Tratamientos y medicinas

Escrito por personal de Mayo Clinic

Para corregir la torsión testicular se requiere cirugía. En algunos casos, es posible que el médico repare la torsión del testículo haciendo presión sobre el escroto (detorsión manual). Pero aún necesitarás cirugía para evitar que la torsión se vuelva a producir.

La cirugía para la torsión testicular se hace, por lo general, con anestesia general. Durante la cirugía, el médico hace una pequeña incisión en el escroto, si es necesario, corrige la torsión del cordón espermático y sutura uno o ambos testículos al interior del escroto.

Cuanto antes se repara la torsión del testículo, mayor es la probabilidad de que este pueda salvarse. El riesgo de que deban extirparte un testículo es del 5 por ciento cuando el tratamiento se produce dentro de las seis horas del comienzo del dolor. El riesgo aumenta al 90 por ciento cuando el tratamiento se produce más de 48 horas después del comienzo del dolor.

Torsión testicular en recién nacidos y bebés

La torsión testicular puede producirse en los recién nacidos y en los bebés, aunque es poco frecuente. El testículo del bebé puede ser estar endurecido, hinchado o tener un color más oscuro. Es posible que la ecografía no detecte una reducción del flujo sanguíneo al escroto del bebé, por lo que, para confirmar la torsión testicular, se podría necesitar cirugía.

El tratamiento de la torsión testicular en los bebés es controvertido. Si un niño nace con signos y síntomas de torsión testicular, podría ser demasiado tarde para que la cirugía de emergencia sea de ayuda; además, hay riesgos asociados con la anestesia general. Pero, a veces, la cirugía de urgencia puede salvar la totalidad o parte del testículo y puede prevenir la torsión del otro. El tratamiento de la torsión testicular en los bebés puede prevenir futuros problemas con la fecundidad y la producción de hormonas masculinas.

Feb. 04, 2016