Ablación por radiofrecuencia laparoscópica

Ablación por radiofrecuencia laparoscópica para el tratamiento de fibromas uterinos

Durante la ablación por radiofrecuencia laparoscópica, el médico observa el interior del abdomen mediante dos instrumentos especiales. Uno es una cámara laparoscópica colocada sobre el útero y el otro es una varita de ecografía laparoscópica que se coloca directamente sobre el útero. El uso de ambos instrumentos le proporciona al médico dos perspectivas de un fibroma uterino, lo que permite un tratamiento más riguroso del que sería posible con una sola perspectiva. Después de localizar el fibroma uterino, el médico utiliza otro dispositivo delgado para introducir varias agujas pequeñas dentro del fibroma. Las agujas pequeñas se calientan y destruyen el tejido fibroso.

March 03, 2020