Panorama general

Una biopsia con aguja es un procedimiento que permite obtener una muestra de células del cuerpo para hacer análisis de laboratorio. Los procedimientos convencionales de biopsia por punción incluyen la aspiración con aguja fina y la biopsia con aguja gruesa. La biopsia con aguja se puede usar para tomar muestras de líquido o tejido de los músculos, huesos y otros órganos, como el hígado o los pulmones.

Por qué se hace

Es posible que el médico sugiera una biopsia con aguja para facilitar el diagnóstico de un trastorno médico o para descartar una enfermedad o trastorno. También se puede usar una biopsia con aguja para evaluar el progreso de un tratamiento.

La muestra de la biopsia con aguja puede ayudar al médico a determinar cuál es la causa de lo siguiente:

  • Una masa o bulto. Una biopsia con aguja puede revelar si una masa o bulto es un quiste, una infección, un tumor benigno o cáncer.
  • Una infección. Los análisis de una biopsia con aguja pueden ayudar a los médicos a determinar qué gérmenes causan una infección y así poder usar los medicamentos más efectivos.
  • Inflamación. La muestra de una biopsia con aguja puede revelar qué provoca la inflamación y qué tipos de células se ven afectadas.

También es posible que realicen pruebas de diagnóstico por imágenes, como una exploración por tomografía computarizada o una ecografía, antes de la biopsia con aguja. Algunas veces, estas pruebas también se usan durante el procedimiento de la biopsia con aguja para ubicar con más precisión el área donde esta se realiza.

Riesgos

La biopsia con aguja conlleva un pequeño riesgo de sangrado e infección en el sitio donde se insertó la aguja. Puede preverse un dolor leve después de la biopsia con aguja; aunque, por lo general, se puede controlar con analgésicos de venta libre o medicamentos con prescripción.

Llama a tu médico si presentas alguno de estos síntomas:

  • Fiebre
  • Dolor en el sitio de la biopsia que empeora y que no mejora con los medicamentos
  • Hinchazón en el sitio de la biopsia
  • Supuración del sitio de la biopsia
  • Sangrado que no se detiene con la presión ni con un vendaje

Cómo prepararte

La mayoría de los procedimientos de biopsia con aguja no requieren ninguna preparación de tu parte.

Sin embargo, es posible que te pidan que suspendas los medicamentos anticoagulantes, como warfarina (Coumadin) o aspirina, los días anteriores a la biopsia. El médico puede pedirte que no comas ni bebas antes del procedimiento, según la parte del cuerpo donde se realice la biopsia.

Preparación para la sedación o anestesia general

En algunos casos, podrías recibir sedantes por vía intravenosa (i. v.) o anestésico general antes de la biopsia con aguja. Si este es el caso, el médico podría pedirte que ayunes el día anterior al procedimiento. Informa a tu médico sobre los medicamentos que estés tomando, debido a que podrías necesitar suspender ciertos medicamentos antes de recibir la anestesia.

No podrás volver al trabajo de inmediato si se realiza la biopsia con aguja con sedación por vía intravenosa o anestesia general. Según tus labores, es posible que puedas volver a trabajar en 24 horas. Consulta a tu médico cuándo es seguro volver a trabajar.

Haz los arreglos necesarios o pide a amigos o familiares que:

  • Te lleven a tu casa
  • Permanezcan contigo durante 24 horas
  • Te ayuden con los quehaceres domésticos durante uno o dos días

Qué esperar

Durante la biopsia con aguja

El equipo de atención médica te colocará de tal forma que el médico pueda acceder con facilidad al área donde se insertará la aguja. Es posible que te pidan que te acuestes sobre la mesa.

En determinados casos, podrías someterte a procedimientos de imágenes, como exploración por tomografía computarizada o ecografía. Estos procedimientos le permiten al médico observar el área objetivo y planificar la mejor forma de proceder. Los procedimientos de imágenes se realizan a veces antes de la biopsia con aguja y otras veces durante la biopsia. El tipo de procedimiento de imágenes al que te someterás, si lo hubiera, dependerá de la parte del cuerpo donde se haga la biopsia.

