueden ser inconfundibles en zonas endémicas, la única manera de confirmar el diagnóstico es identificar las bacterias en una muestra de heces.

Actualmente, existen pruebas rápidas con tiras reactivas para detectar cólera, lo cual les permite a los proveedores de atención médica de zonas alejadas confirmar el diagnóstico de cólera más temprano. Una confirmación más pronta ayuda a disminuir las tasas de mortalidad al comienzo de los brotes de cólera y da como resultado intervenciones más tempranas en la salud pública para controlar el brote.

Tratamiento

En casos de cólera, se necesita tratamiento inmediato ya que la enfermedad puede causar la muerte en pocas horas.

  • Rehidratación. El objetivo es reemplazar los líquidos y los electrolitos perdidos con una solución de rehidratación simple: sales de rehidratación oral. La solución de sales de rehidratación oral es un polvo que se puede reconstituir en agua hervida o embotellada. Sin rehidratación, aproximadamente la mitad de las personas con cólera muere. Con tratamiento, la cantidad de muertes disminuye a menos del 1 por ciento.
  • Líquidos intravenosos. Durante una epidemia de cólera, se puede ayudar a la mayoría de las personas solo con la rehidratación oral, pero las que presenten deshidratación grave probablemente también necesiten líquidos intravenosos.
  • Antibióticos. Aunque los antibióticos no son necesariamente parte del tratamiento para el cólera, algunos de estos medicamentos pueden reducir tanto la cantidad como la duración de la diarrea provocada por el cólera en personas que están gravemente enfermas.
  • Suplementos de cinc. Diversas investigaciones han demostrado que el cinc puede disminuir la diarrea y acortar su duración en niños con cólera.

Preparación para la consulta

Busca atención médica inmediata si tienes diarrea o vómitos intensos y estás en un país donde hay cólera o has regresado de uno recientemente.

Si crees que puedes haber estado expuesto al cólera, pero tus síntomas no son intensos, comunícate con tu médico de familia. Asegúrate de decirle que sospechas que tu enfermedad puede ser cólera.

La siguiente información te ayudará a prepararte y a saber qué esperar del médico.

Información para reunir con anticipación

  • Restricciones previas a la consulta. Cuando pidas la consulta, pregunta si hay alguna restricción que debas seguir durante el período previo a la visita.
  • Antecedentes de los síntomas. Anota los síntomas que hayas tenido y su duración.
  • Exposición reciente a posibles fuentes de infección. Al médico le interesará saber en especial si has viajado recientemente al exterior y adónde.
  • Historia clínica. Haz una lista con tu información médica importante, como otras enfermedades para las cuales estés recibiendo tratamiento y cualquier medicamento, vitamina o suplemento que estés tomando.
  • Preguntas para hacerle al médico. Anota una lista de preguntas con anticipación para que puedas aprovechar al máximo tu tiempo con el médico.

En la lista siguiente se sugieren preguntas para hacer al médico sobre el cólera.

  • ¿Tengo cólera?
  • ¿Existen otras causas posibles de mis síntomas?
  • ¿Qué tipo de pruebas necesito hacerme?
  • ¿Qué enfoque de tratamiento me recomiendas?
  • ¿Los medicamentos que tomaré tienen posibles efectos secundarios?
  • ¿Cuánto tiempo después de iniciar el tratamiento comenzaré a sentirme mejor?
  • ¿En cuánto tiempo crees que me recuperaré por completo?
  • ¿Cuándo puedo regresar al trabajo o a la escuela?
  • ¿Hay riesgos de que el cólera tenga complicaciones a largo plazo?
  • ¿Puedo contagiar a otras personas? ¿Cómo puedo reducir el riesgo de transmitir mi enfermedad a otros?

Además de las preguntas que preparaste para hacerle al médico, no dudes en hacer preguntas cada vez que no entiendas algo durante la consulta.

