Diagnóstico

Para diagnosticar un quiste de Bartolino, es probable que el médico:

  • Haga preguntas sobre tu historia clínica
  • Realice un examen pélvico
  • Tome una muestra de secreciones de la vagina o del cuello uterino para analizarla en busca de alguna infección de transmisión sexual
  • Recomiende analizar la masa (biopsia) para verificar si hay células cancerosas en caso de que transites el período posmenopáusico o de que tengas más de 40 años

Si el cáncer es una preocupación, el médico puede derivarte a un ginecólogo que se especialice en tipos de cáncer del aparato reproductor femenino.

Tratamiento

A menudo, un quiste de Bartolino no requiere ningún tratamiento, sobre todo si el quiste no causa ningún signo o síntoma. Cuando sea necesario, el tratamiento dependerá del tamaño del quiste, del nivel de malestar y de si está infectado, lo que puede provocar un absceso.

Las opciones de tratamiento que el médico puede recomendarte son:

  • Baños de asiento. Remojarse en una bañera llena de unas cuantas pulgadas de agua tibia (baño de asiento) varias veces al día durante tres o cuatro días puede ayudar a un pequeño quiste infectado a romperse y a drenar por sí solo.
  • Drenaje quirúrgico. Es posible que necesites cirugía para drenar un quiste que está infectado o es muy grande. El drenaje de un quiste se puede hacer con anestesia local o con sedación.

    Para el procedimiento, el médico hace una pequeña incisión en el quiste, lo que le permite drenar, y luego coloca un pequeño tubo de goma (catéter) en la incisión. El catéter permanece en el lugar durante un máximo de seis semanas para mantener la incisión abierta y facilitar el drenaje completo.

  • Antibióticos. El médico puede recetarte un antibiótico si el quiste está infectado o si los análisis muestran que tienes una infección de transmisión sexual. Pero si el absceso se drena adecuadamente, es posible que no necesites antibióticos.
  • Marsupialización. Si los quistes reaparecen o te molestan, un procedimiento de marsupialización puede ser útil. El médico coloca puntos de sutura a cada lado de una incisión de drenaje para crear una abertura permanente de menos de 1/4 de pulgada (unos 6 milímetros) de largo. Se puede insertar un catéter para estimular el drenaje durante unos días después del procedimiento y ayudar a prevenir la reaparición.

Rara vez, en los quistes persistentes que no son tratados con eficacia por los procedimientos ya mencionados, el médico puede recomendar una cirugía para quitar la glándula de Bartolino. Por lo general, la extirpación quirúrgica se realiza en el hospital con anestesia general. La extirpación quirúrgica de la glándula conlleva un mayor riesgo de sangrado o complicaciones después del procedimiento.

Estilo de vida y remedios caseros

El remojo diario en agua tibia, varias veces al día, puede ser adecuado para resolver un quiste de Bartolino o absceso infectado.

Después de un procedimiento quirúrgico para tratar un quiste o un absceso infectado, sumergirse en agua tibia es muy importante. Los baños de asiento ayudan a mantener la zona limpia, aliviar las molestias y promover el drenaje eficaz del quiste. Los analgésicos también pueden ser útiles.

Preparación para la consulta

Es probable que la consulta sea con el profesional de atención primaria o con un médico especializado en enfermedades que afectan a las mujeres (ginecólogo).

Lo que puedes hacer

Cómo prepararte para la consulta:

  • Anota tus síntomas, incluidos aquellos que parezcan no tener relación alguna con tu trastorno.
  • Haz una lista de los medicamentos, las vitaminas o los suplementos que tomes y las dosis de cada uno.
  • Lleva un cuaderno o un bloc de notas para anotar información durante la consulta.
  • Prepara preguntas para hacerle al médico, con las más importantes en primer lugar para asegurarte de poder hacerlas.

Para un quiste de Bartolino, las siguientes son algunas preguntas básicas que puedes hacerle al médico:

  • ¿Cuál es la causa más probable de mis síntomas?
  • ¿Qué tipo de pruebas podría necesitar?
  • ¿El quiste desaparecerá solo o necesitaré tratamiento?
  • ¿Cuánto tiempo debo esperar después del tratamiento para tener relaciones sexuales?
  • ¿Qué medidas de cuidado personal podrían ayudarme a aliviar los síntomas?
  • ¿El quiste volverá a aparecer?
  • ¿Tiene algún material impreso o folletos que pueda llevarme a casa? ¿Qué sitios web me recomienda?

No dudes en hacer otras preguntas que surjan durante la consulta.

Qué esperar de tu médico

Entre las posibles preguntas que puede hacerte el médico se incluyen las siguientes:

  • ¿Hace cuánto tiempo que presentas los síntomas?
  • ¿Qué tan graves son tus síntomas?
  • ¿Sientes dolor durante las relaciones sexuales?
  • ¿Sientes dolor durante las actividades diarias normales?
  • ¿Hay algo que mejore tus síntomas?
  • ¿Hay algo que empeore tus síntomas?
Sept. 21, 2018
References
  1. Maldonado VA, et al. Benign vulvar tumors. Best Practice and Research Clinical Obstetrics and Gynaecology. 2014;28:1088.
  2. Chen KT. Disorders of Bartholin's gland. http://www.uptodate.com/home. Accessed Jan. 11, 2015.
  3. Bope ET, et al. Conn's Current Therapy. Philadelphia, Pa.: Saunders Elsevier; 2015. http://www.clinicalkey.com. Accessed Jan. 11, 2015.
  4. Mayeaux EJ, et al. Vulvar procedures: Biopsy, Bartholin abscess treatment, and condyloma treatment. Obstetrics and Gynecology Clinics of North America. 2013;40:759.
  5. Laughlin-Tommaso S (expert opinion). Mayo Clinic, Rochester, Minn. Jan. 15, 2015.
  6. AskMayoExpert. Bartholin cyst. Rochester, Minn.: Mayo Foundation for Medical Education and Research; 2018.