Descripción general

La malaria es una enfermedad que provoca un parásito y se transmite mediante la picadura de mosquitos infectados. La malaria produce ataques recurrentes de escalofríos y fiebre. Causa aproximadamente 660.000 muertes por año.

Si bien la malaria es poco frecuente en climas templados, sigue siendo frecuente en países tropicales y subtropicales. Los funcionarios de salud de todo el mundo intentan reducir la incidencia de la malaria mediante la distribución de mosquiteros para camas, que ayudan a las personas a protegerse de las picaduras de mosquitos cuando duermen. Los científicos de todo el mundo trabajan en el desarrollo de una vacuna contra la malaria.

Si planeas viajar a sitios donde la malaria es común, toma un medicamento preventivo antes, durante y después del viaje. Muchos parásitos de la malaria ahora son inmunes a la mayoría de los medicamentos comunes que se usan para tratar la enfermedad.

Síntomas

Una infección por malaria suele caracterizarse por ataques recurrentes con los siguientes signos y síntomas:

  • Escalofríos con temblor de moderados a intensos
  • Fiebre alta
  • Sudoración

Otros signos y síntomas pueden ser los siguientes:

  • Dolor de cabeza
  • Vómitos
  • Diarrea

Los signos y síntomas de la malaria suelen comenzar pocas semanas después de la picadura de un mosquito infectado. No obstante, algunos tipos de parásitos de malaria pueden permanecer latentes en el cuerpo hasta por un año.

Cuándo consultar al médico

Habla con un médico si tienes fiebre alta y vives o viajaste recientemente a una región con alto riesgo de malaria. Los parásitos que provocan la malaria pueden permanecer inactivos en el cuerpo hasta por un año. Si tienes síntomas graves, busca atención médica de emergencia.

Causas

La causa de la malaria es un tipo de parásito microscópico que se transmite, con mayor frecuencia, a través de las picaduras de mosquitos.

Ciclo de transmisión del mosquito

  • Mosquito no infectado. El mosquito se infecta cuando se alimenta de una persona que tiene paludismo.
  • Transmisión del parásito. Si tú eres la siguiente persona a la que pica el mosquito, puede transmitirte parásitos del paludismo.
  • En el hígado. Los parásitos pueden llegar al hígado, donde algunos tipos pueden permanecer inactivos hasta por un año.
  • En el torrente sanguíneo. Cuando los parásitos maduran, abandonan el hígado e infectan los glóbulos rojos. Cuando esto ocurre, las personas por lo general presentan los síntomas del paludismo.
  • Transmisión a la siguiente persona. Si un mosquito no infectado te pica en este momento del ciclo, se infectará con tus parásitos del paludismo y puede transmitirlos a la siguiente persona a la que pique.

Otros modos de transmisión

Debido a que los parásitos que causan el paludismo afectan los glóbulos rojos, las personas también pueden contraer paludismo exponiéndose a sangre infectada, lo que incluye:

  • De la madre al feto
  • Mediante transfusiones de sangre
  • Al compartir agujas usadas para inyectarse drogas

Factores de riesgo

El mayor factor de riesgo para la malaria es visitar o vivir en zonas tropicales donde la enfermedad es frecuente. Existen muchos subtipos diferentes de parásitos de malaria. La variedad que provoca las complicaciones más letales se encuentra, con mayor frecuencia, en los siguientes lugares:

  • Países africanos al sur del desierto del Sahara
  • Asia del Sur
  • Islas Salomón, Papúa Nueva Guinea y Haití

Riesgos de contraer una forma más grave de la enfermedad

Las personas que tienen mayor riesgo de tener una enfermedad grave incluyen:

  • Bebés y niños pequeños
  • Viajeros provenientes de áreas donde no hay malaria
  • Embarazadas y fetos

La pobreza, la falta de conocimiento o información, y el acceso insuficiente, o nulo, a los servicios de cuidado de la salud también contribuyen al número de muertes por malaria en todo el mundo.

La inmunidad puede disminuir

Los habitantes de una región afectada por el paludismo pueden estar expuestos a la enfermedad con tanta frecuencia que adquieren una inmunidad parcial, lo que puede disminuir la gravedad de los síntomas. Sin embargo, esta inmunidad parcial puede desaparecer si se trasladan a un país donde ya no están expuestos al parásito con tanta frecuencia.

Complicaciones

La malaria puede ser mortal, en especial, la variedad común en las zonas tropicales de África. Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades calculan que el 90 por ciento de las muertes por malaria ocurren en África; por lo general, en niños menores de 5 años.