El equipo de atención médica te limpiará el área del cuerpo donde se insertará la aguja. Es posible que te inyecten un anestésico en la piel alrededor del área para dormirla. En algunos casos, recibirás un sedante por vía intravenosa (i. v.) u otro medicamento para que te relajes durante el procedimiento. En algunas ocasiones, se utiliza anestesia general durante una biopsia con aguja. Si este es el caso, recibirás medicamentos a través de una vena del brazo que te relajará y te pondrá en un estado de sueño.

Durante la biopsia con aguja, el médico guía una aguja a través de la piel hasta el área de interés. Se obtiene una muestra de células y se retira la aguja. Este proceso puede repetirse varias veces hasta que se obtenga la cantidad suficiente de células.

Los tipos frecuentes de técnicas de biopsia con aguja incluyen:

  • Aspiración con aguja fina. En este tipo de biopsia con aguja, se utiliza una aguja delgada y hueca para extraer células del cuerpo.
  • Biopsia con aguja gruesa. En este tipo de biopsia con aguja, se utiliza una aguja más gruesa que en la aspiración con aguja fina. La aguja utilizada durante una biopsia con aguja gruesa es un tubo hueco que permite que el médico extraiga un núcleo de tejido para análisis.

Es posible que experimentes una molestia leve durante la biopsia con aguja, como una sensación de presión en el área. Informa al equipo de atención médica si te sientes incómodo.

Después de la biopsia con aguja

El procedimiento de biopsia con aguja estará completo una vez que el médico haya extraído una cantidad suficiente de células o tejido para analizar. Se envía la muestra de biopsia a un laboratorio para su análisis. Los resultados pueden estar disponibles en algunos días, aunque es posible que los análisis más técnicos demoren más tiempo. Pregúntale a tu médico cuánto tiempo debes esperar.

El equipo de atención médica podría colocarte un vendaje en el área donde se insertó la aguja. Es posible que te indiquen que apliques presión en el vendaje durante varios minutos para asegurarte de que el sangrado sea mínimo.

En la mayoría de los casos, puedes irte cuando el procedimiento de biopsia con aguja esté completo. Que puedas irte de inmediato o tengas que permanecer en observación dependerá de la parte del cuerpo en la que te hicieron la biopsia. En algunos casos, es posible que el equipo de atención médica quiera observarte durante algunas horas para asegurarse de que no tengas complicaciones después de la biopsia. Si recibiste un sedante por vía intravenosa o anestésico general, te llevarán a un lugar cómodo para que te relajes mientras que pasa el efecto del medicamento.

Programa tomarte las cosas con calma el resto del día. Protege el área donde se realizó la biopsia con aguja manteniendo el vendaje en su lugar durante el tiempo indicado. Es posible que sientas un poco de dolor o molestia leve en el área, pero esto tendría que solucionarse en uno o dos días.

Resultados

Los patólogos, médicos que se especializan en el estudio de células y muestras de tejidos en busca de señales de enfermedades, estudiarán las muestras de biopsia en el laboratorio y harán un diagnóstico. Los patólogos elaborarán un informe patológico para tu médico. Una vez que tu médico reciba el informe, se comunicará contigo para darte los resultados.

Puedes solicitarle a tu médico una copia de tu informe patológico. Por lo general, los informes patológicos contienen términos técnicos, por lo que podría resultarte útil que el médico lo vea contigo.

Tu informe patológico podría incluir lo siguiente:

  • Una descripción de la muestra de biopsia. Esta sección del informe patológico, a veces denominada descripción macroscópica, describe la muestra de biopsia en general. Por ejemplo, podría describir el color y la consistencia de los tejidos o líquidos extraídos mediante el procedimiento de biopsia con aguja. También podría indicar cuántas extensiones se entregaron para análisis de laboratorio.
  • Una descripción de las células. Esta sección del informe patológico describe la forma en que las células aparecen debajo del microscopio. Esta sección podría incluir la cantidad y el tipo de células observadas. También podría incluir información sobre los tintes especiales que se utilizaron para estudiar las células a fin de recopilar más información sobre el diagnóstico y los mejores tratamientos.
  • El diagnóstico del patólogo. Esta sección del informe patológico menciona el diagnóstico del patólogo. Además, puede incluir comentarios como, por ejemplo, si se recomiendan otros análisis.

Los resultados de la biopsia con aguja determinarán las medidas que se tomarán para la atención médica. Habla con tu médico sobre el significado de tus resultados.