Una comunicación interauricular es un orificio en la pared entre las dos cavidades superiores del corazón (las aurículas). Esta afección está presente desde el nacimiento (es congénita). Las pequeñas comunicaciones interauriculares se cierran por sí mismas durante la infancia o los primeros años de la niñez.

Las comunicaciones interauriculares grandes y a largo plazo pueden dañar el corazón y los pulmones. Es posible que los pequeños defectos nunca causen un problema y, tal vez, se hallen de manera incidental. Un adulto que ha tenido una comunicación interauricular sin detectar durante décadas puede tener una expectativa de vida más corta, debido a la insuficiencia cardíaca o a la presión arterial alta que afecta las arterias en los pulmones (hipertensión pulmonar). Es posible que se requiera una cirugía de reparación de las comunicaciones interauriculares para evitar complicaciones.

March 07, 2017