Descripción general

Un ecocardiograma usa ondas sonoras para producir imágenes del corazón. Esta prueba común le permite al médico ver cómo el corazón late y bombea sangre. El médico puede usar las imágenes de un ecocardiograma para identificar enfermedades cardíacas.

Según la información que el médico necesite, puede realizarte uno de varios tipos de ecocardiogramas. Cada tipo de ecocardiograma implica algunos riesgos o ninguno.

Por qué se realiza

Es posible que el médico sugiera una ecocardiografía para lo siguiente:

  • Detectar problemas en las válvulas o las cavidades del corazón.
  • Controlar si los problemas cardíacos son la causa de síntomas como la falta de aliento o el dolor de pecho.
  • Detectar defectos cardíacos congénitos antes del nacimiento (ecocardiografía fetal).

El tipo de ecocardiografía que se realice depende del tipo de información que el médico necesite.

Ecocardiografía transtorácica

En este tipo estándar de ecocardiografía:

  • Un técnico (ecografista) coloca el gel en un dispositivo (transductor).
  • El ecografista presiona el transductor firmemente contra tu piel y apunta un haz ecográfico a través del pecho hasta el corazón.
  • El transductor registra los ecos de las ondas sonoras que provienen de tu corazón.
  • Una computadora convierte los ecos en imágenes en movimiento en un monitor.

Si los pulmones o las costillas bloquean la visión, es posible que sea necesario inyectarte una pequeña cantidad de un ecopotenciador por vía intravenosa. El ecopotenciador, que generalmente es seguro y bien tolerado, hará que las estructuras del corazón se vean con más claridad en un monitor.

Ecocardiografía transesofágica

Si el médico necesita imágenes más detalladas o resulta difícil obtener una imagen clara del corazón con una ecocardiografía estándar, puede recomendar una ecocardiografía transesofágica.

En este procedimiento:

  • Te anestesiarán la garganta y te darán medicamentos para ayudar a que te relajes.
  • Un tubo flexible que contiene un transductor se introduce por la garganta y recorre el conducto que conecta la boca con el estómago (el esófago).
  • El transductor registra los ecos de las ondas sonoras que provienen de tu corazón.
  • Una computadora convierte los ecos en imágenes de movimiento detalladas de tu corazón, que el médico puede ver en un monitor.

Ecocardiografía Doppler

Cuando las ondas sonoras rebotan en las células sanguíneas que fluyen por los vasos sanguíneos y el corazón, cambian el tono. Estos cambios (señales Doppler) pueden ayudarle al médico a medir la velocidad y la dirección del flujo sanguíneo en el corazón.

Generalmente, las técnicas Doppler se utilizan en las ecocardiografías transtorácicas y transesofágicas. Las técnicas Doppler también pueden usarse para controlar los problemas en el flujo sanguíneo y la presión arterial en las arterias del corazón que las ecografías tradicionales podrían no detectar.

El flujo sanguíneo que aparece en el monitor está coloreado para ayudar al médico a detectar problemas.

Ecocardiografía de esfuerzo

Algunos problemas cardíacos, particularmente los que involucran las arterias que aportan sangre al músculo cardíaco (arterias coronarias), se producen solo durante la actividad física. El médico podría recomendar una ecocardiografía de esfuerzo para detectar problemas en las arterias coronarias. Sin embargo, la ecocardiografía no puede proporcionar información sobre bloqueos en las arterias coronarias.

En una ecocardiografía de esfuerzo:

  • Se toman imágenes ecográficas del corazón antes e inmediatamente después de que caminas en una cinta o pedaleas en una bicicleta fija.
  • Si no puedes hacer ejercicios, te pueden aplicar una inyección de un medicamento para hacer que tu corazón bombee los más rápido posible, como si estuvieras haciendo ejercicios.

More Information

Riesgos

Riesgos

En una ecocardiografía transtorácica no se corren riesgos. Puedes sentir alguna molestia cuando se apoya el transductor firmemente sobre el pecho. La firmeza es necesaria para obtener las mejores imágenes del corazón.

Si te realizan una ecocardiografía transesofágica, puedes sentir irritación en la garganta durante algunas horas luego de realizada la prueba. El tubo puede raspar el interior de la garganta, pero esto no sucede con frecuencia. Durante la prueba, se controlará el nivel de oxígeno para detectar cualquier problema respiratorio causado por el sedante.

Durante una ecocardiografía de esfuerzo, la ejercitación o los medicamentos, no la ecocardiografía en sí, pueden causar latidos irregulares de manera temporal. Es poco frecuente presentar alguna complicación grave, como un ataque cardíaco.

Cómo prepararse

Alimentos y medicamentos

No se requiere ninguna preparación especial para un ecocardiograma transtorácico estándar. Puedes comer, beber y tomar medicamentos como lo harías normalmente.

