Las células saludables crecen y se dividen de manera ordenada. Las mutaciones en ciertos genes pueden causar que las células continúen dividiéndose aun cuando no se necesiten nuevas células. En el colon y el recto, este crecimiento irregular puede causar la formación de pólipos.

Los pólipos pueden desarrollarse en cualquier lugar de tu intestino. Por lo general, cuanto más grande sea el pólipo, mayor la probabilidad de cáncer.

Aug. 12, 2014