En general, los pólipos gástricos no causan signos ni síntomas.

Sin embargo, a medida que un pólipo gástrico se agranda, pueden aparecer llagas abiertas (úlceras) en la superficie. En raras ocasiones, el pólipo puede bloquear la abertura que hay entre el estómago y el intestino delgado.

Los signos y síntomas de los pólipos gástricos comprenden:

  • Dolor y sensibilidad cuando ejerces presión en el abdomen
  • Náuseas
  • Sangre en las heces
  • Anemia

Cuándo consultar al médico

Consulta con el médico si tienes sangre constante en las heces u otros signos o síntomas de pólipos gástricos.

Oct. 17, 2015