Descripción general

La neurodermatitis es una enfermedad de la piel que comienza con una mancha en la piel que provoca picazón. Rascarte hace que te pique aún más. Este ciclo de picazón-rascado hace que la piel afectada se engrose y se vuelva áspera. Es posible que te aparezcan varias manchas en la piel, generalmente en el cuello, las muñecas, los antebrazos, los muslos o los tobillos.

La neurodermatitis (también denominada liquen simple crónico) no es potencialmente fatal ni contagiosa. Sin embargo, la picazón puede ser tan intensa o recurrente que altera el sueño, la función sexual y la calidad de vida.

Romper el ciclo de picazón-rascado de la neurodermatitis es todo un desafío y esta suele ser una enfermedad de por vida. El éxito del tratamiento depende de la resistencia frente a la necesidad de frotarse o rascarse las zonas afectadas. Los medicamentos recetados o de venta libre pueden ayudar a aliviar la picazón. También tendrás que identificar y eliminar los factores que pueden empeorar el problema.

Síntomas

Los signos y síntomas de la neurodermatitis incluyen los siguientes:

  • Una o varias manchas que producen picazón en la piel
  • Textura curtida o escamosa en las zonas afectadas
  • Una o varias manchas ásperas y levantadas, de color rojo o más oscuro que el resto de la piel

La enfermedad compromete zonas que se pueden alcanzar para rascarse: la cabeza, el cuello, las muñecas, los antebrazos, los tobillos, la vulva, el escroto o el ano. La picazón, que puede ser intensa, puede ir y venir o ser continua. Es posible que te rasques por hábito y mientras duermes.

Cuándo debes consultar con un médico

Consulta al médico en los siguientes casos:

  • Te das cuenta de que te rascas constantemente la misma zona de la piel.
  • La picazón te impide dormir o concentrarte en tus rutinas diarias.
  • Sientes dolor en la piel o esta se ve infectada y tienes fiebre.

Causas

Se desconoce la causa de la neurodermatitis. La fricción y el rascado persistentes característicos del trastorno pueden comenzar con algo que simplemente irrita la piel, como la ropa ajustada o la picadura de un insecto. Al rascar o frotar la zona, la picazón aumenta. Cuanto más te rascas, más pica.

En algunos casos, la neurodermatitis se relaciona con enfermedades cutáneas crónicas, como piel seca, eccema o psoriasis. El estrés y la ansiedad también pueden desencadenar la picazón.

Factores de riesgo

Algunos factores pueden afectar el riesgo de padecer neurodermatitis, entre ellos:

  • El sexo y la edad. Las mujeres son más propensas a padecer neurodermatitis que los hombres. La enfermedad es más frecuente entre los 30 y 50 años.
  • Otras enfermedades de la piel. Las personas que tienen una historia clínica personal o antecedentes familiares de dermatitis, eccema, psoriasis o enfermedades de la piel similares son más propensas a padecer neurodermatitis.
  • Trastornos de ansiedad. La ansiedad y el estrés pueden provocar la picazón de la neurodermatitis.

Complicaciones

El rascado persistente puede provocar una herida, una infección bacteriana en la piel o cicatrices permanentes en el color de la piel. La picazón de la neurodermatitis puede afectar el sueño, la función sexual y la calidad de vida.

Jan. 15, 2019
  1. AskMayoExpert. Pruritis without rash. Rochester, Minn.: Mayo Foundation for Medical Education and Research; 2018.
  2. Lichen simplex chronicus (neurodermatitis). Merck Manual Professional Version. https://www.merckmanuals.com/professional/dermatologic-disorders/dermatitis/lichen-simplex-chronicus. Accessed June 28, 2018.
  3. Goldsmith LA, et al., eds. Nummular eczema, lichen simplex chronicus and prurigo nodularis. In: Fitzpatrick's Dermatology in General Medicine. 8th ed. New York, N.Y.: The McGraw-Hill Companies; 2012. https://www.accessmedicine.mhmedical.com. Accessed July 29, 2015.
  4. Bolognia JL, et al., eds. Pruritus and dysesthesia. In: Dermatology. 4th ed. Philadelphia, Pa.: Saunders Elsevier; 2018. https://www.clinicalkey.com. Accessed June 29, 2018.
  5. AskMayoExpert. Lichen sclerosus (balanitis xerotica obliterans). Rochester, Minn.: Mayo Foundation for Medical Education and Research; 2018.
  6. Fazio SB, et al. Pruritus: Overview of management. https://www.uptodate/contents/search. Accessed June 28, 2018.
  7. Ferri FF. Lichen simplex chronicus. In: Ferri's Clinical Advisor 2019. Philadelphia, Pa.: Elsevier; 2019. https://www.clinicalkey.com. Accessed June 28, 2018.
  8. Neurodermatitis. American Academy of Dermatology. https://www.aad.org/dermatology-a-to-z/diseases-and-treatments/m---p/neurodermatitis. Accessed June 28, 2018.
  9. Liao YH, et al. Increased risk of lichen simplex chronicus in people with anxiety disorder: A nationwide population-based retrospective cohort study. British Journal of Dermatology. 2014;170:890.
  10. Cohen KR. Pruritus in the elderly: Clinical approaches to the improvement of quality of life. P & T. 2012;37:227.
  11. Gibson LE (expert opinion). Mayo Clinic, Rochester, Minn. Sept. 10, 2018.