Panorama general

Se habla de tos crónica cuando la tos dura 8 semanas o más en adultos, o 4 semanas en niños.

La tos crónica es más que una molestia. La tos crónica puede interrumpir el sueño y dejarte exhausto. Los casos graves de tos crónica pueden incluir vómitos, aturdimiento y hasta fracturas de costillas.

Aunque a veces puede ser difícil identificar el problema que provoca la tos crónica, las causas más frecuentes son el tabaquismo, el goteo nasal posterior, el asma y el reflujo de ácido estomacal. Por suerte, la tos crónica generalmente desaparece una vez tratado el problema no diagnosticado.

Síntomas

Una tos crónica puede ocurrir con otros signos y síntomas, que pueden incluir los siguientes:

  • Goteo o congestión nasal
  • Una sensación de líquido que baja por la parte posterior de la garganta (goteo posnasal)
  • Carraspeo frecuente de la garganta y dolor de garganta
  • Ronquera
  • Sibilancias y dificultad para respirar
  • Acidez estomacal o gusto agrio en la boca
  • En casos raros, tos con sangre

Cuándo debes consultar con un médico

Consulta a tu médico si tienes una tos que persiste durante semanas, especialmente una que produce esputo o sangre, perturba el sueño o afecta la escuela o el trabajo.

Causas

Una tos ocasional es normal, ya que ayuda a eliminar los irritantes y las secreciones de los pulmones y previene las infecciones.

Sin embargo, una tos que persiste por semanas generalmente es el resultado de un problema médico. En muchos casos, hay más de una causa.

Las siguientes causas, solas o combinadas, son responsables de la mayoría de los casos de tos crónica:

  • Goteo nasal posterior. Cuando la nariz o los senos paranasales producen un exceso de mucosidad, esta gotea por la parte posterior de la garganta y provoca el reflejo de la tos. Esta afección también se denomina síndrome de tos de las vías respiratorias superiores.
  • Asma. La tos relacionada con el asma puede aparecer o desaparecer en función de la estación del año, aparecer luego de una infección de vías respiratorias superiores o empeorar con la exposición al aire frío o ciertas sustancias químicas o fragancias. Existe un tipo de asma (variante tusígena del asma), en que la tos es el síntoma principal.
  • Enfermedad por reflujo gastroesofágico (ERGE). En esta afección frecuente, los ácidos del estómago vuelven al tubo que conecta el estómago con la garganta (esófago). La irritación constante puede provocar tos crónica. La tos, a su vez, empeora la ERGE, un círculo vicioso.
  • Infecciones. La tos puede continuar después de que otros síntomas de neumonía, gripe, resfrío u otras infecciones de las vías respiratorias superiores hayan desaparecido. Una causa frecuente, aunque muchas veces no identificada, de la tos crónica en adultos es la tos ferina. La tos crónica también puede ocurrir con infecciones micóticas del pulmón, infección de tuberculosis (TB) o infección pulmonar con organismos micobacterianos no tuberculosos.
  • Enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC). La EPOC, una enfermedad pulmonar inflamatoria crónica que produce la obstrucción del flujo de aire desde los pulmones, incluye bronquitis crónica y enfisema. La bronquitis crónica puede causar una tos que genera expectoración coloreada. El enfisema produce disnea y daña los alvéolos en los pulmones. La mayoría de las personas con EPOC son fumadores o exfumadores.
  • Medicamentos para la presión arterial. Se sabe que los inhibidores de la enzima convertidora de angiotensina, que suelen recetarse para la presión arterial alta y la insuficiencia cardíaca, causan tos crónica en algunas personas.

Con menos frecuencia, la tos crónica se puede producir por:

  • Aspiración (alimentos en adultos; cuerpos extraños en niños)
  • Bronquiectasia (vías respiratorias dañadas y dilatadas)
  • Bronquiolitis (inflamación de vías respiratorias muy pequeñas del pulmón)
  • Fibrosis quística
  • Reflujo laringofaríngeo (ácido estomacal que pasa a la garganta)
  • Cáncer de pulmón
  • Bronquitis eosinofílica no asmática (inflamación de las vías respiratorias no causada por el asma)
  • Sarcoidosis (grupos de células inflamatorias en diferentes partes del cuerpo, más comúnmente en los pulmones)
  • Fibrosis pulmonar idiopática (cicatrización crónica de los pulmones debido a una causa desconocida)

Factores de riesgo

Ser fumador o exfumador es uno de los principales factores de riesgo de la tos crónica. La exposición frecuente al humo pasivo también puede provocar tos y daño en los pulmones.

Complicaciones

Tener una tos persistente puede dejarte exhausto. La tos puede provocar diversos problemas, entre ellos:

  • Interrupción del sueño
  • Dolor de cabeza
  • Mareos
  • Vómitos
  • Transpiración excesiva
  • Pérdida del control de la vejiga (incontinencia urinaria)
  • Costillas fracturadas
  • Desmayo (síncope)

Dec. 14, 2019
  1. Cough. National Heart, Lung, and Blood Institute. https://www.nhlbi.nih.gov/health-topics/cough. Accessed May 8, 2019.
  2. Kasi AS, et al. Cough. Pediatrics in Review. 2019;40:157.
  3. Cough in adults. Merck Manual Professional Version. https://www.merckmanuals.com/professional/pulmonary-disorders/symptoms-of-pulmonary-disorders/cough-in-adults?query=cough. Accessed May 8, 2019.
  4. Cough in children. Merck Manual Professional Version. https://www.merckmanuals.com/professional/pediatrics/symptoms-in-infants-and-children/cough-in-children?query=cough. Accessed May 8, 2019.
  5. When to give kids medicine for coughs and colds. U.S. Food and Drug Administration. https://www.fda.gov/consumers/consumer-updates/when-give-kids-medicine-coughs-and-colds. Accessed May 8, 2019.
  6. Kellerman RD, et al. Cough. In: Conn's Current Therapy 2019. Philadelphia, Pa.: Elsevier; 2019. https://www.clinicalkey.com. Accessed May 8, 2019.
  7. Broaddus VC, et al., eds. Cough. In: Murray and Nadel's Textbook of Respiratory Medicine. 6th ed. Philadelphia, Pa.: Saunders Elsevier; 2016. https://www.clinicalkey.com. Accessed May 8, 2019.
  8. AskMayoExpert. Chronic cough. Rochester, Minn.: Mayo Foundation for Medical Education and Research; 2017.
  9. Use caution when giving cough and cold products to kids. U.S. Food and Drug Administration. https://www.fda.gov/drugs/special-features/use-caution-when-giving-cough-and-cold-products-kids. Accessed May 8, 2019.
  10. Thompson DA. Cough. In: Adult telephone protocols. 4th ed. Itasca, Ill.: American Academy of Pediatrics; 2018.
  11. Schmitt BD. Cough. In: Pediatric telephone protocols. 16th ed. Itasca, Ill.: American Academy of Pediatrics; 2018.
  12. Pappas DE. The common cold in children: Management and prevention. https://www.uptodate.com/contents/search. Accessed May 20, 2019.
  13. Green JL, et al. Safety profile of cough and cold medication use in pediatrics. Pediatrics. 2017;139:1.
  14. COPD. National Heart, Lung, and Blood Institute. https://www.nhlbi.nih.gov/health-topics/copd. Accessed May 28, 2019.
  15. Botulism: Prevention. Centers for Disease Control and Prevention. https://www.cdc.gov/botulism/prevention.html. Accessed June 4, 2019.
  16. Olson EJ (expert opinion). Mayo Clinic, Rochester, Minn. June 5, 2019.