La mayoría de las personas infectadas con ascariosis no tiene síntomas. Las infestaciones moderadas a intensas provocan distintos síntomas según la parte del cuerpo afectada.

En los pulmones

Una vez que ingieres huevos microscópicos de ascariosis, estos se incuban en el intestino delgado y luego las larvas se trasladan a través del torrente sanguíneo o el sistema linfático hasta los pulmones. En este estadio, puedes presentar signos y síntomas similares a los del asma o la neumonía, entre ellos:

  • Tos persistente
  • Dificultad para respirar
  • Silbido al respirar

Después de estar de 6 a 10 días en los pulmones, las larvas se dirigen a la garganta, donde las toses y luego las tragas.

En los intestinos

Dentro del intestino delgado, las larvas maduran y se convierten en lombrices adultas, las cuales suelen vivir en los intestinos hasta que mueren. En la ascariosis leve o moderada, la infestación intestinal puede causar:

  • Dolor abdominal leve
  • Náuseas y vómitos
  • Diarrea o heces con sangre

Si tienes una gran cantidad de lombrices en el intestino, es posible que tengas:

  • Dolor abdominal intenso
  • Fatiga
  • Vómitos
  • Pérdida de peso o desnutrición
  • Una lombriz en el vómito o en las heces

Cuándo consultar con el médico

Consulta con tu médico si tienes dolor abdominal persistente, diarrea o náuseas.

April 23, 2015