Diagnóstico

A fin de diagnosticar cuál podría ser la causa de la inflamación de los ganglios linfáticos, es posible que el médico necesite lo siguiente:

  • Tu historia clínica. Además, el médico querrá saber cuándo y cómo se inflamaron los ganglios linfáticos y si presentas otros signos o síntomas.
  • Un examen físico. El médico también querrá controlar los ganglios linfáticos cercanos a la superficie de la piel para determinar el tamaño, el dolor con la palpación, la temperatura y la textura. El lugar donde se encuentran los ganglios linfáticos inflamados y los otros signos y síntomas ofrecen pistas para determinar la causa oculta.
  • Análisis de sangre. Según las sospechas del médico acerca de la causa de la inflamación de los ganglios linfáticos, se pueden realizar ciertos análisis de sangre para confirmar o excluir la sospecha respecto a la afección oculta. Los análisis específicos dependerán de la causa que se sospecha, pero muy probablemente incluirán un hemograma completo. Este ayuda a evaluar el estado de salud general y a detectar una variedad de trastornos, incluidas las infecciones y la leucemia.
  • Estudios de diagnóstico por imágenes. Una radiografía de tórax o una tomografía computarizada (TC) de la zona afectada pueden ayudar a determinar las fuentes potenciales de infección o encontrar tumores.
  • Biopsia de ganglios linfáticos. Es posible que el médico te realice una biopsia. Él extraerá una muestra del ganglio linfático o, incluso, todo un ganglio linfático para que se examine con un microscopio.

Tratamiento

Es posible que los ganglios linfáticos inflamados provocados por un virus vuelvan a la normalidad después de que se cure la infección viral. Los antibióticos no son útiles para tratar las infecciones virales. El tratamiento para los ganglios linfáticos inflamados por otras causas depende de la causa en sí:

  • Infección. El tratamiento más frecuente para los ganglios linfáticos inflamados provocados por una infección bacteriana es administrar antibióticos. Si tienes los ganglios linfáticos inflamados por una infección por VIH, recibirás tratamiento específico para esa afección.
  • Trastornos inmunitarios. Si los ganglios linfáticos inflamados se deben a determinadas afecciones, como lupus y artritis reumatoide, el tratamiento se apunta a la afección preexistente.
  • Cáncer. Los ganglios inflamados por el cáncer requieren tratamiento para el cáncer. Según el tipo de cáncer, el tratamiento puede incluir cirugía, radiaciones o quimioterapia.

Modo de vida y remedios caseros

Si tus ganglios linfáticos inflamados están sensibles o dolorosos, podrías aliviarte un poco haciendo lo siguiente:

  • Aplicar una compresa tibia. Aplica una compresa tibia y húmeda en el área afectada, como por ejemplo una toallita humedecida en agua caliente y escurrida.
  • Tomar un analgésico de venta libre. Puede ser aspirina, ibuprofeno (Advil, Motrin y otros), naproxeno (Aleve) o paracetamol (Tylenol y otros). Ten cuidado cuando administres aspirina a niños o adolescentes. Si bien la aspirina está aprobada para su uso en niños mayores de 2 años, los niños y adolescentes que se recuperan de una varicela o de alguna enfermedad de síntomas similares a la gripe, nunca deben tomar aspirina. Consulta con tu médico si tienes alguna inquietud.
  • Descansar mucho. El descanso siempre ayuda con la recuperación de una enfermedad no diagnosticada.

Preparación para la consulta

Si tienes los ganglios linfáticos inflamados, es probable que comiences primero por consultar al médico de familia. Cuando llamas para programar una consulta, probablemente sientas la necesidad de buscar atención médica inmediata si tienes síntomas intensos como dificultad para respirar o tragar.

La siguiente es información que te ayudará a prepararte para tu primera consulta.

Qué puedes hacer

  • Ten en cuenta cualquier restricción previa a la consulta. Cuando programes la consulta, pregunta si debes hacer algo con anticipación.
  • Haz una lista de los síntomas que has experimentado e indica cuánto hace que los tienes. Entre otros síntomas, el médico querrá saber si tuviste síntomas parecidos a los de la gripe, como fiebre o dolor de garganta, y es posible que te pregunte si notaste cambios en tu peso. Incluye en la lista todos los síntomas, desde los leves hasta los intensos, que has observado desde que los ganglios linfáticos comenzaron a inflamarse.
  • Haz una lista de todas las exposiciones recientes a posibles fuentes de infección. Estas pueden constar de viajes al exterior, realizar senderismo en zonas donde se sabe que hay garrapatas, ingerir comida poco cocida, recibir un arañazo de un gato, involucrarse en conductas sexuales de alto riesgo o mantener relaciones sexuales con una nueva pareja.
  • Haz una lista de tu información médica más importante, por ejemplo, otras afecciones para las que recibes tratamiento y los nombres de los medicamentos que tomas. Incluye todos los medicamentos que usas, tanto los de venta libre como los recetados, así como todas las vitaminas y los suplementos.
  • Haz una lista de preguntas para el médico.