En la mayoría de los casos, las muertes por malaria se relacionan con una o más complicaciones graves, incluidas las siguientes:

  • Malaria cerebral. Si las células sanguíneas infectadas de parásitos obstruyen los pequeños vasos sanguíneos del cerebro (malaria cerebral), pueden causar inflamación del cerebro o daño cerebral. La malaria cerebral puede provocar un coma.
  • Problemas respiratorios. La acumulación de líquido en los pulmones (edema pulmonar) puede causar dificultad para respirar.
  • Insuficiencia orgánica. La malaria puede provocar insuficiencia renal o hepática, o la rotura del bazo. Cualquiera de estas afecciones es potencialmente mortal.
  • Anemia. La malaria daña los glóbulos rojos, lo que puede provocar anemia.
  • Nivel bajo de azúcar en sangre. Las formas graves de malaria pueden causar un descenso del nivel de azúcar en sangre, al igual que la quinina (uno de los medicamentos más frecuentes para el tratamiento de la malaria). Un nivel muy bajo de azúcar en sangre puede provocar un coma o la muerte.

El paludismo puede ser recurrente

Algunas variedades del parásito del paludismo, que, en general, causan un grado leve de la enfermedad, persisten durante años y ocasionan recaídas.

Prevención

Si planeas viajar a una zona donde la malaria es frecuente, consulta con el médico algunos meses antes sobre los medicamentos que puedes tomar (antes y después del viaje, y durante este) para protegerte de los parásitos de la malaria.

En general, los medicamentos para prevenir la malaria son los mismos que se utilizan para tratar la enfermedad. Debes informarle al médico acerca de la zona a la que viajarás a fin de que te pueda recetar el medicamento más adecuado para el tipo de parásito de la malaria que se encuentra con más frecuencia en esa zona.

Aún no existen vacunas

Científicos de todo el mundo procuran desarrollar una vacuna segura y efectiva para tratar la malaria. Sin embargo, hasta ahora no se ha aprobado ninguna vacuna contra la malaria para uso en seres humanos.

Reducción de la exposición a los mosquitos

En los países donde es frecuente el paludismo, la prevención también comprende ahuyentar a los mosquitos de las personas. Algunas estrategias:

  • Rociar la casa. El tratamiento de las paredes de la casa con insecticida ayuda a matar a los mosquitos adultos que entran.
  • Dormir bajo un mosquitero. Se recomienda utilizar los mosquiteros, sobre todo si están tratados con insecticida, en especial, en el caso de embarazadas y niños pequeños.
  • Cubrirte la piel. Durante las horas de actividad de los mosquitos, que suelen ser desde el atardecer hasta el amanecer, usa pantalones y camisas de manga larga.
  • Rociar la ropa y la piel. Los aerosoles que contienen permetrina son seguros para aplicar sobre la ropa, mientras que para la piel, se pueden usar aerosoles que contengan DEET.

Jan. 03, 2018
References
  1. AskMayoExpert. Malaria. Rochester, Minn.: Fundación Mayo para la Educación e Investigación Médica; 2014.
  2. Longo DL, et al., eds. Malaria. En: Harrison’s Principles of Internal Medicine (Principios de Medicina Interna de Harrison). 19.ª ed. Nueva York, N.Y.: McGraw-Hill Education; 2015. http://accessmedicine.com. Último acceso: 6 de noviembre de 2015.
  3. Tintinalli JE, et al. Malaria. En: Tintinalli’s Emergency Medicine: A Comprehensive Study Guide (Medicina de urgencias de Tintinalli: guía de estudio exhaustiva). 7.ª ed. Nueva York, N.Y.: The McGraw-Hill Companies; 2011. http://www.accessmedicine.com. Último acceso: 6 de noviembre de 2015.
  4. Malaria. Merck Manual Professional Version (Versión para profesionales del Manual Merck). http://www.merckmanuals.com/professional/infectious-diseases/extraintestinal-protozoa/malaria. Último acceso: 6 de noviembre de 2015.
  5. Malaria. Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (Centers for Disease Control and Prevention). http://wwwnc.cdc.gov/travel/diseases/malaria. Último acceso: 6 de noviembre de 2015.
  6. Breman JG. Clinical manifestations of malaria (Manifestaciones clínicas de la malaria). http://www.uptodate.com/home. Último acceso: 6 de noviembre de 2015.
  7. Daily J. Treatment of uncomplicated falciparum malaria (Tratamiento de la malaria falciparum sin complicaciones). http://www.uptodate.com/home. Último acceso: 6 de noviembre de 2015.