¿Puede la comida rápida ser parte de un plan de alimentación saludable? Claro, si eliges tu comida rápida con sabiduría y solo ocasionalmente. Como acompañamiento, aprovecha las opciones saludables que se ofrecen en muchos restaurantes de comida rápida. Por ejemplo, en lugar de papas fritas, pide una ensalada con aderezo bajo en grasa o una papa al horno. O agrega una copa de frutas o una opción de fruta y yogur a tu comida. Otras opciones saludables incluyen rebanadas de manzana o naranja, maíz en mazorca (choclo), arroz al vapor o papas al horno.

Dec. 14, 2019