En el caso de los ganglios linfáticos inflamados, algunas preguntas básicas para hacerle al médico pueden ser las siguientes:

  • ¿Cuál es la causa de mis síntomas?
  • ¿Existen otras causas posibles de mis síntomas?
  • ¿Qué tipos de pruebas necesito hacerme?
  • ¿Qué tratamiento me recomienda?
  • ¿En cuánto tiempo comenzaré a sentirme mejor?
  • ¿Puedo contagiar a alguien? ¿Cómo puedo reducir el riesgo de infectar a otras personas?
  • ¿Cómo puedo evitar que esto vuelva a ocurrir?
  • Tengo estas otras afecciones. ¿Debo cambiar los tratamientos que he estado usando?
  • ¿Existe alguna alternativa genérica al medicamento que me recetó?
  • ¿Tiene algún folleto u otro material impreso que me pueda llevar a casa? ¿Qué sitios web me recomienda?

Qué esperar del médico

Es probable que el médico te haga una serie de preguntas, tales como:

  • ¿Qué síntomas tienes?
  • ¿Cuándo comenzaste a experimentar los síntomas?
  • ¿Los ganglios linfáticos afectados se han agrandado con el tiempo?
  • ¿Los ganglios linfáticos afectados duelen con la palpación?
  • ¿Has tenido fiebre o sudoraciones nocturnas?
  • ¿Has perdido peso de forma involuntaria?
  • ¿Tienes dolor de garganta o dificultad para tragar?
  • ¿Tienes dificultades para respirar?
  • ¿Han cambiados tus hábitos intestinales?
  • ¿Qué medicamentos tomas actualmente?
  • ¿Has viajado recientemente a otro país o a regiones habitadas por garrapatas? ¿Alguien que viajó contigo se enfermó?
  • ¿Te has expuesto recientemente a animales nuevos? ¿Sufriste mordeduras o arañazos?
  • ¿Has tenido relaciones sexuales recientemente con una pareja nueva?
  • ¿Tienes sexo seguro? ¿Siempre lo tuviste desde que comenzaste a ser sexualmente activo?
  • ¿Fumas? ¿Cuánto tiempo hace que fumas?

Qué puedes hacer mientras tanto

Mientras esperas para concurrir a la consulta, utiliza unas compresas tibias y toma un analgésico de venta libre, como ibuprofeno (Advil, Motrin IB u otros) o paracetamol (Tylenol u otros).

Oct. 26, 2016
References
  1. Longo DL, et al., eds. Enlargement of lymph nodes and spleen (Agrandamiento de los ganglios linfáticos y el bazo). En: Harrison’s Principles of Internal Medicine (Principios de Medicina Interna de Harrison). 19.ª ed. Nueva York, N.Y.: The McGraw-Hill Companies; 2015. http://www.accessmedicine.com. Último acceso: 25 de julio de 2016.
  2. Fletcher RH. Evaluation of peripheral lymphadenopathy in adults (Evaluación de linfadenopatía periférica en adultos). http://www.uptodate.com/home. Último acceso: 25 de julio de 2016.
  3. Linfadenitis. Merck Manual Professional Version (Versión para profesionales del Manual Merck). http://www.merckmanuals.com/professional/dermatologic_disorders/bacterial_skin_infections/lymphadenitis.html. Último acceso: 25 de julio de 2016.
  4. Motyckova G, et al. Why does my patient have lymphadenopathy or splenomegaly? (¿Por qué mi paciente padece linfadenopatía o esplenomegalia?). Hematology and Oncology Clinics of North America (Clínicas de hematología y oncología de Norteamérica). 2012;26:395.
  5. AskMayoExpert. Linfadenopatía. Fundación Mayo para la Educación e Investigación Médica, Rochester, Minn.; 2016.
  6. Dorland's Illustrated Medical Dictionary (Diccionario médico ilustrado de Dorland). 32.ª ed. Filadelfia, Pa.: W.B. Saunders; 2011. http://dorlands.com/index.jsp. Último acceso: 25 de julio de 2016.
  7. Litin S.C. (opinión de un experto). Mayo Clinic, Rochester, Minnesota 27 de julio de 2016.

Ganglios linfáticos inflamados