La etiqueta recientemente renovada hace que sea más fácil que nunca elegir alimentos saludables. Obtén información de un dietista de Mayo Clinic.

Escrito por el personal de Mayo Clinic

Se hizo más fácil elegir alimentos saludables en el nuevo año. La etiqueta de información nutricional que aparece en todos los alimentos empaquetados fue renovada teniendo en cuenta tus necesidades, el primer gran cambio de imagen desde 1994. Esto es lo que necesitas saber, según la dietista de Mayo Clinic, Angie Murad.

Algunos alimentos contienen azúcares naturales, como las frutas, los productos lácteos y los granos. Pero muy a menudo, los alimentos que comemos contienen azúcares añadidos, y demasiados. El exceso de azúcar aumenta el riesgo de problemas de salud crónicos como la obesidad, la diabetes tipo 2 y las enfermedades cardíacas. Para ayudarte a ver exactamente cuánta azúcar natural y añadida contiene un alimento, la etiqueta de información nutricional ahora incluye un renglón solo para los azúcares añadidos. El Departamento de Agricultura de los Estados Unidos recomienda que no más del 10 % de las calorías diarias provengan del azúcar agregada. Otras organizaciones, como la Asociación Estadounidense del Corazón, recomiendan incluso menos.

Para el control de peso, las calorías que entran frente a las que salen siguen siendo el estándar de oro. La nueva etiqueta incluye cambios que ayudan a que el conteo de calorías sea más preciso:

  • Un gran y audaz conteo de calorías. Es más fácil encontrar el número de calorías por porción; solo hay que buscar el número más grande en la etiqueta.
  • Tamaño de la porción realista. En la antigua etiqueta de información nutricional, el tamaño de la porción representaba la cantidad de comida que probablemente deberías comer. Por ejemplo, el tamaño de la porción de helado solía ser de 1/2 taza. Pero el tamaño de la porción de los estadounidenses ha aumentado con los años. Así que para ayudarte a calcular el número de calorías que realmente consumes, la nueva etiqueta enumera el tamaño de la porción que probablemente comas. El nuevo tamaño de la porción de helado es de 2/3 de taza.
  • No se requieren matemáticas. Los paquetes que parecen ser de una sola porción (como una botella de refresco o una lata de sopa) suelen contener más de una porción. Anteriormente, había que multiplicar el número de calorías por el número de porciones para saber cuántas calorías contenía todo el paquete. En la nueva etiqueta, se requiere que los nutrientes se etiqueten como una porción porque la gente típicamente la consume en una sola sesión. En algunos casos, puedes encontrar una etiqueta nutricional con dos columnas: una columna mostrará los valores diarios de la porción recomendada (como ocho papas), y la otra mostrará la cantidad diaria de toda la bolsa de papas.

Investigaciones recientes demuestran que el tipo de grasa que se ingiere es más importante que la cantidad. Así que en la nueva etiqueta, el renglón de "calorías provenientes de la grasa" fue eliminado. Todavía se puede encontrar información sobre la cantidad en gramos y el valor porcentual diario tanto para las grasas saturadas como para las grasas trans. Eso es porque la ingesta excesiva de estos tipos de grasas puede aumentar el riesgo de enfermedades cardíacas. Intenta limitar las grasas saturadas a menos del 10 % de tus calorías diarias. Las grasas trans no parecen tener ningún beneficio conocido para la salud y los expertos recomiendan mantener su consumo lo más bajo posible.

La vitamina D, el potasio, el calcio y el hierro se deben indicar en la nueva etiqueta. Se agregó la información sobre la vitamina D y el potasio porque las investigaciones indican que los estadounidenses no siempre consumen lo suficiente de estos nutrientes. Las deficiencias de vitamina A y vitamina C son raras hoy en día, por lo que son opcionales en la nueva etiqueta. La nueva etiqueta también incluirá la cantidad real (en miligramos o microgramos) junto con el valor porcentual diario.

La etiqueta nueva ya está apareciendo en muchos productos. Pero probablemente este año veas una mezcla de las etiquetas viejas y nuevas. Se exigió a los grandes fabricantes de alimentos que a partir del 1.º de enero de 2020 usaran la etiqueta nueva. Sin embargo, las empresas más pequeñas tienen hasta el 1.º de enero de 2021 para hacer el cambio.

July 29, 2021