Si intentaste dejar de fumar de forma abrupta otras veces y no te dio resultado, tal vez, te convenga iniciar el proceso reduciendo el consumo de tabaco progresivamente. Para reducir el consumo progresivamente: 1. Pospón el primer cigarrillo del día. 2. Solo fuma la mitad de cada cigarrillo. 3. Alarga progresivamente el tiempo entre un cigarrillo y otro. 4. Compra solo un paquete de cigarrillos por vez. 5. Sustituye un descanso para fumar al día por actividad física. Avanza sobre cada logro hasta que dejes de fumar por completo.

April 20, 2020