Si te realizas un ecocardiograma transtorácico, el médico te pedirá que no comas por varias horas antes de la prueba.

Otras precauciones

Si te realizan una ecocardiografía transesofágica, no podrás conducir un automóvil después del procedimiento, a causa de los medicamentos que probablemente te aplicarán. Asegúrate de que alguien te lleve a tu casa.

Lo que puedes esperar

Durante el procedimiento

Una ecocardiografía se puede realizar en el consultorio del médico o en un hospital.

Para una ecocardiografía transtorácica estándar:

  • Tendrás que desvestirte de la cintura para arriba y recostarte sobre una cama o una camilla de examen.
  • El técnico colocará parches adhesivos (electrodos) sobre el cuerpo para ayudar a detectar y conducir las corrientes eléctricas del corazón.
  • El técnico también aplicará un gel al transductor que mejora la conducción de las ondas sonoras.
  • El técnico moverá el transductor de un lado a otro sobre el pecho para registrar imágenes a partir de los ecos de las ondas sonoras del corazón. Tal vez escuches un silbido pulsátil, que es el registro ecográfico del flujo de la sangre a través del corazón.
  • Es posible que te pidan que respires de determinada manera o que gires sobre tu lado izquierdo.

Si te hacen una ecocardiografía transesofágica:

  • Te insensibilizarán la garganta con un aerosol o gel.
  • Te administrarán un sedante para ayudar a relajarte.
  • Se guiará un tubo que contiene el transductor por la garganta hasta el esófago y se ubicará para obtener imágenes del corazón.

La mayoría de las ecocardiografías duran menos de una hora. Después de una ecocardiografía transesofágica, es posible que te controlen durante algunas horas en el consultorio del médico o en el hospital.

Después del procedimiento

La mayoría de las personas pueden retomar sus actividades diarias normales después de una ecocardiografía.

Si la ecocardiografía es normal, no se necesitarán nuevas pruebas. Si los resultados son preocupantes, es posible que te deriven a un médico especialista en enfermedades cardíacas (cardiólogo) para que te realice más exámenes.

Resultados

La información de una ecocardiografía puede indicar lo siguiente:

  • Cambios en el tamaño del corazón. El debilitamiento o los daños en las válvulas cardíacas, la presión arterial alta u otras enfermedades pueden hacer que las cavidades del corazón se agranden o que las paredes del corazón se engrosen de forma anormal.
  • Fuerza de bombeo. Las mediciones que se obtienen en una ecocardiografía incluyen el porcentaje de sangre que se bombea de un ventrículo lleno con cada latido (fracción de eyección) y el volumen de sangre que bombea el corazón en un minuto (gasto cardíaco). Si el corazón no bombea suficiente sangre para satisfacer las necesidades del cuerpo, pueden presentarse síntomas de insuficiencia cardíaca.
  • Daño del músculo cardíaco. Una ecocardiografía ayuda al médico a determinar si todas las partes de la pared cardíaca contribuyen normalmente a la actividad de bombeo del corazón. Las áreas del corazón que se mueven con debilidad pueden haber sufrido daños durante un ataque cardíaco o recibir muy poco oxígeno.
  • Problemas de las válvulas. Una ecocardiografía puede ayudar al médico a determinar si las válvulas cardíacas se abren lo suficiente para permitir un flujo sanguíneo apropiado o si se cierran completamente para evitar la filtración de sangre.
  • Defectos cardíacos. En una ecocardiografía se pueden observar problemas en las cavidades del corazón, conexiones anormales entre el corazón y los vasos sanguíneos principales y defectos cardíacos complejos presentes en el nacimiento.

Estudios clínicos

Explora los estudios de Mayo Clinic para exámenes y procedimientos al aprender los investigadores cómo mantener sana a la gente en la práctica clínica.

Jan. 24, 2019
References
  1. Bonow RO, et al., eds. Echocardiography. In: Braunwald's Heart Disease: A Textbook of Cardiovascular Medicine. 11th ed. Philadelphia, Pa.: Saunders Elsevier; 2019. https://www.clinicalkey.com. Accessed Sept. 2, 2018.
  2. Goldman L, et al., eds. Echocardiography. In: Goldman-Cecil Medicine. 25th ed. Philadelphia, Pa.: Saunders Elsevier; 2016. https://www.clinicalkey.com. Accessed Sept. 2, 2018.
  3. Zitelli BJ, et al. Cardiography. In: Zitelli and Davis' Atlas of Pediatric Physical Diagnosis. 7th ed. Philadelphia, Pa.: Elsevier; 2018. https://www.clinicalkey.com. Accessed Sept. 2, 2018.
  4. Echocardiography. National Heart, Lung, and Blood Institute. https://www.nhlbi.nih.gov/health-topics/echocardiography. Accessed Sept. 2, 2018.
  5. Mankad R (expert opinion). Mayo Clinic, Rochester, Minn. Sept. 26, 2018.