A continuación, instrucciones generales para usar un inhalador de polvo seco.

Para empezar, sostén el disco nivelado con una mano. Con la otra mano, coloca el pulgar en el agujero adecuado y empújalo en dirección opuesta a ti tanto como se pueda. La boquilla aparecerá y se encajará en su sitio.

Mantén el disco en posición horizontal. De nuevo, con tu pulgar, desliza la palanca en dirección opuesta a ti hasta que haga clic.

El disco está listo para liberar la medicación.

Coloca los labios sobre la boquilla. Inhala rápida y profundamente por la boca, no por la nariz. Después de inhalar, retira el disco de la boca y mantén la respiración durante un máximo de 10 segundos.

Para cerrar el disco, coloca el pulgar en el agujero y deslízalo de vuelta hacia ti tanto como se pueda. El disco hará clic al cerrarse y la palanca volverá a su posición inicial automáticamente. El disco está listo para tu siguiente dosis.

Es posible que tu inhalador venga con instrucciones un poco diferentes. Pídele una demostración a tu médico.

Sept. 24, 2021