Qué esperar del médico

Es probable que el médico te haga una serie de preguntas. Estar preparado para responderlas puede dejar tiempo para tratar los temas sobre los que desees hablar en detalle. El médico puede preguntarte lo siguiente:

  • ¿Qué síntomas tienes?
  • ¿Adónde y cuándo viajaste?
  • ¿Cuándo comenzaste a tener los síntomas?
  • ¿Has tenido diarrea acuosa? ¿De qué intensidad?
  • ¿Has notado alguna otra cosa inusual en el aspecto de las heces?
  • ¿Has tenido vómitos?
  • ¿Has tenido síntomas de deshidratación, como sed intensa, calambres musculares o fatiga?
  • ¿Has podido tolerar alimentos o líquidos?
  • ¿Qué otros signos o síntomas te preocupan?
  • ¿Has comido recientemente mariscos crudos, como ostras?
  • ¿Estás embarazada?
  • ¿Cuál es tu grupo sanguíneo, si lo sabes?
  • ¿Recibes tratamiento por alguna otra enfermedad?
  • ¿Actualmente tomas algún medicamento?

Qué puedes hacer mientras tanto

Durante el período previo a la consulta, asegúrate de mantenerte bien hidratado. En el caso de diarrea y vómitos que puedan estar relacionados con el cólera, las bebidas como el agua, los jugos y los refrescos no reponen adecuadamente los líquidos y electrolitos. En su lugar, usa una solución de rehidratación oral, como Pedialyte.

En la mayoría de los países en desarrollo, puedes comprar paquetes de sales de rehidratación oral en polvo elaboradas originalmente por la Organización Mundial de la Salud para tratar la diarrea y la deshidratación en bebés con cólera. Rehidrata el polvo en agua potable limpia o hervida, según las instrucciones del paquete.

Si no tienes soluciones de rehidratación oral disponibles, puedes preparar una al combinar 1 cuarto de galón (aproximadamente 1 litro) de agua embotellada o hervida con 6 cucharaditas al ras (aproximadamente 30 mililitros) de azúcar de mesa y 1/2 cucharadita al ras (aproximadamente 2,5 mililitros) de sal de mesa.

March 09, 2017
References
  1. Kliegman RM, et al. Cholera (Cólera). En: Nelson Textbook of Pediatrics (Manual de pediatría de Nelson). 20.ª ed. Filadelfia, Pa.: Elsevier; 2016. http://www.clinicalkey.com. Último acceso: 9 de noviembre de 2016.
  2. Ferri FF. Cholera (Cólera). En: Ferri’s Clinical Advisor 2017 (Consejos clínicos de Ferri 2017). Filadelfia, Pa.: Elsevier; 2017. https://www.clinicalkey.com. Último acceso: 9 de noviembre de 2016.
  3. Cholera — Vibrio cholera infection (Cólera: infección por el vibrión del cólera). Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (Centers for Disease Control and Prevention). http://www.cdc.gov/cholera/index.html. Último acceso: 9 de noviembre de 2016.
  4. Cholera (Cólera). Organización Mundial de la Salud (World Health Organization). http://www.who.int/mediacentre/factsheets/fs107/en/. Último acceso: 10 de noviembre de 2016.
  5. LaRocque R, et al. Overview of cholera (Descripción general del cólera). http://www.uptodate.com/home. Último acceso: 10 de noviembre de 2016.
  6. WHO position paper on oral rehydration salts to reduce mortality from cholera (Documento de la Organización Mundial de la Salud sobre las sales de rehidratación oral para reducir la mortalidad producida por el cólera). Organización Mundial de la Salud (World Health Organization). http://www.who.int/cholera/technical/en/. Último acceso: 10 de noviembre de 2016.
  7. FDA approves vaccine to prevent cholera for travelers (La FDA aprueba una vacuna para prevenir el cólera para los viajeros). Administración de Alimentos y Medicamentos de los EE. UU. (U.S. Food and Drug Administration). http://www.fda.gov/NewsEvents/Newsroom/PressAnnouncements/ucm506305.htm. Último acceso: 10 de noviembre de 2016.